Suenen Dulces Himnos

suenen-dulces-himnos¡Gloria a Dios en las alturas, y en la tierra paz, buena voluntad para con los hombres! Lucas 2:8-15

El pastor estadounidense William O. Cushing (1893-1902) fue el autor de este himno. El reverendo Cushing escribió alrededor de 300 himnos cristianos, luego de su retiro como pastor. George F. Root (1820-1895) originario de Estados Unidos, doctor en música, fue quien compuso la tonada “Ring the bells of heaven”, melodía que acompaña a este himno. La traducción al español la realizó el español Juan Bautista Cabrera (1837-1916).

SUENEN DULCES HIMNOS

¡Suenen dulces himnos gratos al Señor

Y óiganse en concierto universal!

Desde el alto cielo baja el Salvador

Para beneficio del mortal.

Coro:
¡Gloria!, ¡gloria sea a nuestro Dios!

¡Gloria!, Sí, cantemos a una voz.

Y el cantar de gloria que se oyó en Belén,

Sea nuestro cántico también.

 
Montes y collados fluyan leche y miel,

Y abundancia esparzan y solaz.

Gócense los pueblos, gócese Israel,

Que a la tierra viene ya la paz.

Salte de alegría lleno el corazón,

La abatida y pobre humanidad;

Dios se compadece viendo su aflicción

Y le muestra buena voluntad.

Lata en nuestros pechos noble gratitud

Hacia quien nos brinda redención;

Y a Jesús el Cristo, que nos da salud,

Tributemos nuestra adoración.

CONTEXTO DEL TEXTO

2.8 Dios continúa revelando a su Hijo, pero no a los que esperaríamos. Lucas narra que el nacimiento de Jesús se les anunció a los pastores de la región. Estos quizás eran los abastecedores de ovejas para los sacrificios en el templo, ofrecidos para el perdón de los pecados. Los ángeles invitaron a estos pastores a recibir al Cordero de Dios (Jn. 1:36) que quitaría los pecados de todo el mundo para siempre.

2.8-15 ¡Qué anuncio de nacimiento! Los pastores se aterrorizaron, pero su temor se convirtió en gozo al recibir de los ángeles el anuncio del nacimiento del Mesías. Primero corrieron a ver a la criatura; luego divulgaron la noticia. Jesús es su Mesías, su Salvador. ¿Procura reunirse con El cada día mediante la oración y la Palabra? ¿Ha descubierto usted a un Dios tan maravilloso que no puede dejar de testificar de su gozo a sus amigos?

ENSEÑANZA

  1. Que Dios siempre manifiesta su plan a los que tienen sensible su corazón.
  2. Que los pastores recibieron la noticia de la buena nueva.
  3. Los ángeles lo anunciaron y lo hicieron con cánticos y alabanzas. 

ORACIÓN

Señor Dios, gracias por manifestar tu gloria a los humildes, a los vulnerables, porque es parte de tu plan llamar a lo más vil y sencillo del mundo para sorprender y manifestarte a los poderosos. Sabemos que no es fácil, sin embargo, tú siempre tienes el control de todo, de nuestras vidas como instrumentos, y de los corazones negros y duros para horadar sus vidas y transformarlas. Señor, en estos días nos unimos al cántico celestial con motivo del recuerdo del anuncio del nacimiento de tu Hijo amado Jesucristo. Permite que el anuncio sea novedad en varias vidas que hoy están inmersas en sus negocios sucios, en sus tretas y en sus inmoralidades tanto personales como sociales. En el nombre de tu Hijo, Amén.

juan_pluma

2 comentarios sobre “Suenen Dulces Himnos

Los comentarios están cerrados.