Num.38, 14 deAbril, 2012

Editorial

Núm. 38. Puebla, Pue. 14 de Abril, 2012

La gloria y verdad de la resurrección

De no haber mediado la resurrección de Jesús,

la Iglesia cristiana jamás habría existido.

En el Credo Apostólico aparecen dos impresionantes frases relativas a Jesucristo: «Padeció bajo el poder de Poncio Pilato; fue crucificado, muerto y sepultado». Así se expresa, en forma condensada, toda la crudeza de la humillación de Cristo. Si tales frases fuesen las últimas del credo, la confesión de fe cristiana sería un enigma nebuloso. El final del ministerio de Jesús podría interpretarse como una tragedia desconsoladora, como el derrumbe de un cúmulo de esperanzas gloriosas. Y como un misterio torturador.

La carrera del Maestro admirado, santo, obrador de milagros, compasivo, revelador del Padre, dominador de las fuerzas demoníacas, anunciador y promotor del Reino de Dios  ¿había de morir como un vulgar malhechor? Su grandeza indiscutible ¿había de concluir en la oscuridad fría de un sepulcro? El que había salvado a otros de la muerte ¿no podía salvarse a sí mismo?  Las fuerzas del Reino ¿no podían acabar con todos los poderes enemigos? La fe y las esperanzas de los discípulos ¿habían de concluir en el más cruel de los desengaños? ¡Cuánta amargura rezuman las palabras de los discípulos de Emaús cuando regresaban de Jerusalén a su aldea: «Nosotros esperábamos que él sería el que redimiera a Israel» (Lc.24:21)! Pero después de lo acontecido ¿qué podían esperar?

De igual modo, ¿qué esperanza podría tener hoy un cristiano si hubiese de creer en un Cristo «muerto y sepultado»? ¿Quién ensalzaría su gloria? Sólo podría pensarse en lo patético de su tragedia. Y quienes todavía mantuviesen su adhesión al Crucificado serían, en palabras del apóstol Pablo, «los más dignos de conmiseración de todos los hombres» (1Co.15:19).

Pero el Credo no se cierra con la palabra «sepultado». Añade: «Resucitó de entre los muertos, ascendió a los cielos y está sentado a la diestra de Dios…». Con estas frases destaca lo más trascendental en la historia de la salvación. Inseparable del mensaje de la cruz, y juntamente con él, la proclamación de la exaltación de Jesús constituye el eje del Evangelio. En esa proclamación sobresalen cuatro puntos esplendorosos: la resurrección de Jesús, su ascensión a los cielos, su sesión a la diestra de Dios y su futura venida en gloria. De estas cuatro realidades gloriosas nos centraremos en la primera: la resurrección de Cristo.

LA RESURRECCIÓN DE CRISTO, EL MAYOR MILAGRO

Obviamente nos hallamos ante un milagro, el más grande en la experiencia de Jesús. Como el resto de sus milagros, ha sido blanco de la crítica histórica, radicalmente positivista. Asumiendo la negación de todo milagro propugnada por D. Strauss, se han ido sucediendo las más inverosímiles teorías: que Jesús no llegó a morir realmente, sino que sufrió un desmayo del que se recuperó en la quietud silenciosa del sepulcro; que los discípulos habían robado el cuerpo; que habían sufrido una alucinación a causa de su excitación emocional, etc., etc.  Cualquier inciso apologético nos parece aquí innecesario. Basta decir que cualquiera de las objeciones que suelen oponerse a la veracidad histórica de la resurrección de Cristo, si se examina sin prejuicios, es mucho menos creíble que lo narrado por los evangelistas.

Frente a todas ellas se alza un hecho innegable: cuando el cuerpo de Jesús fue sepultado los discípulos estaban moralmente destrozados. Sus creencias sobre el carácter mesiánico de Jesús se conmovían. ¿Era verdaderamente el «Ungido» o habrían de esperar a otro, como un día pensó Juan el Bautista? A la incomprensión y la duda se unía en ellos el temor. El grupo de los más fieles se reuniría en una casa para llorar su dolor y su frustración; pero con las puertas cerradas (Jn.20:19 ). Sus mentes y sus corazones estaban literalmente asolados. Se había secado su esperanza. ¿Y este puñado de seguidores habría sido capaz de enfrentarse a la hostilidad del Sanedrín si Jesús hubiera seguido muerto? ¿Arriesgarían su vida por defender una mentira? ¿Quién puede creerlo?

LA RESURRECCIÓN DE CRISTO, BASE DE LA IGLESIA Y LA FE

De no haber mediado la resurrección de Jesús, la Iglesia cristiana jamás habría existido. Pero las apariciones del Cristo resucitado cambiaron radicalmente la situación. Con la resurrección de su Señor resucitó la fe de ellos. Ahora veían sin ningún género de dudas que no se habían equivocado en su esperanza, que era verdad lo que el Señor les había dicho acerca de su muerte y resurrección (Mt.16:21 ; Mt.17:22-23 ; Mr.8:31 ; Mr.9:31). Alborozados, con gozo incontenible, se dirían unos a otros: «Ha resucitado el Señor verdaderamente» (Lc.24:34). A partir de ese momento serían testigos activos del gran milagro y lo anunciarían a los cuatro vientos proclamando el Evangelio.

Este hecho vino a ser el fundamento sobre el cual descansa y se consolida la fe cristiana. Fue lo más destacado en la primera predicación el día de Pentecostés (Hch.2:24, 29-33). Siguió siéndolo a partir de aquel momento (Hch.3:15; Hch.4:10; Hch.5:30; Hch.10:40 ; Hch.13:30, 33, 37) y mantuvo su prominencia en las cartas apostólicas.

Para Pablo la fe sólo tenía sentido cuando se apoyaba en «Aquel que levantó de los muertos a Jesús, nuestro Señor» (Ro.4:24). En su primera carta a los Corintios resume el Evangelio de modo magistral: «Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras» (1Co.15:3-4). Y tal importancia da a la resurrección que, de no haber tenido lugar, la fe cristiana sería un fiasco: «Si Cristo no resucitó, vana es entonces nuestra predicación, y vana es también vuestra fe» (1Co.15:14).

LA RESURRECCIÓN DE CRISTO, GARANTÍA DE ESPERANZA

Digamos finalmente que la resurrección de Cristo garantiza la resurrección futura a vida eterna de cuantos creen en él. En una de sus primeras cartas ya se refirió Pablo a esta doctrina (1Ts.4:14, 16) reafirmando lo que había enseñado el Señor mismo (Jn.5:29 ; Jn.6:39, 40, 44, 54 ; Jn.11:25). Pero la enseñanza más recia sobre este tema la hallamos en el monumental capítulo 15 de su carta a los Corintios. En este texto el apóstol desarrolla una sólida argumentación para demostrar que Cristo resucitó de los muertos, refutando así el error de quienes afirmaban que «no hay resurrección de muertos» (1Co.15:12); pero en su conclusión (1Co.15:20) enlaza la resurrección del Señor con la de sus redimidos, que tendrá lugar en su segunda venida. Cristo resucitado es «primicias de los que durmieron».

William Barclay recuerda que la fiesta de la pascua (cuando Jesús resucitó) era también la fiesta de las primicias, la cual coincidía con la época en que la cebada era segada (Lv.23:10-11). Aquel primer fruto era el principio de la cosecha que había de seguir, es decir, la resurrección de sus santos que ya habían fallecido. Para reforzar esta afirmación Pablo introduce un paralelo antitético entre Adán y Cristo: «Así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados» (1Co.15:22). Lo uno es tan cierto como lo otro. Todos los que están «en Adán», es decir, todos cuantos viven en su naturaleza caída, alejados de Dios, mueren. Todos los que están «en Cristo» serán resucitados para vida eterna o transformados (1Ts.4:16-17). Esta perspectiva ha sido siempre motivo de consuelo y estímulo para el pueblo cristiano (1Ts.4:18). Y ha dado mayor brillo a la gloria del Resucitado. Así parece haberlo entendido Pablo cuando escribía: «Cuando Cristo, vuestra vida, se manifieste, entonces vosotros también seréis manifestados con él en gloria» (Col.3:4). Un eco maravilloso de lo dicho por el Señor Jesucristo mismo: «Porque yo vivo, vosotros también viviréis.» (Jn.14:19).

El resplandor de la gloria de la resurrección alumbra nuestra vida presente y se proyecta hacia un futuro pletórico de esperanza «sabiendo que Aquel que resucitó al Señor Jesús, a nosotros también nos resucitará con Jesús y nos presentará juntamente con vosotros» (2Co.4:14). Por ello los cristianos en todo el mundo recordamos la Semana Santa con espíritu de reflexión, de confesión y de gratitud, pero sobretodo con el mismo «gran gozo» de María Magdalena y la otra María al descubrir la tumba vacía y escuchar la voz del ángel afirmar rotunda: «No está aquí pues ha resucitado» ( Mt.28:6, 8 ).

Adaptado del libro del autor «Contemplando la gloria de Cristo»

© http://www.pensamientocristiano.com.

Autor: José María Martínez

©Protestante Digital 2012

Artículos

Se cumple un siglo del naufragio

¿Tocó la banda del Titanic el himno “Más cerca, Dios, de ti”?

¿Su director era metodista?  

Lo que mucha gente sabe de lo ocurrido no proviene de hechos históricos, sino de la pantalla grande.

11 DE ABRIL DE 2012, NUEVA YORK.- Es la trágica historia de la que todo el mundo conoce el final: el Titanic se hunde. Sus últimas horas se han convertido en material para crear un mito, alimentado por las distintas versiones de las películas sobre la historia.

Se cumplen cien años desde que el Titanic chocó a toda velocidad contra un iceberg, para que dos horas y medio más tarde se hundiese hasta el fondo del Atlántico y así muriesen en la catástrofe más de 1.500 hombres, mujeres y niños.

Como señala la periodista de la BBC, Rosie Waites, esto ha inspirado una serie de películas, documentales y diversas teorías conspiratorias.

La redición de la cinta de James Cameron de 1997 en 3D nos recuerda que  lo que mucha gente sabe de los acontecimientos de aquel 14 de abril 1912 no proviene de un hecho histórico, sino de la pantalla grande .

LA BANDA DEL TITANIC

Paul Louden-Brown, de la Sociedad Histórica del Titanic y que trabajó como consultor en la película de James Cameron, dice que la escena de los músicos en la película de 1958 “A night to remember” era tan maravillosa que Cameron decidió repetirla en su película.

Inicialmente los ocho miembros de la banda, dirigidos por Wallace Hartley, se situaron en el salón de primera clase en un intento de hacer que los pasajeros conservaran la calma. En todas las películas se ve cómo la banda no dejó de tocar y cuando el barco hacía aguas, los músicos se trasladaron a la cubierta, donde se procedía a embarcar a los pasajeros en los botes salvavidas. Ninguno de los miembros de la orquesta sobrevivió, convirtiéndose en héroes.

Muchos testimonios relatan que es cierto que la banda de la nave efectivamente tocaba en la cubierta, algo de lo que nadie duda. Por lo tanto es cierta una de las más bellas y terribles imágenes que ofrecen en muchas de las películas sobre el Titanic, en las que la banda permanece tocando como música de fondo mientras el barco se hunde.

¿EL DIRECTOR ERA METODISTA?

¿Qué motivó la extraordinaria actitud de los músicos para tocar hasta la muerte? Probablemente la personalidad de su líder y director sumada a la del resto de compañeros, un sólido bloque humano unido por la música.  Wallace Hartley, el director de la orquesta, estaba formado en la tradición metodista y su padre había sido director del coro de la iglesia protestante de esta denominación evangélica.

La historia dice también que el motivo por el que los músicos permanecieron en cubierta, fue un intento de mantener en alto la moral de los pasajeros. Pero  hay un debate acerca de cuál fue la canción final. La “tradición” dice que la última melodía fue el himno “Más cerca, mi Dios, de ti”  (Nearer, My God, To Thee)

Lo que sí confirman los testimonios es que la banda tocó en efecto en la cubierta esta canción de enorme significado y mensaje en las circunstancias que envolvían su música.

Pero  el pasajero que recordó que se tocaba ese himno en particular fue lo suficientemente afortunado como para salir mucho tiempo antes de que el barco se hundiera, por lo que no puede afirmar que fuese la última canción que interpretó la banda .

DAR LA VIDA POR OTROS

Lo que es un hecho también probado, y que conmueve, es que cuando los botes salvavidas finalmente se bajaron, los oficiales dieron la orden de que “las mujeres y los niños” debían ir primero.

Quedó registrado que  115 hombres de primera clase y 147 de segunda dieron un paso atrás cuando iban a subir a los botes para hacer espacio a las mujeres y los niños, y como resultado de su gesto altruista perdieron la vida.

Fuentes: BBC Mundo             © Protestante Digital 2012

Las Parábolas de Jesús

drernestocontreras@hotmail.com

Una de las principales formas de enseñanza de Jesús durante los tres años de su ministerio terrenal, fueron las parábolas.

El Evangelio dice: Todo esto habló Jesús por parábolas a la gente, conforme a lo que podían oír, y sin parábolas no les hablaba, para que se cumpliese lo dicho por el profeta, cuando dijo: Abriré en parábolas mi boca; declararé cosas escondidas desde la fundación del mundo (Sa 78:2; Mt 13: 34,35 y Mr 4:33,34).

Las parábolas son:

1.     Un método de enseñanza (anterior, contemporáneo, y posterior a Jesucristo).

2.     No exclusiva de los hebreos (otras culturas las usaban y siguen usando).

3.     En los evangelios, son historias de cosas terrenales, con un mensaje celestial.

4.     Son relatos cortos, sobre sucesos naturales factibles, o experiencias humanas verosímiles, que ilustran una verdad espiritual o moral y trascendental (que trasciende a vida eterna).

5.     Para los creyentes, son fáciles de entender, recordar y repetir.

6.     Los incrédulos no entienden su mensaje espiritual (Mt 13:10 al 17; 2ª Ts 2:9 al 17; 1ª Co 2:14; Ro 11:8).

7.     Las parábolas de Cristo son doctrinales, verdaderas, de valor perdurable y universal, y especialmente claras, sencillas y concisas (Jn 7:17).

¿Cómo se interpretan las parábolas?

Ejemplo: La Parábola del Sembrador (Mt 13:1-9 y18-23).

Una forma fácil es:

1.     Identificar los elementos o personas mencionadas (Un sembrador, una semilla, 4 terrenos).

2.     Identificar las similitudes entre ellos (Los 4 recibieron del sembrador, la buena semilla).

3.     Identificar las diferencias entre ellos (Uno dio fruto, los otros tres, no).

4.     Sacar las conclusiones correspondientes y con ellas, la lección espiritual:

Que haya fruto no depende sólo del sembrador (Cristo a través de sus predicadores), ni exclusivamente de que se siembre buena semilla (la Palabra de Dios), sino también de que el terreno (el corazón del oyente) este bien preparado para que crea, acepte, reciba e integre en su vida la enseñanza o semilla, y que en él germine, superando los estorbos.

Hay de 50 a 70 parábolas en los evangelios, y muchas de ellas, se refieren al Reino de los cielos.

¿Cuáles fueron las principales parábolas de Jesús?

1. El Sembrador (Mt 13:1 al 9 y 18 al 23; Mr 4:1 al 9 y 13 al 20; Lc 8: 4 al 8 y 11:15). Para que la Palabra de Dios sembrada en la mente, dé fruto, necesita de una buena disposición del corazón para recibirla.

2, 3. La Cizaña y La Red (Mt 13:24al 30, 36al 43 y 47al 50). Hasta la segunda venida de Cristo, la iglesia cristiana se desarrollará en medio de un mundo no cristiano (en la Biblia, mundo se refiere a los humanos, no al planeta Tierra).

4, 5. El Grano de Mostaza y La Levadura (Mt 13:31 al 33; Mr 4:30 al 32; Lc 13:18,19 y 13:20,21). La iglesia crecerá y aumentará de 12 apóstoles hasta una innumerable multitud de discípulos y salvos (Ap 7:9,10).

6, 7. El Tesoro Escondido y La Perla de Gran Precio (Mt 13: 44 al 46). Pertenecer al reino de los cielos, tiene mayor valor que cualquier posesión mundana.

8. La Semilla que Germina (Mr 4: 26 al 29). Nosotros sembramos, cultivamos, y segamos, pero Dios da el crecimiento y el fruto (1ª Co 3: 6-9).

9. La Sal y La Vela (Mt 5:13 al 16; Mr 4:21 y 22; Lc 8: 16,17). Dios espera que los cristianos seamos de bendición en el mundo; la principal vía de proclamación de las verdades de Cristo, y un buen ejemplo de sus efectos benéficos.

10. La Paja y La Viga en el Ojo (Lc 6: 37 al 43). No juzgar para no ser juzgados. Pablo agrega: Por lo cual eres inexcusable, oh hombre, quienquiera que seas tú que juzgas; porque en lo que juzgas a otro, te condenas a ti mismo; porque tú que juzgas haces lo mismo (Ro 2:1). Es obvio que una paja en el ojo propio, se ve y siente como una viga.

11. Los Muchachos De La Plaza (Mt 11: 16 al 19; Lc 7:31 al 35). No conviene juzgar ligera o superficialmente.

12. El Constructor Prudente y el Imprudente (Mt 7:24 al 27; Lc 6:47 al 49). La vida debe fundamentarse en la Roca, que es Cristo y sus palabras o doctrina (Jn 15: 5 al 8).

13. El Padre de Familia (Mt 13:52). El cristiano sabio y conocedor, sabe utilizar las verdades del Antiguo y del Nuevo Testamento.

14. Los Dos Deudores (Lc 7:39 al 43) Ama más a Dios el que más consciente está de la dimensión del perdón recibido.

15. El Espíritu Inmundo (Mt 12:43 al 45; Lc 11:24 al 36). Un corazón que al echar fuera un demonio, no es llenado por Cristo, queda expuesto a ser poseído por siete demonios peores.

16. El Rico Insensato (Lc 12:15 al 20; Mt 6:19 al 21). Es necio acumular riquezas en este mundo, en vez de hacer tesoros en el cielo, que es lo que se conoce como ‘ser rico para con Dios’.

17. La Higuera Estéril (Lc 13:6 al 9). Dios siempre da otra oportunidad.

18. El esposo en las Bodas (Mt 9:15; Mr 2: 19,20; Lc 5:34,35). Cristo el esposo, es la razón por la que la iglesia, su esposa, está ahora de fiesta y no en ayuno, duelo, o luto.

19, 20. El Remiendo y El Vino Nuevos (Mt 9:16; Mr 2:21; Lc 5:36). La vida nueva en Cristo, desecha las prácticas pecaminosas de la vida vieja y sin Cristo. El que está en Cristo, es criatura nueva, y no solo remendada o disfrazada (2ª Co 5:17).

21. La Mies Abundante (Mt 9:37,38; Lc 10:2). La necesidad de pedir a Dios que envíe más siervos útiles para evangelizar las muchas almas dispuestas a creer.

22. El Adversario (Mt 5: 25,26; Lc 12: 58,59). Lo conveniente de ponerse de acuerdo pronto y antes de que un conflicto traiga peores consecuencias.

23. Los Dos Deudores (Mt 18:21 al 35) Lo aceptable, sabio y conveniente delante de Dios, que es decidir perdonar, como Dios nos perdonó magnánimamente.

24. El Buen Samaritano (Lc 10:30 al 37). Ante Dios, los hechos de misericordia valen más que la religiosidad.

25, 26. El Amigo y la Viuda Inoportunos (Lc 11:5 al 8 y 18:2 al 5). Conviene ser insistentes en la oración a Dios.

27,28. La Puerta y El Buen Pastor (Lc 10: 1 al 16). Cristo es el único Salvador.

29. La Puerta Estrecha (Mt 7:13 y 14; Lc 13: 23 al 25). Vendrá tiempo cuando Cristo, único por el que podemos entrar a la vida eterna, ya no esté disponible.

30, 31. Los Primeros Lugares; El Fariseo y el Publicano (Lc14:7 al 11 y 18:9 al 14). El que se enaltece, será humillado y el que se humilla, será enaltecido.

32, 33. La Boda y La Cena (Mt 22: 2 al 14; Lc 14: 15 al 24). Muchos son llamados y pocos escogidos. Sólo el revestido de la santidad absoluta de Cristo (con cuerpo glorificado), entrará al cielo (Jn 1: 11,12).

34, 35. El Constructor y El Rey Guerrero (Lc 14: 28 al 33). Quien no está preparado para pagar el precio, no puede ser discípulo y siervo fiel de Cristo.

36 37, 38. La Oveja y La Dracma Perdidas; El Hijo Pródigo (Mt 18:12 al 14; Lc 15:3 al 32). Hay más gozo en el cielo por un pecador que se arrepiente que por 99 pecadores que ya son salvos por gracia.

39. El Mayordomo Infiel (Lc 16:1 al 9). Debemos usar los recursos terrenales que Dios nos dio temporalmente, para ganar salvos y amigos antes que venga el juicio final.

40. El Rico y El Mendigo (Lc 16:19 al 26). Vale más ser pobre y salvo, que rico y perdido (Ro 8:16 al 18).

41. El Siervo Fiel (Lc 17:7 al 10). Es necio pensar y creer que Dios nos debe gratitud.

42. Los Obreros de la Viña (Mt 20: 1 al 16). Los que reciben a Cristo a edad temprana y los que lo reciben casi al final, reciben igual medida de salvación.

43, 44. Los Talentos o Minas; La Vid y Los Pámpanos (Mt 25: 14 al 30; Lc1 9:11 al 27; Jn 15:1 al 6). Dios, justamente, y de acuerdo a la capacidad de cada uno, exige resultados (fruto) y los premia aquí, y en su segunda venida (en el tribunal de Cristo).

45. Los Dos Hijos (Mt 21:28 al 31). Ante Dios valen más los hechos que las palabras.

46. Los Labradores Malvados (Mt 21:33 al 41). El Castigo de los malos es justo.

47, 48, 49, 50, 51. La Higuera; El Padre y su casa; El Hombre que se fue lejos; Los siervos; Las 10 vírgenes (Mt 24:32 al 51 y 25:1 al 13; Lc 12:35 al 48). Conviene ser fieles y estar velando, siempre pendientes del regreso de Cristo, el esposo de la iglesia.

La “fila” de oración

La semana pasada recibí la encomienda de comentar con mis hermanos algo con relación a la oración, que es el tema que nos une y reúne a todos cada martes en diferentes hogares de mi congregación.

Desde entonces ore, leí, pensé y escribí notas y daba vueltas y vueltas a varias ideas. Esta madrugada desperté y volví a orar pidiendo dirección y palabra de Dios para nosotros esa tarde/noche.

Dios me confirmó hasta la mañana siguiente y concretó las ideas que debía compartir, diciendo así:

Seguramente todos nosotros hemos estado en una “fila” o “cola” como le llamamos comúnmente, ya sea fila larga, fila corta o hasta fila muy larga, y hemos esperado el momento de ser atendidos. Ya sea para esperar un camión, comprar tortillas, entrar a algún espectáculo o hacer un pago de algún servicio en un banco o simplemente de compras en algún comercio.

No importa en qué “fila” estemos, si compramos mucho o poco, si pagaremos poco o mucho, más que el de enfrente o si estamos poco o mucho tiempo, o si lo que queremos es de mucha o poca importancia, valioso o no, si dejaremos algo, o si al recibir algo; esa es la “fila” que nos tocó y permanecemos o nos iremos sin esperar.

Hoy, como a las 11.45 casi medio día, estaba yo en una “fila”; entre los pasillos de acceso había un letrero que decía: “sólo serán atendidos en esta fila los propietarios de Cuenta de Débito, Cuenta de Ahorro y Cuentas de cheques”.

Confiadamente pensé: sí, estoy en el lugar correcto; soy el titular de la cuenta y traigo mi tarjeta que me acredita, con mi nombre y número de cuenta”. Aquí entre nos, sólo es una cuenta común, no tengo grandes cantidades, ni tengo años con ella; es más, sólo hago movimientos con ella para pagar mi teléfono. Pero soy la titular y estaba en la “fila” correcta.

Avanzando lentamente en la espera, pues antes de mí había como 20 personas, pensé, no traje nada que leer o qué hacer; en seguida vino a mi mente el aprovechar el tiempo para orar. Luego pensé, y ¿con qué me identifico en la “fila” de oración? ¿Cuál es mi credencial? ¿Tengo acceso directo? ¿Cuánto tengo que esperar? ¿Tengo crédito? ¿Puedo pedir? ¿Me atenderán? Mi respuesta fue rotunda: ¡Sí! Estoy en la fila correcta, mi identificación es: “soy tu hija”, y ahí, a corta distancia esta mi PADRE, y mi PADRE es Todopoderoso, Amoroso, Omnipotente, Compasivo, Omnipresente, Proveedor, Omnisciente, Perdonador, etc., etc., etc. Es decir, que todo lo puedo hacer.

Hermano, hermana, tú y yo hemos estado muchas veces en la “fila” de la oración, la fila correcta, a la distancia de una palabra: “Padre, soy yo, tu hijo/a”, y de seguro que El esta ahí, listo para atendernos, en el preciso momento en que le hablemos, en el momento en que vea que nos acercamos a El.

No es necesario esperar turno para hablar con El, no es necesario hacer “cola” o tener una ficha numerada para obtener lo que pedimos; sus brazos están abiertos para todos, Él nos oye, nos atiende, y nos entiende; el resuelve la situación sea cual sea; conoce todo lo que necesitamos y lo que esperamos de El y sabe lo que anhelamos.

El esta en todo lugar que lo invoquemos: la casa, la calle, el examen del colegio, la chamba, el mercado, el hospital, la diversión o el paseo; a la hora que sea, en el momento que sea, Él es quien tiene el control.

Nuestra credencial, nuestra identificación es solo decirle: “soy yo”, y de inmediato nos reconocerá. Él sabe quién le habla; como Padre sabe cómo nos sentimos, qué pasa por nuestra mente, qué nos duele; sabe bien cuál será nuestro futuro, quién será nuestro nuevo maestro o maestra, cuál será nuestra nueva casa, la próxima graduación de anteojos que usaremos, sabe quién cuidará de nosotros cuando seamos viejos, sabe qué es lo que nos preocupa, sabe qué estudiarán nuestros hijos, quién será el médico que cuidará de nuestra salud, o quién nos atenderá en caso de enfermar; Él sabe todo, y El responde siempre; a veces es un sí, a veces un no, a veces diciendo: Espera, Confía, Sigue ahí, tengo algo mejor para ti después de esto. Responde siempre con brazos abiertos, lleno de amor no dice: “Aquí estoy, hijo mío, hija mía, tengo todo el tiempo para ti, de inmediato te atiendo, te escucho, haré lo que me pides si es para tu bien, confía en que yo me encargo de todo, tu vida está en mis manos y puedes confiar en mí, pues quiero para ti lo mejor, cuenta conmigo cuando me necesites”.

Querida hermana/o, a ti y a mi solo nos resta hablar con El, y El hará; nunca dudes en tomar tiempo para hablar con Dios; ora en cualquier momento, orar es charlar con El y tener un tiempo para escucharlo, sea en silencio, en alabanza, en adoración, en la lectura, en la meditación, en obediencia, como sea, pero date el tiempo de orar como hija/o a su Padre amado.

Hermana/o te invito a que en la próxima vez que estemos es una fila de espera, sea cual sea, hagamos tiempo para estar en la “fila de Oración”, con el libre acceso a la presencia de nuestro Dios; platiquemos con El, recuerda sólo decir: “soy tu hija/o, me presento ante ti como mi Padre”. Y escuchemos su dulce voz, obedezcamos y confiemos en que su voluntad es perfecta y nos dará lo mejor para nuestra vida, Amén. Amén, Amén.

Elizabeth Morales Muller (Betty Romero)

“El Camino, La Verdad y La Vida”, San Baltasar, Pue. 10 jun/2008.

Carlos Martínez García

México protestante:

de Sóstenes Juárez a Manuel Aguas

Inicios del protestantismo mexicano y misioneros extranjeros (III)

   En las dos décadas anteriores a la llegada institucional de misioneros protestantes extranjeros, hubo una intensa movilización de creyentes nacionales que facilitaron el camino seguido después por aquellos.

Sóstenes Juárez
Sóstenes Juárez

24 DE MARZO DE 2012.- El naciente protestantismo mexicano, que ya contaba para 1868 en la ciudad de México con la bien consolidada Sociedad Evangélica dirigida por Sóstenes Juárez, recibe el apoyo de un misionero llegado de Nueva York. Su nombre: Henry C. Riley, nacido en Chile en 1835, educado en Estados Unidos e Inglaterra y ordenado como ministro de la Iglesia episcopal en 1866.

Antes de llegar a México, parece que a fines de1868, [i]  Riley pastoreaba una iglesia de habla castellana en Nueva York.

Este personaje arriba a nuestro país en continuidad con los primeros contactos establecidos por algunos de los Padres constitucionalistas con la Iglesia episcopal de Estados Unidos . [ii]  Ante que él, y como resultado de la solicitud de ayuda a la Comisión Protestante Episcopal para Misiones Extranjeras, llega al país, en 1864, el reverendo E. G. Nicholson y tiene una estancia de seis meses.

Durante su tiempo en México, mayormente en la capital, Nicholson observa que los esfuerzos de los sacerdotes católicos liberales bien pueden ser canalizados por la Iglesia episcopal, pues aunque entre ésta y la Iglesia católica existen sustanciales diferencias teológicas, en el terreno litúrgico la brecha no es tan pronunciada: “La Iglesia Episcopal está especialmente obligada a introducir su ministerio y culto en esos terrenos porque su servicio es mejor adaptado a las necesidades de la raza española, que las formas y métodos usados por otras denominaciones [protestantes]… tiene una liturgia más evangélica, que además incluye todo lo que es escriturario y católico en el culto español”. [iii]

Por recomendación de Nicholson es enviado a México el pastor Henry C. Riley, quien ya tenía conocimiento y contacto de los Padres constitucionalistas por haberles conocido cuando una delegación de aquellos estuvo en Nueva York. Como antes anotamos, Riley llega a México en 1868, y el panorama ya ha transitado de un grupo no católico hacia otro que ya podemos clasificar como protestante. Es necesario subrayar que en otras partes del país se estaban constituyendo al mismo tiempo iglesias protestantes/evangélicas, destacadamente en Monterrey y Villa de Cos, Zacatecas. [iv]

La misionera Melinda Rankin, que inicia en 1852 sus intentos de adentrarse al norte de México, cuenta en sus memorias que ella fue el factor definitorio para que Riley decidiera trasladarse a territorio mexicano. Por lo que hemos consignado anteriormente acerca del personaje nacido en Chile, parece que la de Rankin es una versión un tanto romántica de la manera en que realmente tuvieron lugar los hechos.

De todas maneras consignamos lo que ella dejó plasmado al respecto:

En el verano de 1868, estuve en Nueva York y me encontré con el señor Riley, que desde hacía tiempo era un amigo personal. Nuestra reunión fue en la Casa Bíblica y tras los saludos usuales, me dijo: “Señorita Rankin, ¿por qué no va a la Ciudad de México, donde hay doscientas mil almas, en vez de trabajar en Monterrey, donde sólo hay cuarenta mil?” Respondí que pensaba que estaba en el sitio adonde me había llamado la providencia de Dios; además pensaba que cuarenta mil almas era una buena cantidad. Entonces hice la pregunta: “Señor Riley, ¿por qué no va usted a la Ciudad de México?” “Ah”, me dijo, “no puedo dejar mi iglesia hispánica en Nueva York; apenas ayer una señora cubana se puso a llorar porque escuchó un reporte de que yo me iría”. “¿Qué tan grande es su iglesia y congregación?” “Como dos o trescientos”. “Pero, señor Riley, ¿cree justificado permanecer aquí y predicar a unos cuantos cientos que están rodeados de privilegios evangélicos, cuando podría ir a la Ciudad de México donde hay doscientas mil almas sin un solo predicador del Evangelio?” El señor R. echó la mirada al suelo, y se mantuvo quieto sin hablar durante varios minutos; luego alzó la vista con un rostro alegre y dijo: “Señorita Rankin, voy a ir. El próximo agosto usted escuchará sobre mí en la Ciudad de México”. [v]

Eso de que no había “un solo predicador [protestante] del Evangelio”, según Rankin, dejaba fuera a un pequeño pero decidido grupo de creyentes evangélicos, nacionales y extranjeros, que ya tenían varios años de estar difundiendo su credo no católico, a quienes nos hemos referido en los artículos anteriores de esta serie.

La misma misionera deja constancia de un informe que Riley envía, desde la capital mexicana, hacia finales del verano de 1869, en el que se denota un ambiente social agitado pero relativamente hospitalario para el protestantismo. “Hay un huracán perfecto de sentimiento protestante alzado contra la Iglesia romana. Me siento como si de pronto me hallara yo mismo en la época de la Reforma. Lo mejor que podemos hacer es plantar iglesias e instituciones cristianas tan rápido como sea posible”. [vi]

El misionero Henry C. Riley encuentra en la ciudad de México esfuerzos organizativos protestantes a los que se articula y, en poco tiempo, los encabeza dada su preparación ministerial y experiencia pastoral. Sin embargo, un grupo tiene ciertas reticencias hacia Riley, las que tiempo después causarían que algunos líderes nacionales con trabajo organizado antes de la llegada del pastor anglo/chileno decidieran seguir como independientes, primero, y, después vincularse a los metodistas o a los presbiterianos.

En tanto que el sacerdote católico romano Manuel Aguas, por su cuenta lee la Biblia e inicia un decidido caminar hacia el protestantismo, Henry C. Riley en 1869 introduce la Escuela Dominical y el canto de himnos en el núcleo dirigido por Sóstenes Juárez.

Tiempo después Riley muda sus actividades a un salón situado en la calle de San Juan de Letrán, importante arteria de la ciudad de México. Multiplica los espacios públicos dedicados a cultos protestantes cuando compra al gobierno mexicano, a través de Matías Romero, ministro de Hacienda, los templos de San Francisco y de San José de Gracia. [vii]  Paulatinamente ambos lugares, pero sobre todo el segundo, se transforman en centros principales del cristianismo evangélico

Los no pocos logros alcanzados por el protestantismo endógeno son tomados en cuenta por observadores antes . Tal es el caso del escritor y combativo periodista Ignacio Manuel Altamirano. El 27 de marzo de 1870, en  El Siglo XIX, refiere que desea ocuparse “de un hecho que en mi calidad de liberal y de amigo de la tolerancia y de la civilización, no puedo dejar desapercibido”. Menciona que en el pueblo de Xalostoc, Tlalnepantla, una congregación protestante de setenta integrantes fue agredida verbal y físicamente. Incluso el “maestro de escuela que es un católico rabioso” y el grupo agresor que le seguía amenazaron con fusilar a los lideres de la congregación evangélica. La protección de sus correligionarios impidió que la turba atacante pudiese cumplir su propósito. De todos modos los protestantes fueron llevados ante el juez de la localidad. Fuera de las instalaciones judiciales “la multitud se agolpó allí […] comenzó a aullar furiosa y sedienta de sangre: mátenlos, acábenlos, quémenlos, etc., etc.”.

Altamirano narra la posterior liberación de los protestantes y exige que sus intolerantes atacantes sean juzgados y sancionados por su conducta contraria a las libertades vigentes. Dice que es “preciso ser enérgico para reprimir estas manifestaciones de salvaje intolerancia […] Es hora ya que la tolerancia religiosa sea un hecho práctico y favorecido por las autoridades, como un hecho legal. De otro modo habríamos dado ese gran paso en la vía del progreso, de dicho solamente, y la reforma quedaría trunca”. No sería la primera vez, lo hizo en varias ocasiones, que ocupó su tribuna periodística para denunciar la intolerancia contra las nacientes congregaciones protestantes.

En el verano de 1870, Henry C. Riley realiza una gira de difusión en los Estados Unidos, con el objetivo de informar acerca del trabajo protestante en México , le acompañan en el periplo John Butler, de la Sociedad Bíblica Británica y Extranjera, y alguien más de apellido Brown. Por sus exposiciones se desprende que para entonces en el país había “cincuenta y dos congregaciones protestantes cuando, pocos años antes, a un protestante le era negado el derecho a la cristiana sepultura”. [viii]

Como asistente a la Iglesia protestante que Riley junto con otros encabezaba en San Juan de Letrán, Manuel Aguas escuchaba atento las predicaciones. Cuenta que inicialmente conoce a Henry C. Riley por su voz, ya que al ser “corto de vista” no podía percibir bien el rostro del misionero cuando éste predicaba desde el frente del salón. Es precisamente por el valor de Riley para hacer obra evangélica “en medio de la más odiosa idolatría, y rodeado de enemigos”, escribe Aguas, que se siente avergonzado y decide conversar con el misionero para hacerle saber que está decidido a “contender [públicamente] por la fe de Jesús”.

En los primeros meses de 1871  El Monitor Republicano  desliza la posibilidad de que Manuel Aguas se hubiese convertido al protestantismo. [ix]  El provincial de los dominicos, fray Nicolás Arias, dirige una carta fechada el 12 de abril a Manuel Aguas, quien ya había dejado de ejercer el sacerdocio católico meses atrás. En el escrito le pregunta directamente respecto a las versiones que corren sobre su abandono de la Iglesia católica.

Aguas responde a su ex superior pocos días después, el 16 de abril de 1871 con una extensa misiva en la que no deja lugar a dudas sobre sus creencias evangélicas, su escrito está lleno de citas bíblicas. Así deja ver que el año y medio anterior dedicado a estudiar “con cuidado y cariño la divina Palabra” ha dejado profundas huellas en él. [x]

Su respuesta es un rotundo sí, a la pregunta de si se ha convertido al protestantismo. Pero antes de ello el ex sacerdote católico Manuel Aguas hace una relación, a quien le pregunta, el cura Nicolás Arias, de dónde estaba en cuestiones de fe y su nueva creencia evangélica cuyas características describirá a lo largo de la misiva. [xi]

Quien fuera dominico inicia comentándole a su interlocutor que como sacerdote “había seguido la religión tal como Roma la enseña; de manera que todavía hace tres años era cura de Azcapotzalco, combatía al protestantismo con todas mis fuerzas, y aún hice que algunos protestantes se reconciliaran con la Iglesia Romana. Creía entonces que profesaba la verdadera religión”.

Hacemos un paréntesis para comentar lo señalado por Aguas, que logró regresar al seno del catolicismo romano a ciertos protestantes que habitaban en la jurisdicción de su parroquia. Eso tuvo lugar en 1868, cuando la presencia de los misioneros protestantes en el país era de carácter personal y espontáneo. Es decir, entonces todavía no predominaban los misioneros respaldados por denominaciones, planes y recursos bien estructurados. Acaso esos protestantes, algunos reconvertidos al catolicismo pero no todos, que menciona Manuel Aguas fuesen el fruto de la presencia discreta y el testimonio de creyentes evangélicos extranjeros y nacionales que a partir de la Independencia, en 1821, fueron consolidando en el país pequeños grupos de cristianos que ya  no  eran católico romanos.

En su epístola Aguas evoca que el arranque de su peregrinaje hacia la fe evangélica inicia cuando llegaron a sus manos “algunos trataditos de aquellos a quienes combatía; trataditos que por razón de mi oficio tuve que leer”. La lectura del material tiene resultados que Manuel Aguas consigna en los siguientes términos: “Por ellos [los trataditos] comprendí, a mi pesar, que aunque había hecho una carrera literaria en lo eclesiástico hasta concluirla, aunque había sido catedrático de Filosofía y Teología, y aunque creía conocer la religión, principalmente en lo relativo al protestantismo: no sabía yo todo lo que verdaderamente se alegaba en aquel campo cristiano que, adhiriéndose de buena fe a las Sagrada Escritura, hace que revivan los primitivos discípulos de Jesús, campo respetable y aun superior en número al romanismo. Porque como Roma prohíbe con excomunión mayor leer los libros de los protestantes, yo sólo había consultado autores romanistas que las más de la veces todo lo pintan al revés”.

Ante él, lo dice en su escrito, se presentaban tres opciones: 1) La religión de Dios; 2) La religión del sacerdote; y 3) La religión del hombre. La primera, caracteriza Aguas, es la religión de la Biblia a la que él ha decidido seguir. La segunda es la que encabeza un mero hombre que se dice infalible [el Papa]. La tercera, en la que confían los racionalistas, tiene en el centro la infalibilidad de la razón natural.

Antes que enseñarle a escuchar la Palabra de Dios, arguye Manuel Aguas, en la Iglesia católica le habían instruido a “creer en la palabra del hombre”, al transmitirle lo que decían grandes pensadores eclesiásticos sobre uno y otro tema. Él hizo a un lado esa tradición para ir directamente a las enseñanzas de la Biblia: “Hoy soy feliz; sigo a Jesús, oyendo todos los días su dulce y apacible voz en el libro Santo, que nos ha dejado para que, sin temor de caer en el error, lo leamos todos sus hijos. Leedlo vos también con frecuencia; obedeced el precepto del Señor que nos dice: ‘Escudriñad las Escrituras, porque ellas son las que dan testimonio de mí’ [Juan 5:39]. No hagáis caso de la palabra del hombre, sino atended solo la palabra de nuestro Dios. Si así lo hiciereis, encontraréis la verdad y seréis dichosos”.

Vale la pena detenernos en mencionar que la versión de la Biblia citada por Manuel Aguas en su extensa carta es la de Casiodoro de Reina y Cipriano de Valera . James Thomson, colportor enviado a México en 1827 por la Sociedad Bíblica Británica y Extranjera, difunde la Biblia traducida por el sacerdote católico Felipe Scío de San Miguel, aunque sin libros deuterocanónicos, llamados por algunos apócrifos.  Es en 1858 cuando la Sociedad remplaza la versión de Scío con la publicación del Nuevo Testamento traducido por los protestantes españoles del siglo XVI, Casiodoro de Reina y Cipriano de Valera, y en 1861 imprime para su distribución toda la Biblia de esos mismos traductores. [xii]

Ante la posición de la Iglesia católica en el sentido de que los feligreses deben ser guiados doctrinalmente en su, por otra parte poco probable, lectura de la Biblia, Manuel Aguas aboga por un acceso amplio a las Escrituras por parte de todos: “Es verdad que Roma nos dice que hay peligro en leer la Biblia sin notas; no lo creáis, no existe tal peligro, mil veces no. No puede ser que el Dios de bondad y de amor nos dejara un libro peligroso, donde en lugar de la vida encontraremos el veneno de la muerte. A nuestro divino Jesús nunca se le podrá considerar como un envenenador, cuando es nuestro Salvador, nuestro Vivificador, nuestro bien”.

En un interesante ejercicio de diferenciación de lo que es la Biblia, Manuel Aguas reconoce que hay porciones “semejantes a altas montañas a donde sólo podrán llegar personas de cierta fuerza intelectual”. También advierte que “hay pasajes de tan dificultosa inteligencia, que se parecen a aquellas elevadísimas serranías a donde ninguno de los mortales, ni aún de los demás esclarecidos y animosos han podido encumbrarse”.

Pero, en general, las Escrituras son diáfanas y para comprenderlas es innecesario, rebate Aguas, todo el aparato que las recarga de notas doctrinales aprobadas por las autoridades: “Nos alega Roma que la Biblia es oscura y difícil de entenderse. Esta dificultad está contestada en muchas ocasiones. Se podría decir, entre otras cosas, que todas las verdades necesarias para nuestra Salvación se encuentran en ella, en un estilo tan claro, tan sencillo, tan natural, tan encantador, que estos lugares se parecen a aquellos campos amenos y floridos, que siendo planos y sin tropiezos, aún los más débiles pueden transitarlos con toda facilidad y sin temor de caer”.

Las Escrituras son nítidas, aseguraba Manuel Aguas contra quienes se empeñaban en obstaculizar su lectura bajo el argumento de que era necesaria la supervisión de los clérigos católicos. Además, con seguridad, escribe en la misiva donde expone su confesión evangélica, el creyente cuenta con la asistencia del Espíritu Santo para tener un entendimiento cabal de la Biblia.

En el documento del 16 de abril de 1871, Aguas argumenta que a la comprensión de la Palabra debe acompañarle el seguimiento cotidiano de Jesús. Como otros y otras que se han entregado al estudio intelectual, emocional y comprometido de la Palabra, Manuel Aguas logra hallar “la fe que justifica y que conduce a la gloria, esa fe que ha sido oscurecida por Roma con multitud de trabas que le ha puesto para avasallar las conciencias y arrebatarnos la dulce libertad que Jesús nos ha alcanzado con su preciosa muerte”.

Para él es muy claro que las obras eran innecesarias para alcanzar la salvación en Cristo, y que el resultado de la redención necesariamente debería producir buenas obras. Tiene conciencia de que los libros neotestamentarios de Romanos y Santiago no se contradicen sino que se articulan: “Se me exige que mi fe no sea falsa, ilusoria, que no sea muerta sino viva, esto es, animada por la caridad; que crea sin dudar un momento en esta redención; que espere con entera confianza este perdón; que ame con toda mi alma al Dios misericordioso que así me ha agraciado; que aborrezca con odio eterno mis crímenes pasados, y que no vuelva a cometerlos; que ame no sólo de palabra sino también de obra a todos los hombres, porque todos son mis hermanos; que los ame y perdone aunque sean mis mayores enemigos, y me hayan hecho los mayores agravio; que sea misericordioso, limosnero y caritativo con los desgraciados; y que, por último, guarde los verdaderos mandamientos de mi Dios que se encuentran en las Santas Escrituras. Porque el Señor que me manda que crea para ser salvo, me ha dejado un criterio, un medio seguro para que yo conozca si mi fe es verdadera y salvadora. Me ha dicho: el árbol bueno se conoce por sus frutos, lo mismo que el malo [Mateo 7:16 y 18]. De modo que si yo os digo tengo caridad, y no tengo fe y que estoy salvado, y que no tengo caridad, y no tengo buenas obras, no me creáis aunque haga milagros y pase un monte de un lugar a otro” [adaptación de 1 Corintios 13:2 y Santiago 2:14].

Aguas hace un uso intensivo de citas bíblicas, para contraponer esas enseñanzas a las de Roma. Sus nuevas creencias las respalda con versículos y las contrasta con el “yugo espantoso y pesado que [la Iglesia católica hace que] gravite sobre la humanidad, arrebatándole el yugo del Señor que es dulce, suave y ligero [Mateo 11:30]”.

Para Aguas la Biblia es suficiente porque las Santas Escrituras enseñan que Jesucristo instituyó no la misa, sino la Cena, en la que los cristianos deben participar no solamente del pan, sino también del vino, en memoria de Jesús que dio su cuerpo y derramó su sangre para salvarnos, Lucas 22:19-20; que hay solamente una puerta en el cielo; Jesús dijo: “Yo soy la puerta”, Juan 10:9; que únicamente por los méritos de Cristo se recibe el perdón; que sólo hay una cabeza para la Iglesia, Jesús que le dice a su pueblo: “Yo estoy con vosotros siempre”; que sólo hay un Salvador y Refugio para los pecadores, Hechos 4:12, el Divino Redentor: un Maestro, Cristo; uno solamente, a quien la Iglesia debe titular Padre, el Celestial, Mateo 22:9; una Iglesia, la consagración de todas las almas salvas que deben escuchar y obedecer la voz de su pastor infalible que dio su vida por su grey, Juan 10:11; una moral, tanto para el clero como para los seglares; la del Evangelio, que recomienda a los obispos y diáconos tener cada uno “una esposa”, 1ª Timoteo 3:2-12; un abogado para con el Padre, Jesús, 1ª Juan 2:1; un sólo Ser a quien se debe adorar: enseñan las Escrituras: “al Señor tu Dios adorarás y a él sólo servirás”, Mateo 4:10; que hay un sólo y eficaz remedio para todo pecado: “la sangre de Cristo de Jesucristo” que “nos limpia de todo pecado” 1ª Juan 1:7; una respuesta a la pregunta: ¿qué debo yo hacer para ser salvo? “Cree en el Señor Jesucristo y serás salvo”, Hechos 16:30-31; también las Escrituras nos enseñan que “Cristo fue ofrecido una vez para cargar los pecados de muchos”, Hebreos 9:27; y que no quedan más sacrificios para ellos. El Evangelio nos manda bendecir, amar, hacer el bien, no maldecir, no perseguir ni aborrecer al que piensa de distinta manera a nosotros, y que nos manifiesta que su modo de obrar emana de su conciencia; también nos enseña la divina Palabra que el único por el nos podemos acercar a Dios Padre, es por Jesús que nos dice: “Ninguno viene al Padre sino por mí”, Juan 14:6.

Hacia el final de su intensa carta dirigida al sacerdote católico Nicolás Aguilar, y que pronto fue reproducida y puesta a circular en las calles de la ciudad de México y en otras partes del país, Manuel Aguas confirma lo que ya se sabía en los corrillos de la catedral metropolitana y en las altas esferas eclesiásticas católicas de la urbe. Lo hace sin ambages, “hermano mío, en vuestra carta me preguntáis si me he adherido a la secta protestante. Rechazo la palabra secta, a no ser que se entienda por ella seguidor de Cristo; creo que mejor se debe aplicar a vos esa expresión, mientras seáis romanista, porque seguís a Roma y no a Jesús”.

Aguas sabía que al romper de forma tan tajante con el catolicismo le esperaban jornadas difíciles. Por lo mismo, además de confirmar las sospechas de sus anteriores superiores eclesiásticos, anuncia que va a integrarse a la  Iglesia de Jesús , en calidad de ministro de la Palabra: “¿He de negaros que soy protestante, es decir, cristiano, y discípulo de Jesús? Nunca, nunca quiero negar a mi Salvador. Muy al contrario, desde el domingo próximo [23 de abril] voy a comenzar a predicar a este Señor Crucificado en el antiguo templo de San José de Gracia. Ojalá que mis conciudadanos acudan a esa Iglesia de verdaderos cristianos, Si así sucede, como lo espero en el Señor, se ira conociendo en mi querida patria la religión santa y sin mezcla de errores, idolatría, ignorancia, supersticiones ni fanatismos; y entonces reinando Jesús en nuestra República, tendremos paz y seremos dichosos”.

La fecha anunciada por Aguas para iniciar sus predicaciones en San José de Gracia (23 de abril de 1871), también fue el día en que ese templo, anteriormente católico romano, se abrió al culto de la  Iglesia de Jesús. [xiii]  A partir de entonces el lugar es el mayor foco de irradiación del protestantismo mexicano, y el principal personaje del movimiento es Manuel Aguas, quien tuvo un intenso, pero corto, ministerio hasta su temprana muerte a los 42 años, el 18 de octubre de 1872.

En efecto, Manuel Aguas inicia sus predicaciones en el lugar dado a conocer en la carta. El templo le era familiar ya que ahí había predicado años antes, como párroco católico. Sus dotes de gran expositor atraen un importante número de interesados en escuchar de viva voz a quien los vendedores callejeros de impresos y volantes se refieren de distintas maneras, casi siempre usando expresiones descalificadoras sacadas de los dichos de prominentes eclesiásticos católicos. No tardaría en arreciar la reacción del obispo Pelagio Antonio de Labastida y Dávalos, ante la cual Manuel Aguas se mantiene incólume e incluso intensifica su compromiso con la difusión del protestantismo mexicano.

La carta de Manual Aguas a su ex superior en la orden de los dominicos, “fue el primer documento sobre la conversión de un sacerdote conocido al protestantismo y además [llamó poderosamente la atención] por la forma de folleto evangelístico en que está escrito”. [xiv]  Las críticas al deslinde con su anterior identidad religiosa y nuevo compromiso con el protestantismo por parte de Aguas, motivaron respuestas de las autoridades eclesiásticas católicas y de antiguos correligionarios.

En las casi dos décadas anteriores a la llegada institucional de los misioneros protestantes extranjeros, hubo una intensa movilización de creyentes nacionales que allanaron y facilitaron el camino seguido después por aquellos. Tiene razón Abraham Téllez en su pionera investigación sobre cómo se desarrolla el protestantismo en México, al observar que, “en los orígenes de los trabajos para intentar promover el protestantismo en general en México dados a partir de la década de los cincuenta [del siglo XIX], encontramos que casi todos ellos presentan un marcado carácter individual; es decir, exento de una organización misional que los respaldara pero que en su momento las sociedades misionales aprovecharían en su favor. De tal suerte que, cuando éstas llegaron a México se encontraron con un trabajo precedente que les evitó partir de cero”. [xv]  Hoy contamos con más evidencias documentales de que así fue.

——————————————————————————–

   [i] Daniel Kirk Crane, Op. cit. , p. 95.

[ii]  Abraham Téllez menciona que “entre 1862 y 1863 los sacerdotes [Francisco] Domínguez, [Rafael] Díaz Martínez y [Juan Enríquez] Orestes viajaron a Estados Unidos —a la ciudad de Nueva York—, para ponerse en contacto con las autoridades de la Iglesia Episcopal”,  Op. cit., p. 163; por su parte Daniel Kirk Crane sostiene que “al final de 1864 el movimiento reformista manda a tres de sus miembros a Nueva York con las instrucciones de establecer contacto con un cuerpo protestante. En mayo de 1865 una vez en el país del norte, se empieza a negociar una alianza entre los Padres constitucionalistas y la Iglesia Episcopal”,  Op. cit. , p 87. ¿Los tres realizaron dos viajes a Nueva York, uno antes de la llegada de Nicholson, y otro posterior para fortalecer las relaciones entre las partes?

[iii]   Ibid .

  [iv]  Al respecto ver Melinda Rankin,  Op. cit ., y Joel Martínez López,  Op. cit . Para el caso de Villa de Cos, más información en Apolonio C. Vázquez,  Los que sembraron con lágrimas. Apuntes históricos del presbiterianismo en México , Publicaciones El Faro, México, 1985, pp. 322-326.

  [v]  Melinda Rankin,  Op. cit. , pp. 211-212.

  [vi]   Ibid. , p. 212.

  [vii]  Jean-Pierre Bastian menciona que la iglesia de San Francisco la compra Riley en 4 mil pesos,  Los disidentes: sociedades protestantes y Revolución en México, 1872-1911 , Fondo de Cultura Económica-El Colegio de México, México, 1989, p. 38. En tanto Daniel Kirk Crane apunta que la cantidad pagada fue de 35 mil pesos,  Op. cit. , p. 97.

  [viii]   The Two Republics , vol. 4, núm. 4, 23 de julio de 1870, p. 3.

  [ix]   El Monitor Republicano , 11 de abril de 1871, p. 2.

  [x]  El documento fue reproducido íntegro en  El Monitor Republicano , 26 de abril de 1871, pp. 1-2.

[xi]  Acerca del alegato Crane asienta que se imprimió” bajo el nombre  Viniendo a la luz , fue publicado varias veces, incluso hasta finales de este siglo. Su importancia se da por sentada, dado que fue el primer documento sobre la conversión de un sacerdote conocido al protestantismo y además por la forma de folleto evangelístico en que está escrito”, p. 98.

  [xii]  Pedro Gringoire,  El doctor Mora, impulsor nacional de la causa bíblica en México , Sociedades Bíblicas en América Latina, s/l, 1963, p. 51. La Sociedad Bíblica Americana publica en 1865 la Reina-Valera, y es la que distribuye en los países de habla española, entre ellos México; Rafael A. Serrano, “La historia de la Biblia en español”, en Philip W. Comfort (editor),  El origen de la Biblia , Tyndale House Publishers, Carol Stream, Illinois, 2008, p. 355 y Jane Atkins Vásquez,  La Biblia en español: cómo nos llegó, Augsburg Fortress, Minneapolis, 2008, p. 118.

  [xiii]   El Ferrocarril , vol. IV, núm. 98, 27 de abril de 1871, p. 3.

  [xiv]  Daniel Kirk Crane,  Op. cit ., p. 98.

  [xv]   Proceso de introducción del protestantismo desde la Independencia hasta 1884 , Tesis de licenciatura, UNAM, Facultad de Filosofía y Letras-Colegio de Historia, México, 1989, p. 157.

©Protestante Digital 2012

Declaraciones en Zenit

Cristianos evangélicos irán al infierno,

según el Vaticano 

La Ciudad del Vaticano, en Roma 

Sólo los sacerdotes católicos pueden perdonar los pecados, afirman

17 DE MARZO DE 2012, ROMA.- El infierno parece ser el destino inevitable de los cristianos protestantes o evangélicos, entre otros, según portavoces autorizados de la Iglesia Católica Romana (ICR).

En una nueva vuelta de tuerca para reafirmar la vigencia de doctrinas y prácticas de las más cerradas épocas del catolicismo romano  ahora se reafirma la posición de que los pecados solamente pueden ser remitidos por los sacerdotes de la propia ICR.

Eso significa que quien no pasa por el perdón de los sacerdotes consagrados por el Vaticano no se salvarán del infierno.

Esto es lo que explica la agencia de noticias Zenit, con sede en el Vaticano, al publicar un reportaje realizado por José Antonio Varela Vidal al padre dominico Hernán Jiménez, confesor en Santa María la Mayor de Roma . María la Mayor es uno de los llamados cuatro templos papales encargados para el rito de la confesión. Según una antigua tradición se le confió a la orden dominica esa responsabilidad.

En una parte de la entrevista se produce el siguiente diálogo.

Varela Vidal:  ¿Existe acaso la confesión “directa con Dios”, tal como argumentan algunos? ¿Cuál es la diferencia de esa práctica con el sacramento de la Reconciliación?

P. Jiménez :  Con Dios hay una comunicación directa con la oración y la meditación interior, pero nunca la remisión de los pecados. Según el mandato del Señor, solamente los apóstoles y sus sucesores, los sacerdotes, lo hacen .

Varela Vidal:  ¿Cuál es la base bíblica del perdón de los pecados ejercida por un sacerdote frente a un penitente? ¿Él actúa en nombre de Dios o lo hace por su propio poder de consagrado?

P. Jiménez : La base la encontramos en los Evangelios, en Juan 20, 22-23. El sacerdote actúa en el nombre de Dios y lo hace por el mandato de la Iglesia que recibe en la ordenación sacerdotal. El sacerdote remite todo pecado con la formula: “… en nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo”

A esa afirmación de Jiménez debe agregarse que no la hace por cuenta propia sino que está avalada por su orden y por las autoridades de la jerarquía vaticana.

Por otro lado  la entrevista se hizo dentro del contexto de la reciente declaración del Papa quien, según el periodista Varela Vidal, “insistió en que la nueva evangelización parte también del confesionario” Una afirmación que tiene enormes connotaciones pues Benedicto XVI no habla de que la nueva evangelización parte de “la confesión” del penitente, sino del “confesionario” .

En la ICR el “confesionario” es el lugar más productivo para la sumisión de los “penitentes”, término oficial del catolicismo romano para las personas que acuden al confesionario para pedir el perdón de sus pecados. Si de ahí parte la denominada “nueva evangelización” según el papado, a todas luces, se insiste en reafirmar el pasado.

Fuentes: Agencia de Noticias Prensa Ecuménica     © Protestante Digital 2012

El protestantismo en México (1850-1940)

La iglesia Metodista Episcopal

Carlos Gama Navarro

Profesor-investigador del Departamento de Antropología, UAM- Iztapalapa

ENERO-JUNIO DE 1996.pp. 181~185

Es claro que para entender la problemática de la religión en el México contemporáneo, es indispensable tener información histórica para entenderle adecuadamente.

Las instituciones religiosas van más allá de las vidas individuales de sus creyentes y aquí la perspectiva de una larga duración es útil, si no indispensable. En México, han destacado en años recientes varias obras en el campo de la investigación sobre la historia moderna de la religión en México, destacando los libros de Jean Meyer (1989), Roberto Blancarte (1990), y Jean Pierre Bastian (1994).

Este último autor, amerita una mención específica por la temática del libro que aquí nos concierne. Bastian lleva a cabo una crítica fuerte, a los estereotipos comunes que existían sobre el protestantismo en el país, en particular de la noción simple de que el protestantismo formaba parte de una teoría de la conspiración, llevada a cabo contra Latinoamérica desde los Estados Unidos. En cambio, Meyer (1989), destacaba la relación compleja que existía entre el protestantismo y la disidencia política desde el porfiriato. También señaló cómo la difusión del protestantismo, se vinculaba a la búsqueda de una mayor autonomía y control local para algunas regiones periféricas como Tabasco, la Sierra Norte de Puebla, parte de Chihuahua, etcétera. vinculada a la búsqueda de una mayor autonomía y control*

La extensa obra de Bastian permitió, crear una teoría general sobre la difusión del protestantismo en México y los factores sociales que lo han alentado. Sin embargo, algunos puntos más detallados faltan aún por definir. Entre otros problemas, cabe señalar que es aun necesario saber, hasta dónde los postulados básicos de este autor pueden ser generalizados a casos muy diferentes, a aquellos que fueron escogidos como ejemplos básicos para su análisis. Una posibilidad sería explicitar más las condiciones singulares, que se dieron en torno a instituciones e iglesias protestantes particulares.

El libro coordinado por Espejel y Ruiz al que dedicamos nuestra atención, es un intento de construir una historia más específica del protestantismo en México. Si bien, los enfoques y temas estudiados son diversos, hay una orientación clara hacia el papel de las iglesias históricas, destacando la situación del metodismo en el país. Un antecedente importante, se encuentra en el extenso estudio sobre esta denominación, en Ruiz (1992).

Después de una breve introducción, el libro abre con un ensayo de Abraham Téllez, quien ubica de una manera concisa el contexto nacional e internacional, donde se desenvuelve el protestantismo en México en el Siglo  XIX. Se resalta la problemática de la separación de las iglesias del Estado y su relación con la secularización política.

El siguiente artículo de Ricardo Pérez Monfort es más complejo, al enfocar la relación entre nacionalismo y religión durante la era de Juárez. Este autor nota como había una diversidad de posiciones, no sólo entre liberales y conservadores, sino incluso al interior de estos mismos grupos. La postura que los pensadores de este periodo, tenían hacia la tolerancia religiosa y la libertad de cultos también afectó su valorización de las iglesias protestantes.  Monfort,  señala adecuadamente Ia importancia de la visión liberal acerca de la religiosidad popular católica, como un retraso para el progreso de la población indígena. Es notable que el problema de la libertad de culto, todavía es un punto conflictivo en algunas comunidades indígenas, como observa el autor (sobre este problema ver también Garma, 1991).

Los cuatro artículos siguientes, se abocan hacia la historia de la Iglesia Metodista, desde perspectivas diferentes. Daniel Escorza señala, cómo el discurso cívico y religioso de una agrupación metodista en Hidalgo, de 1880 a 1900, se basa en un nacionalismo liberal. En un cuidadoso trabajo, Laura Espejel, muestra el papel que tuvo el metodismo en una población fabril del Estado de México, donde la relación entre la religión, política-social e industria muestran ser muy cercanas. Beatriz Cano, expone el caso de un pastor metodista nacido en 1913 en la ciudad de México, a través de la historia de su vida. Aquí destaca la interesante información que se muestra, sobre la relación cercana que tuvieron la masonería y las creencias religiosas para este personaje, al influir sobre las opiniones y orientaciones que sostenía hacia su desempeño en el mundo. La influencia que tuvo la Constitución de 1917, sobre el proyecto educativo metodista es destacado por María Eugenia Fuentes, quien considera que su impacto en general, fue negativo para la política social de la iglesia, al imponerle severas restricciones.

El libro termina, con un trabajo extenso de Rubén Ruiz, sobre panamericanismo y protestantismo. Aquí, la importancia del papel que tuvieron las Iglesias Protestantes en la política externa es analizada. Ruiz muestra las concepciones devarios actores políticos, académicos y religiosos. Uno es el intelectual, protestante y misionero evangélico Samuel Guy Inman. También son estudiadas las referencias al protestantismo, en los escritos del antropólogo Manuel Gamio y del multifacético José Vasconcelos. Por último, Ruíz destaca cómo las publicaciones protestantes, dan cabida a escritos que expresan reacciones críticas, ante las intervenciones norteamericanas en Centroamérica y el caribe durante las primeras décadas de este siglo.

Considero que este libro es interesante porque además de mostrar una línea precisa hacia donde se orientan los estudios históricos sobre la religión en México; también está presente, el análisis detallado de las condiciones sociales que favorecían la inserción del protestantismo, particularmente en el ensayo de Espejel. Sin embargo, también es claro que además existe una preocupación fuerte, por comprender a los actores como sujetos históricos. A este respecto, destaca el papel que han tenido en la esfera religiosa, no sólo los clérigos, como el pastor que conversa con Beatriz Cano, sino también los intelectuales ajenos a las iglesias, como demuestra Ruiz con respecto a Gamio y Vasconcelos, dado que los científicos y políticos pueden tener gran importancia, como formadores de opinión que influyen en otros sectores (ver Garma, 1988).

Esta tendencia orientada hacia el actor en la historiografía, también se muestra en la reciente recopilación de Carlos Martínez Assad (1995), intitulada De Dios a lo que es de Dios. Dicha obra, contiene únicamente estudios sobre clérigos y creyentes católicos. El libro coordinado por Espejel y Ruiz, ayuda a cubrir esta ausencia.

También esperamos que los estudios sobre la religión, muestren una apertura para considerar el campo religioso en su totalidad, como sucede, en el texto de Pérez Monfort incluido en el libro; y que no se encuentren limitados, por las distinciones entre religiones y credos. Es evidente, que las iglesias interactúan necesariamente entre si, por lo cual, su separación es un tanto artificial. Esto es notorio en varios estudios y congresos recientes, donde sólo se analiza la Iglesia Católica como la institución mayoritaria; y las disidencias religiosas, son relegadas a la exclusión o a una nota de pie de página.

El pluralismo, es un objetivo indispensable en la construcción de las sociedades contemporáneas, tanto en los campos de lo religioso, lo político y lo étnico, y los investigadores podemos tener un papel importante para lograr su aceptación.

NOTAS

I Espejel, Laura y Rubén Ruiz. “El protestantismo en México (1850-1940). La iglesia Melodista Episcopal”. Colección Divulgación, INAH, México, 1995.

BIBLIOGRAFíA

Bastian, Jean Pierre. Los disidentes, sociedades protestantes y revolución en México, 1872- 1911, Fondo de Cultura Económica/Colmex, 1989.

Bastian, Jean Pierre. Protestantismo y modernidad latinoamericana, historia de minorías religiosas activar, Fondo de Cultura Económica, México, 1994.

Blancarte, Roberto. Histona de la iglesia católica en México, Fondo de Cultura Económica, México, 1990.

Garma Navarro, Carlos. “Los estudios antropológicos sobre el protestantismo en México”, Revista Iztapalapa, UAM-Iztapalapa año 8, núm. 15, Enero-Junio, 1988. (Reimpreso en Cristianismo y Sociedad, núm. 101, México, 1989).

Garma Navarro, Carlos. “Cultura nacional y  procesos de secularización” , Religiones Latinoamericanas: cuestiones teórico-metodológicas, ENAH-INAH, México, 1991.

Martínez Assad, Carlos. (compilador); De Dios a lo que es de Dios, Nuevo Siglo, Editorial Aguilar, México, 1995.

Meyer, Jean. Historia de los cristianos en América Latina, siglos XIX y XX, Editorial Vuelta, México, 1989.

Ruiz Guerra, Rubén. Hombres nuevos, metodismo y modernización en México (1873-1930), Editorial CUPSA, México, 1992.

Emilio Monjo Bellido

Vocación política, Max Weber y Lutero

Cristianismo y política

Veamos las extensas posibilidades de nuestro presente para conocer y aplicar el excelente don de la gracia divina que supone la vocación política

11 DE MARZO DE 2012.- Cuando pensamos en la vocación, en general, y en la política en particular, asumimos que estamos ante un terreno propio del tiempo actual de salvación. Es decir, corresponde a la nueva situación de ir “a todas las naciones”. Por supuesto que antes se pueden encontrar ejemplos de vocación. Pensemos en José, en Daniel, en la actividad de los Macabeos, etc. Jonás es modelo de una vocación particular, de un “encargo” específico (unido a su  condición  de profeta); luego está que se elija ir en paz o en pez a su cumplimiento, pero, al final, en estos casos siempre se acaba en medio de Nínive.

Más en concreto, tenemos que acercarnos a la época de la Reforma Protestante para ver esta cuestión. Luego se paraliza, casi se seca (como otras parcelas), y volvemos a encontrar su tratamiento, ya con muchos pormenores, en el siglo pasado.  No vamos, sin embargo, a pararnos en una situación con circunstancias de otro tiempo, (la de las colonias americanas es muy valiosa) sino ver las extensas posibilidades de nuestro presente para conocer y aplicar el excelente don de la gracia divina que supone la vocación política. Y lo hacemos desde el reconocimiento de la autoridad suprema de la Escritura para guiarnos en toda buena obra (también en la esfera política, claro está).

Que sea necesario llegar a la Reforma para encontrar la vocación política, se debe a que, por razones que ahora no viene al caso mentar, el desarrollo del cristianismo en los primeros siglos configura una transustanciación del Imperio romano en la Iglesia de Roma, y hasta que los muros de esta, como un nuevo romper las fronteras (en este caso no por los “bárbaros”, sino por los “herejes” del norte), no empiezan a caer, no se liberan las esferas que Cristo hizo libres, pero que la estructura eclesial había encadenado. Hasta ese momento, con fricciones conocidas, la autoridad civil tenía su validez en ser un espacio de servicio bajo la autoridad eclesiástica (que, al mismo tiempo, era un poder civil, con su territorio, leyes, intereses propios y ejércitos). La única  vocación  posible era la de servicio a la Iglesia, o  en  la Iglesia. (Existen iglesias evangélicas donde pervive esta noción.)

El tiempo y el espacio presente de nuestra historia se habían convertido en un  camino  para cosechar el mérito necesario con el que ocupar un puesto en el más allá. La  ocupación  en el tiempo y el espacio actual era, de necesidad, un impedimento para obtener sitio en el otro lado. El  trabajo,  la  ocupación,  la  profesión,  en las cosas de aquí abajo, se consideraban impedimentos para la vida cristiana (=órdenes mendicantes), o, todo lo más, un instrumento para ayudar a la única “profesión” válida, la eclesiástica, la del templo o monasterio. [Todavía en el ideario cultural de nuestra lengua, la primera imagen que se asocia con “vocación” o “llamamiento” es la religiosa.]

Cuando se trata sobre la vocación política, es normal que se citen los trabajos de Max Weber  (incluso tiene una conocida conferencia dictada con el título de “la política como vocación”). Aunque se suele identificar a este autor con la referencia de su ensayo famoso: “La ética protestante y el espíritu del capitalismo”, nos importa sobre todo por el método que propone para conocer la realidad social.  Rechaza que la sociedad humana pueda ser medida por el método científico  matemático, pues la propia naturaleza del objeto impide que se pueda  contar  la acción (y reacción) humana por medio de la estadística . [Si alguien quiere algunos indicadores sobre este tema, puede meter en un buscador el término “antipositivismo”.]

Esto creo que es fundamental, pues el cristiano tiene que analizar la sociedad desde la perspectiva de su conocimiento de la Revelación Escrita, y con ella precisamente se eliminan los métodos “mecánicos” para la acción humana, la cual es compleja y variable . Es doblemente importante este asunto en la actualidad porque, con independencia del color político, hoy es común en los gobiernos de nuestra zona colocar el método matemático, la estadística, como la luz que guía la acción de gobierno para la economía, la sanidad, la productividad, las inversiones, etcétera. La primera tarea de la vocación política cristiana debe ser la reforma del lenguaje, los cambios de paradigma sobre el objeto y los medios de la  acción  política.[Hoy estamos de buscadores. Metan si les parece en un buscador: “acción política” (seguramente saldrá algo del autor de izquierdas Paolo Virno, y quizá algo de autores liberales de la escuela austriaca), y si les queda tiempo, metan “oclocracia” o “multitud”. Son asuntos que están en el terreno en el que reflexionamos como cristianos.]

Con Max Weber también nos aprovechamos de su estudio sobre la vocación (= beruf), que él recoge por primera vez en Lutero, porque puede ayudar a lo que quiero subrayar: la cercanía, pero no identidad, entre  deber  y  vocación. Weber propone que el modelo de vida cristiana protestante no estaría ya en la superación de lo terreno, lo “bajo”, con su “moralidad” propia, por medio de la ascesis monástica, sino precisamente en el cumplimiento de los  deberes  que a cada uno impone su situación, el lugar que  ocupa  en la vida aquí abajo, que, por eso mismo, se convierte para esa persona en “profesión”  (= beruf).

Cumplir mi deber aquí en la tierra, se convierte en mi profesión, y cumplir con mi profesión es mi  deber  cristiano; pero la palabra también se puede traducir por “vocación”,  así que mi  deber  es mi  vocación.  En este momento nos hallamos ante la idea de mecanismo, de fábrica, de producción en cadena [Donde, dicho sea de paso, no cabe la  acción vocacional  que propongo en estas reflexiones.], donde el sitio, el lugar que se  ocupa,  es una pieza dentro de un mecanismo. El deber es actuar como esa pieza  debe funcionar. Eso, por sí mismo no es negativo, es el fundamento del “trabajo en equipo”, pero la idea de “lugar que se ocupa” es todavía muy estamental, refleja el modelo de sociedad que precisamente el tipo de vocación política que aquí se propone debe transformar.

El concepto de vocación reducido a simple “cumplimiento del deber”, es válido para muchos casos, pero aquí se propone la vocación política con un horizonte muy superior. En un sentido, por el enorme bien que puede producir, se compararía a una vocación ministerial  (seguramente por eso en ambas hay tanta falsificación). Este matiz diferencial puede notarse en la propia impresión ética que provoca en nuestro lenguaje la traducción de beruf  por “profesión” o por “vocación” en la frase: “la política como  profesión”, con su carga más negativa que “la política como  vocación”. No se trata de pararnos en disquisiciones sobre la riqueza de una palabra u otra, sino de considerar esta cuestión como cristianos.

Es evidente que,  como cristianos, tenemos que cumplir con nuestro deber “según el lugar que ocupemos”. No se trata de  gusto  por hacer algo, sino de que nos  guste  cumplir con nuestro deber. Esto es algo aplicable en general. Ya tenemos un sitio, una parcela ocupada, y es nuestro deber “ocuparnos” de los  deberes  que le son propios. En este sentido, nadie está en el “paro”, no existe nadie  desocupado. Como padres, hijos, abuelos, estudiantes, maestros, mecánicos, peluqueros, etc., todos tenemos un lugar al que corresponden unos deberes (vale, también unos derechos). El concepto de vocación política que usamos en estas reflexiones no se refiere a  un lugar ya existente  donde cumplir sus deberes, sino a la creación, transformación y progreso de la esfera social para que se puedan disponer de  sitios,  de  ocupaciones  en libertad social para desarrollar los dones que el Creador ha conferido a cada uno. Conociendo y aprendiendo de todo lo realizado en el pasado, está casi todo por hacer, el horizonte es amplísimo. Ahora es el tiempo.

Que somos peregrinos. Claro. Que nuestra vida está escondida con Cristo en el cielo. Claro. Eso aquí precisamente no se olvida, al contrario, está en cada letra que se escribe. Miren, lo aclaramos en el próximo encuentro, d. v., con “El progreso del peregrino”, de Bunyan, como referente. Si no lo han hecho antes, lean esta obra; hay traducción clásica de Carlos Araujo de libre disposición en internet.

©Protestante Digital 2012

En Tolyatti, Rusia.

Por vez primera Rusia tiene a un alcalde de fe protestante 

S. Andreyev logró la alcaldía de una de las grandes ciudades rusas, tras vencer al partido de Vladimir Putin

27 DE MARZO DE 2012, MOSCÚ.- Por primera vez en la historia, una de las principales ciudades rusas ha elegido a un ciudadano de fe evangélica como alcalde.

Se trata de Sergey Andreyev, de 39 años de edad, que logró la confianza de los ciudadanos tras vencer al partido de Vladimir Putin el pasado 18 de marzo, en las elecciones para la alcaldía de Tolyatti. Logró el 57% de los votos frente al 40% del partido de Putin, molesto tras su derrota.

Parte del motivo de su éxito es que el partido de Putin (“Rusia Unida”) agitó el sentimiento contra las minorías religiosas de la región .En Tolyatti se presentó como el salvador de la patria de las potencias extranjeras siniestras. Como muestra, en las dos semanas previas a las elecciones, carteles y vallas publicitarias presentaban a la catedral ortodoxa de Tolyatti llena de luces y colores brillantes, junto a la iglesia bautista local en tonos grises oscuros, bajo de un cuervo negro que volaba sobre el edificio.

Aunque  el nuevo alcalde no es bautista, sino miembro de la pequeña “Asociación de Iglesias Misioneras de cristianos evangélicos”  que tiene 12 congregaciones en Rusia y una treceava en Ucrania.

Andreyev se ha presentado con el apoyo de otros políticos rusos independientes, salidos de otros partidos, y que trabajan en coalición.

FE CON COMPROMISO SOCIAL Y POLÍTICO

Residente en Moscú, Paul Tokarchouk, trabaja con la entidad evangélica Russian Ministries (Ministerios Rusos). Ha manifestado su alegre sorpresa con el resultado de las elecciones: “Andreyev es evangélico. Él es un auténtico creyente y miembro activo de una iglesia local y, a pesar de esto, fue elegido como alcalde por la mayoría de la población de la ciudad”.

Esta elección, expresa, es exactamente lo que Russian Ministries desea que ocurra: que los cristianos se conviertan en líderes sociales en sus comunidades.

Tokarchouk asegura que la capacitación que ellos ofrecen en la “Escuela Sin Muros” provee una formación del liderazgo con bases bíblicas, pero que no se limita a una espiritualidad “conventual”, sino que buscan que esta formación afecte a todas las áreas de la vida de los futuros líderes. Y esto esperan que puede llegar a tener un impacto sobre la vida política rusa: “La corrupción y la inmoralidad disminuyen, ciertamente, porque la gente con mentalidad y valores cristianos está en contra de lo que éticamente es incorrecto”.

En el programa de “Escuela Sin Muros” hay actualmente 2.000 estudiantes.

Fuentes: Assist News Service, MundoCristianotv    © Protestante Digital 2012

Fe y famosos

Figuras públicas y fe protestante  

Este binomio siempre reabre cuestiones repetitivas

20 DE FEBRERO DE 2012.- Estos días es notoria la presencia de personajes de la vida pública que pertenecen a la fe evangélica, y que por uno u otro motivo han sido noticia en los medios masivos de comunicación.

Es frecuente que esto ocurra. Así, en los últimos días y semanas hemos publicado noticias sobre Merkel y Gauck, Jeremy Lin, Tim Tebow, Whitney Houston, John Houghton, Kylie Bisutti, Kaká, o Juan Luis Guerra  (habría bastantes más, pero lo dejamos aquí como botón de muestra).

Esto siempre reabre cuestiones repetitivas. La primera sobre el uso de la información acerca de estos personajes públicos. Creemos que es estéril debatir este punto, cuando estamos en un medio de información que quiere llegar a “todos los públicos”, y estas mismas noticias surgen en multitud de medios. Es noticia, atañe a la información no sólo religiosa sino vinculada a la fe evangélica; y por lo tanto no publicarlo sería casi que pareciese querer ocultarlo, y que se perdiese la perspectiva que ofrece Protestante Digital (más o menos acertada, pero creemos que siempre mejor que la de un medio con una visión secular o de otro tipo).

La segunda cuestión sería si podría ser negativo que algunas de estas personas lleguen en el futuro a ser un mal testimonio, o desviarse de su fe (algo que ha ocurrido con Hanna Montana, por poner un ejemplo más o menos reciente).

A este aspecto respondemos que es la realidad de la vida. Nada hay que esconder, y ni la propia Biblia oculta este aspecto en sus personajes más representativos e ilustres (baste recordar los enormes errores del rey David, o el abandono-traición de Pedro –y el resto de apóstoles- con Jesús). Es interesante que incluso la genealogía de Jesús incluya explícitamente a Rahab, la ramera de Jericó, a la adúltera Betsabé y la extranjera Ruth (una gentil para los judíos).

Por otro lado, por esta misma razón, ningún creyente debería dar testimonio público de su fe: todos podemos caer algún día. Y sin embargo, ver el impacto del poder del Evangelio en las vidas de personas conocidas sirve como muestra de lo que Dios hace en cualquier vida, incluidas las “no famosas”. En estas últimas es un hecho igual de importante, pero sin duda menos noticiable, aunque no por ello dejamos de intentar hacerlo siempre que podemos.

Creemos que debemos dar gracias por quienes siguen a Jesús en lugares de notoriedad. Y sería importante orar por ellos, especialmente si no son maduros en la fe; ya que lo que sí es cierto es que a las presiones que todos vivimos en los múltiples aspectos de la vida, ellos añaden una carga extra que arrastra la fama. Y por ello deben estar en las oraciones de quienes creen en Dios como ellos, más que entrar en aspectos negativos en torno a los debates mencionados.

Y, dicho sea de paso, nos parece especialmente doloroso cuando ante la caída del famoso de turno vemos más inmisericordia que deseo de restaurar al herido. Recuerda el viejo dicho de que no hay peor ejército que aquél que remata a sus propios heridos (o dicho en lenguaje religioso, ¿dónde queda aquello de rechazar el pecado, pero amar al pecador?).

Es bueno que haya “famosos” que dan testimonio público de su fe en Jesús (lo negativo sería lo contrario). Y no es malo reconocer la realidad de que son personas humanas y falibles. Al fin y al cabo esa es la esencia del propio mensaje del Evangelio: gracia y perdón para un ser humano que sólo en Dios encuentra su sentido y vida espiritual; y que sin Él está perdido.

© Protestante Digital 2012

Iglesia episcopal de Saint John

Le predican a Obama sobre la gracia y la fe de “Amazing grace” 

La familia Obama, saliendo de la Iglesia de St. John al acabar el culto 

El Presidente Obama asistió por sorpresa al culto dominical de la “Iglesia de los Presidentes”

20 DE MARZO DE 2012, WASHINGTON.- Barack Obama se dirigió a la histórica Iglesia de Saint John (conocida como la “Iglesia de los Presidentes”) cerca de la Casa Blanca con su esposa Michelle y su hija Sasha, y asistió a un culto este pasado domingo 18 de marzo por la mañana. La hija mayor Malia no asistió al servicio religioso. Se reflexionó sobre el Evangelio y el himno “Amazing grace”.

La primera familia de EEUU fue miembro de la Trinity United Church of Christ en Chicago hasta su campaña presidencial . Desde entonces, la familia del presidente no se ha unido como miembro formal a una congregación concreta.

LA IGLESIA DE LOS PRESIDENTES

Ha sido la segunda visita del presidente Obama a un culto en la Iglesia Episcopal Saint John, ubicada al norte de la plaza Lafayette. La primera vez fue el pasado mes de diciembre.

Los feligreses de Saint John, una iglesia frecuentada por los presidentes, están acostumbrados a su presencia en los bancos. Todos los presidentes desde James Madison, han asistido al menos a un culto realizado en este templo, fundado en 1815.

“Nosotros no cambiamos nada cuando el presidente viene”, refiere el pastor de la iglesia, el reverendo Luis Leon. “Siempre estamos encantados de que venga. De hecho con frecuencia visita nuestra congregación.”

El presidente Obama, añadió Leon, visita a un número variado de congregaciones evangélicas ” y me alegro de que somos una de esas congregaciones.” El pastor también dijo que su congregación es étnicamente diversa. “Tenemos una maravillosa mezcla que refleja la creación de Dios.”

EL CULTO

El culto incluyó lecturas de la Escritura de Números 21, Efesios 2 y el Evangelio de Juan 3, la interpretación de “Amazing Grace” y un sermón del orador invitado, el Rev. Thomas Reid Ward, Jr., sobre las palabras del himno.

La familia Obama llegó a la iglesia cinco minutos antes de que el pastor Ward comenzara su sermón. Pudiendo así oír cómo decía a la congregación que la gracia de Dios infunde la fe y el coraje. “Todo lo que tenemos que hacer es creer”, dijo el pastor visitante en su sermón.

Cuando la familia Obama asistió al culto de Saint John el pasado mes de diciembre, Leon habló de Juan el Bautista e hizo alusiones al presidente en su sermón. Comentó en su predicación que los líderes religiosos de la época tenían grandes expectativas con Juan el Bautista, pero él les dijo que no era el Mesías, sino una voz que clama en el desierto. Los propios estadounidenses creían que Obama traería un cambio inmediato al país, agregó, pero “la gente tiene una tendencia a crear ídolos. La sociedad debe esperar en Dios sin ídolos humanos.”

Fuentes: The Christian Post            © Protestante Digital 2012

Llama a la obediencia

El Papa cierra las puertas al sacerdocio femenino y al celibato opcional  

Denuncia la “desobediencia” de un grupo de curas europeos a favor de la ordenación de mujeres y el celibato opcional

05 DE ABRIL DE 2012, ROMA.- El Papa Benedicto XVI ha manifestado ayer su rechazo frontal al sacerdocio femenino y, al respecto, ha denunciado la “desobediencia organizada” que propugna un grupo de curas europeos para renovar la institución con propuestas como la ordenación sacerdotal de mujeres.

Ante más de diez mil personas (1.600 de ellas cardenales, obispos y sacerdotes), Benedicto XVI ha oficiado en la basílica de San Pedro del Vaticano la Misa Crismal*, que abre el Triduo Pascual, centro y culmen del Año Litúrgico. Esta misa se celebra el Jueves Santo, día en que se conmemora el orden sacerdotal católico.

NO AL SACERDOCIO DE LA MUJER

El Papa ha denunciado que, recientemente, un grupo de sacerdotes europeos ha publicado “una llamada a la desobediencia, aportando ejemplos concretos de cómo se puede expresar esta desobediencia, que debería ignorar incluso decisiones definitivas del Magisterio, como la ordenación sacerdotal de las mujeres”.

El Papa se refería a los 300 párrocos austríacos que han puesto en marcha por Internet la iniciativa  Una llamada a la desobediencia , con la que exigen reformas, como permitir el sacerdocio femenino y el de hombres casados . El Papa, de casi 85 años, ha señalado que esos curas pretenden desobedecer cuestiones como la de la ordenación de las mujeres, “sobre la que el beato Papa Juan Pablo II ha declarado de manera irrevocable que la Iglesia no ha recibido del Señor ninguna autoridad sobre esto”.

El Papa teólogo ha agregado que “queremos creer” que invocan la desobediencia con la creencia de que así se renueva la Iglesia católica, “convencidos de que se debe afrontar la lentitud de las instituciones con medios drásticos para abrir caminos nuevos, para volver a poner a la Iglesia a la altura de los tiempos “. “¿Pero la desobediencia es un camino para renovar la Iglesia?”, se ha interrogado el Pontífice, que ha añadido que tal vez no es otra cosa “que sólo el afán desesperado de hacer algo, de transformar la Iglesia según nuestros deseos y nuestras ideas”.

Benedicto XVI ha indicado que con la obediencia “no se defiende el inmovilismo ni el agarrotamiento de la tradición  y que ello se puede ver en la historia de la época postconciliar (del Concilio Vaticano). Estos años, ha destacado, han sido de “dinamismo”, de verdadera renovación, que muestran la inagotable vivacidad de la Iglesia. “No anunciamos teorías y opiniones privadas, sino la fe de la Iglesia, de la que somos servidores”, ha puntualizado.

PROTESTANTES: SACERDOCIO UNIVERSAL

En el tema del sacerdocio, el cristianismo protestante entiende que el Nuevo Testamento defiende el sacerdocio universal de los creyentes, hombres y mujeres; es decir, que cada cristiano no tiene necesidad de ninguna persona que actúe como mediador entre él y Dios, salvo el propio Jesús como único mediador.

Para ello se basan en textos como la primera carta de Pedro, capítulo 2, versículo 9: “Mas vosotros sois real sacerdocio…”, refiriéndose a todos los creyentes.

Fuentes: Efe             © Protestante Digital 2012

* La palabra crisma proviene de latín: chrisma, que significa unción. Así se llama ahora al aceite y bálsamo mezclados que el obispo consagra el Jueves Santo para ungir a los nuevos bautizados y signar a los confirmados. También son ungidos los Obispos y los sacerdotes en el día de su ordenación sacramental. La Redacción.

Leonardo de Chirico

Lo que el Vaticano oculta de la Biblia

  

Una exposición del Vaticano sobre la Historia de la Biblia, con algunos puntos ocultos

01 DE ABRIL DE 2012.- Las personas que visiten la Plaza de San Pedro antes del 15 de Abril se encontrarán con una atracción interesante e inesperada. En el Braccio di Carlo Magno (o sea, el ala de Carlomagno) al lado de la basílica de San Pedro, bajo la columnata de Bernini en la parte derecha de la plaza, una exhibición titulada  Verbum Domini  (la Palabra del Señor) llamará su atención. El coloreado folleto italo-inglés que pondrán en sus manos les invita a “Dar un paseo por la historia de la Biblia en esta colección privada de textos bíblicos poco frecuentes y objetos de enorme importancia”. La entrada es gratuita.

Verbum Domini  es también el título de la Exhortación Apostólica Post-Sinodal publicada en 2010 por Benedicto XVI, en la cual el Papa resumía la interpretación actual católico romana de la Palabra de Dios, es decir, una Tradición viva que incluye la Biblia y que el Magisterio de la Iglesia interpreta fielmente. La conexión entre el texto papal y este certamen es clara e indica el intento de subrayar la importancia de este tema.

  1. 1.    UNA EXPOSICIÓN FASCINANTE…

Esta muestra se armó a partir de colecciones privadas procedentes de todo el mundo, principalmente de la “Green Collection”, la colección privada más grande del mundo de textos bíblicos y documentos raros.

Desplegada en 8 galerías, 152 textos y artefactos bíblicos excepcionales muestran la historia de la Biblia: desde antiguos rollos a textos copiados y volúmenes impresos del siglo XVII; desde el hebreo al griego, al latín y a otras lenguas vernáculas; desde Qumran a Europa y al resto del mundo.

A continuación están detallados algunos de los elementos más relevantes de la exposición:

1 Codex Climaci Rescriptus, una de las primeras Biblias casi completas, que sobreviven y que contiene los más extensos textos bíblicos tempranos en la lengua familiar de Jesús, o sea, el arameo palestino.

2 Rollos.

3 La  Jeselsohn Stone  también conocida como “la revelación de Gabriel”, es una tabla de arenisca de tres pies de altura y 150 libras de peso, descubierta cerca del Mar Muerto en el Jordán y que contiene 87 líneas de un texto hebreo de finales del siglo I a C.

4 La Biblia Gutenberg Libro de Romanos, el primer libro impreso en Occidente con tipografía móvil.

5 La Biblia Políglota Complutense,  la primera edición multilingüe de toda la Biblia.

En la primera galería, hay también dos rollos medio quemados de la Tora que escaparon de la total destrucción intentada por los nazis y estalinistas. Son un testimonio conmovedor de la continua batalla que rodea a la Biblia.

2. PROPÓSITOS INTERRELIGIOSOS Y ECUMÉNICOS

La exposición tiene un objetivo ambicioso. En palabras de los organizadores, “la Palabra de Dios, concretamente, es una manera de celebrar el amor interreligioso que muchas tradiciones sienten por la Biblia y, creemos que es una forma de compartirlo con el mundo”.

Las tradiciones judías, ortodoxas orientales, católicas y protestantes están todas representadas en ella. Por parte del Vaticano, esto es lo que dijo en la inauguración el Cardenal Farina, Prefecto de la Biblioteca Vaticana, acerca de la exhibición: “El título  Verbum Domini  se eligió para destacar la concepción ecuménica de esta exposición, y también su sede aquí en el Vaticano. El origen de los documentos, el predominio de la “Green Collection”, y los que proceden de otras colecciones ponen de relieve la participación de las denominaciones cristianas. Ya que en la realidad, la Biblia une, aunque demasiadas personas opinen lo contrario, el hecho es que es un punto fuerte de unión”.

Justo lo suficiente.  Pero, ¿por qué en el catálogo que se distribuye a la entrada se lee que “esta muestra celebra la dramática historia de la contribución católica al libro más prohibido, más combatido y más vendido de todos los tiempos”? La extensa y general contribución a la historia de la Biblia, ¿se ha convertido en una contribución católica solamente? Quizás sea un error cometido por un editor celoso, pero refleja la cultura provinciana en la que cada institución (incluida la Vaticana) puede quedar atrapada .

3. LA HISTORIA QUE FALTA

No obstante, el punto más desconcertante es lo que la exhibición no dice acerca de la historia de la Biblia. Lo que no se dice es tan evidente como lo que se dice.

Toda la trayectoria del sugerente relato es “lineal” hasta el punto de ser históricamente insostenible.  El retrato que se ofrece es que las traducciones “modernas” de la Biblia en lenguas vernáculas se expandieron a través del espectro cristiano y que cada sector de la iglesia cristiana promovió su difusión .

La realidad es muy diferente. Desde el siglo XII la Iglesia Romana ha prohibido, de diferentes maneras, la circulación de Biblias en la lengua del pueblo.

Estas prohibiciones llevaron a la compilación en 1559, por el Papa Pablo IV, del  Index of Librorum Prohibitorum  (Indice de Libros Prohibidos) donde las traducciones de la Biblia estaban entre los libros vedados. El vehemente ataque efectuado por la Iglesia Tridentina a las traducciones de la Biblia permitió al historiador Gigliola Fragnito hablar de “la Biblia en la hoguera” para describir lo sucedido hasta el siglo XVII en los países dominados por la Iglesia Católica [1] . Aquella prohibición duró varios siglos.

La verdadera historia, por consiguiente, no es el relato suave, pacífico y ecuménico que narra la exposición Verbum Domini.

La Biblia es un patrimonio compartido por todos los cristianos y esta verdad está fuera de discusión. Por consiguiente, las exhibiciones históricas de la Biblia deben aspirar a contar la historia de una manera justa y precisa más que a perseguir, con vanas ilusiones, lecturas ecuménicas que son parciales, selectivas y, por tanto, inducen a error.

Traducción: Rosa Gubianas

——————————————————————————–

   [1]  Gigliola Fragnito,  La Bibbia al rogo. La censura ecclesiastica e i volgarizzamenti Della Scrittura  (La Biblia en la hoguera. Las traducciones vernáculas de la Escritura y la censura eclesiástica), 1471-1605 (Bologna: il Mulino, 1997). Recientemente, este mismo erudito ha editado el volumen  Church, Censorship and Culture in Early Modern Italy  (La Iglesia, la censura y la cultura en la Edad Moderna de Italia) (Cambridge University Press, 2001).

©Protestante Digital 2012

Londres 2012

Las Biblias deportivas de los JJOO

podrían no repartirse  

Sociedad Bíblica espera poder entregarlas durante los Juegos este año

en Londres, pero es posible que no les autoricen.

21 DE MARZO DE 2012, LONDRES.- La Sociedad Bíblica no puede repartir Biblias que tengan el logotipo olímpico en la portada durante los Juegos de Verano 2012 en Londres, ya que las reglas olímpicas concernientes al uso del logotipo lo impiden. Si bien en la edición de 2008, en Beijin, sí se repartieron, una fuente de los Juegos dijo que estas Biblias “aparecieron de la nada” y “no fueron aprobadas por el gobierno chino”.

Rachel Rounds, un portavoz de la Sociedad Bíblica, informó que la organización ya ha impreso Biblias deportivas especiales que en portada cuentan con imágenes de los atletas, no con un logo olímpico.

“Hemos impreso Biblias sin el logotipo. Sabíamos que no tendría permiso para usarlo, principalmente porque no somos un patrocinador oficial. Por lo tanto, ni siquiera pedimos permiso”, dijo en Rounds.

BIBLIAS DEPORTIVAS

La Biblia de las Buenas Nuevas ha vendido más de 150 millones de copias en todo el mundo, según el sitio web de la Sociedad Bíblica. La edición especial de Biblias Deportivas Buenas Nuevas que se han impreso, también incluyen 40 páginas a todo color que ayudan a conectar las cuestiones de la fe a los deportes.

“Todavía estamos negociando con el Comité Olímpico sobre la entrega de Biblias en Londres 2012”, dijo Rounds. “No estamos en desacuerdo con el Comité Olímpico y acogeremos con beneplácito la oportunidad de repartir Biblias siempre que sea conveniente”.

A pesar de que no se les permite usar el logo olímpico, Rounds espera que la Sociedad Bíblica por lo menos pueda de entregar las Escrituras durante los Juegos de este año.

PROMOCIÓN RELIGIOSA

La situación no parece tener fácil solución. Sandrine Tonge, gerente de relaciones con los medios de comunicación para el Comité Olímpico Internacional (COI), dijo que “el COI respeta todas las religiones por igual y no hay ninguna promoción de ninguna religión en los Juegos Olímpicos”.

“Con esto en mente, no podemos producir ni distribuir cualquier material religioso”, dijo Tonge. “Es importante señalar, sin embargo, que los atletas tienen acceso a un centro multi-confesional en la Villa Olímpica y allí pueden contar con la documentación religiosa pertinente”, añadió.

La ceremonia de inauguración para los Juegos Olímpicos de Verano 2012 se llevará a cabo el 27 de julio en el Estadio Olímpico de Londres.

Fuentes: The Christian Post          © Protestante Digital 2012

México

Más de la cuarta parte de la población de Tabasco es evangélica  

Las iglesias evangélicas, que registran 600 mil fieles, realizaron

un culto de adoración con 15 mil personas en Villahermosa.

20 DE MARZO DE 2012, MÉXICO.- En la región de Tabasco, las Iglesias Evangélicas cuentan con 600 mil fieles, en una población total de 2 millones 300 mil habitantes, es decir más del 25 por ciento del total de habitantes donde anteriormente dominaba den forma abrumadora la religión católica, revelaron líderes religiosos de las 72 diferentes denominaciones asentadas en la región.

Saúl Hernández, presidente del Comité Cívico Cultural de Tabasco que agrupa a las iglesias evangélicas de una amplia zona geográfica, advirtió la mañana del pasado 19 de marzo que aunque es una cantidad significativa, eso no significa que la iglesia vaya a ser botín político para ninguna partido en esta época electoral.

Dijo también que los evangélicos están abiertos para recibir las propuestas de todos los aspirantes y dejó en claro que como institución religiosa no le cerrarán la puerta a ningún candidato que les presente sus propuestas políticas.

El líder de las iglesias refirió en entrevista que hasta ahorita ningún candidato se ha acercado con ellos para pedirles que se les abra el espacio de alguna congregación, pero se declaró ser muy respetuoso de los partidos políticos,” y en el momento en que se acerquen tendrán las puertas abiertas para recibirlos”.

CULTO Y GRAN MARCHA  ANUAL

Estas declaraciones se realizaron en la ciudad de Villahermosa, durante la marcha de las iglesias evangélicas que anualmente conmemoran el natalicio de ex presidente de México, Benito Juárez García  y donde participaron miles de fieles.

El multitudinario desfile congregó a unas quince mil personas  que ocuparon toda la avenida 27 de febrero de la ciudad capital, hasta la explanada de Plaza de Armas. En él participaron iglesias cristianas evangélicas de Tabasco, Campeche, y Chiapas; que  realizaron un culto de adoración  en la explanada del Injudet de la Ciudad Deportiva.

“El motivo es manifestar a Dios agradecimiento porque hemos tenido paz social, alegría y esperamos que con las Leyes de Reforma que hace 151 años fueron promulgadas por don Benito Juárez siguen teniendo éxito en nuestra sociedad”, resaltó.

En la marcha participaron 15 mil personas, partieron de la explanada del Injudet con dirección a 27 de febrero hasta llegar a plaza de armas donde los asistentes concluyeron con una ceremonia de culto.

Fuentes: Excelsior©                 Protestante Digital 2012

Leopoldo Cervantes-Ortiz

¿Qué ha conseguido ya la visita de Ratzinger?

  Uno de los objetivos de la visita de Ratzinger es contrarrestar

la creciente presencia de grupos evangélicos.

18 DE MARZO DE 2012.- Para quienes piensan, dentro y fuera de México, que la visita de Joseph Ratzinger tiene sólo propósitos “pastorales” y no políticos, lo sucedido en la Cámara de Senadores el miércoles 14 es una refutación bien clara: como un “obsequio” para el obispo de Roma, el Episcopado Mexicano y la población católica, en ese orden estricto, las comisiones legislativas aprobaron el dictamen que modifica el texto del artículo 24 constitucional para establecer la controversial “libertad religiosa”, fruto de la presión de la iglesia católica para congraciarse con su máximo dirigente mundial.

A escasos 9 días de la llegada de Ratzinger al país, los senadores dieron cabida a las minutas enviadas en diciembre pasado por la Cámara de Diputados, en un movimiento calificado como  express  o de  fast track,  puesto que hay toda una serie de iniciativas o proyectos de ley, considerados incluso como urgentes, pero que deberán esperar su turno, ante la premura con que se trabajaron estos temas en vista de la cercanía de la “visita papal”. Semejante celeridad en el tratamiento de estas reformas contrasta con la necesidad de abordar otros asuntos y muestra el grado de influencia del catolicismo en un país que no acaba de normar suficientemente los comportamientos políticos de las jerarquías religiosas mayoritarias, a pesar de que la separación del Estado y las iglesias proviene desde el siglo XIX y fue confirmada por la Constitución promulgada en 1917.

Ciertamente, ese mismo día dichas comisiones aprobaron también el cambio al artículo 40 para que ahora se establezca explícitamente la laicidad del Estado mexicano, pero también es verdad que la aprobación de ambos artículos fue negociada por los partidos mayoritarios, Acción Nacional, de Felipe Calderón (PAN), y el Revolucionario Institucional (PRI). Se supo muy bien que los representantes del primero aceptarían que el texto constitucional afirme que el Estado es laico, a cambio de que el segundo condescendiera con la modificación tan ansiada por los obispos. El sitio oficial del Senado consigna que la minuta aprobada establece que “toda persona tiene derecho a la libertad de convicciones éticas, de conciencia y de religión”, así como “a tener o adoptar, en su caso, la de su agrado”. Y agrega que los senadores “ratificaron el agregado que los diputados hicieron al texto constitucional para indicar ‘que esta libertad incluye el derecho de participar, individual o colectivamente, tanto en público como en privado’ en las ceremonias, devociones o actos de culto respectivo, siempre que no constituyan un delito o falta penados por la ley”. Y concluye: “En el dictamen aprobado se aclara que como todo derecho, también la libertad religiosa tiene límites jurídicos, por lo que se incluyó en la última parte del primer párrafo del artículo que ‘los actos públicos de expresión de la libertad religiosa no se utilicen con fines políticos, de proselitismo o de propaganda política’”. [1]

La Jornada  consigna que Antes, durante la discusión en comisiones, el senador Pablo Gómez (Partido de la Revolución Democrática) preguntó: “¿Qué necesidad hay de meter este galimatías a la Constitución, donde ya se establece la libertad de profesar la religión que más convenga?”. Coincidió en ello el panista Alejandro González Alcocer, que votó en contra de la reforma. Gómez expuso “que es innecesario fijar esas tres libertades que están ya integradas en otras partes de la Constitución, y alertó sobre la gravedad de que ello derive en llevar a la ley suprema del país la objeción de conciencia y abrir el camino a litigios interminables en la educación, la medicina y la función pública”. [2]

El editorial de  La Jornada  del jueves 15 expresa muy bien el sentir de los sectores que incluso se consideran “agraviados” por la aprobación inicial de estas reformas, llegando al extremo de decir que con ellas se inicia “el desmantelamiento del Estado laico”, lo cual resulta paradójico al considerar que simultáneamente se modificó el artículo que afirma la laicidad estatal. [3] Luego de destacar lo innecesario de las reformas en este momento, concluye: “Ante la falta de razones válidas y de peso para la reforma mencionada, y en vista de los efectos políticos y sociales nocivos que pudieran desprenderse de ella, la única explicación plausible a la luz verde legislativa otorgada ayer es un inadmisible afán de dar gusto al alto clero católico ante la inminente llegada al país de Benedicto XVI. Así pues, a reserva de esperar a que la citada reforma sea o no avalada por el pleno, ésta difícilmente ayudará a construir una sociedad más justa y libre, y sí fortalecerá, en cambio, el poder –de suyo desmedido– de la jerarquía católica en el país, y se sumará, para colmo, a las poco decorosas muestras de abandono del carácter laico del Estado mexicano frente al Vaticano” . [4]

Es verdad que aún falta que los dictámenes lleguen al pleno de la Cámara de Senadores para su aprobación final y que después deberán recorrer las cámaras de las 31 entidades del país para su promulgación definitiva, pero todo ello no le resta importancia al hecho de que, como varios analistas han señalado, el Episcopado, junto con el embajador del Vaticano, el francés Christophe Pierre, ha presionado indebidamente al gobierno filo católico de Calderón para apresurar estos cambios ante la inminente presencia de Benedicto XVI. Se sabe, incluso, que el gobierno de Guanajuato quiere obligar a la Iglesia La Luz del Mundo a cubrir su templo denominado “La Torre de la Fe”, pues se encuentra muy cerca del lugar donde Ratzinger oficiará la misa principal de su viaje y desea impedir que el pontífice católico lo visualice desde el aire. [5]

Pierre declaró que “el papa respetará las leyes mexicanas” y que aunque “estamos en periodo electoral, […] el papa no viene a incidir en el periodo electoral, [pues] él también tiene que respetar las leyes del  país ”. Agregó que, sin embargo, “es un jefe de Estado y por eso será recibido oficialmente por el jefe de Estado y se va a encontrar con él”. Observó: “El papa nunca viene para decir a los políticos lo que tienen que hacer, él no viene para tratar un tema específico, como la pobreza, que la tratará siempre desde la fe, a partir del modo como vivimos el Evangelio podemos cambiar la realidad”. Y detalló que el papa “no llega con programa político o social, él viene con el Evangelio, va a invitar a la personas a vivir con coherencia el Evangelio a fin de dar su aportación de forma positiva”. [6] No obstante estas afirmaciones, ha quedado bien claro que Pierre ha influido de manera determinante en la organización de la agenda de Benedicto XVI, pues a diferencia de otras visitas, no se incluyó ninguna reunión con víctimas de abuso por parte de Marcial Maciel, fundador de los Legionarios de Cristo, ni con representantes de otras iglesias o religiones. [7]

Después de todo, el editorial del semanario  Desde la Fe  del 11 de marzo plantea con mayor claridad otro de los objetivos de la visita de Ratzinger, esto es, contrarrestar la creciente presencia de grupos evangélicos, aunque claro, analizada desde una óptica muy peculiar: “El Papa visitará un país que ha sido punto de referencia para la fe católica por su historia de casi 500 años, simbolizada en la veneración a la Virgen de Guadalupe en el Tepeyac. Sin embargo, se encontrará con una realidad que está cambiando rápidamente su fisonomía religiosa, ya que en los últimos treinta años han aparecido infinidad de grupos y comunidades del protestantismo estilo norteamericano, sobretodo de evangélicos y pentecostales, caracterizados por su rechazo a la Iglesia”. [8]

En resumen, la política y la religión seguirán formando parte de una mezcla que por momentos puede ser explosiva, pero que sirve muy bien para modular lo que las masas de creyentes y ciudadanos no alcanzan a veces a percibir. Si no, cómo entender las declaraciones del embajador mexicano ante el Vaticano en el sentido de que Ratzinger y Calderón dialogarán “sobre libertad religiosa”, por supuesto. El diplomático abundó en la expresión de sus deseos personales al decir que la expectativa por la visita “es impresionante”, lo cual al menos en la capital es bastante falso y que “todo hace pensar que la visita provocará una gran sacudida de almas”. [9] De modo que mientras llega el 23 de marzo, la visita de Benedicto XVI está ocasionando ya nuevos debates políticos y religiosos, aunque de último minuto, las bancadas priísta y panista ya acordaron aprobar de manera definitiva los cambios después de la visita papal, “con el fin de evitar un mayor escándalo del que se ha suscitado”. [10]

——————————————————————————–

  [1] “ Ratifican senadores reforma sobre libertad religiosa”, en  http://comunicacion.senado.gob.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=3257:boletin-0782-ratifican-senadores-reforma-sobre-libertad-religiosa&catid=46:boletin-de-prensa&Itemid=177 ,  14 de marzo de 2012.

  [2] A. Becerril y V. Ballinas, “Avalan PRI y PAN en comisiones del Senado reformas religiosas”, en  La Jornada,  15 de marzo de 2012, p. 5,  http://www.jornada.unam.mx/2012/03/15/politica/005n1pol.

  [3] Cf. Fernando Camacho Servín, “En peligro, esencia del Estado laico: expertos”, en  La Jornada,  16 de marzo de 2012, p. 19,  http://www.jornada.unam.mx/2012/03/16/politica/019n2pol.

  [4] “Reforma innecesaria y preocupante”, en  La Jornada,  15 de marzo de 2012, p. 2,  http://www.jornada.unam.mx/2012/03/15/edito.

  [5] Verónica Espinosa , “Tensión entre católicos y La Luz del Mundo”, en  Proceso,  24 de febrero de 2012, http://www.proceso.com.mx/?p=299274.

  [6] Notimex y Eugenia Jiménez, “Benedicto XVI no viene a incidir en política: Christophe Pierre”, en  Milenio Diario,  13 de marzo de 2012,  http://www.milenio.com/cdb/doc/noticias2011/3ad932613eb6d0332ab40e0862986e64

  [7] “Descarta Vaticano encuentro del Papa con víctimas de Maciel”,  Notimex,  16 de marzo de 2012, en  http://www.excelsior.com.mx/index.php?m=nota&id_nota=819003&seccion=seccion-nacional&cat=1.

  [8] “¿Cuál México encontrará el Papa?”, en  Desde la Fe,  11 de marzo,  http://laverdadigital.com.mx/noticias.php?id=6939.

  [9] Andrés Beltramo Álvarez, “Dialogará el Papa con Calderón sobre libertad religiosa”, en  Notimex,  16 de marzo de 2012,  http://www.cronica.com.mx/nota.php?id_nota=645860.

  [10] “Aprobarán reforma religiosa luego que se vaya Ratzinger”, en  La Jornada,  16 de marzo de 2012, p. 19,  http://www.jornada.unam.mx/2012/03/16/politica/019n1pol.

©Protestante Digital 2012

Conoce tu Biblia

HNO. GAMALIEL HERNANDEZ LOERA

Miriam, la primera profetisa de la Biblia

EXODO 15:20-21

En muchas Biblias, a la hermana de Moisés se le conoce como Miriam, pero en nuestras Biblias, versión Reina-Valera 1960, se le conoce como María, y se nos dice claramente que fue profetisa. El asunto es que Miriam y María son el mismo nombre, pero Miriam es el nombre hebreo, mientras que María es el nombre griego. Y cuando nos ponemos a investigar nos damos cuenta que esta mujer fue la primera que recibe el título de profetisa; y tenemos en la  Biblia a otras seis mujeres que también llevan ese título, además de las cuatro hijas de  Felipe, el evangelista, las cuales, dice la Biblia, que profetizaban.  Hechos 21:8-9.

Las otras profetisas que menciona la  Biblia, además de Miriam, fueron: Débora, Jueces 4:4; Hulda, II Reyes 22:14; Naodías, Nehemías 6:14; la esposa del profeta Isaías, Isaías 8:3; Ana la ancianita, Lucas 2:36; y Jezabel, la mujer que se decía profetisa, Apocalipsis 2:20. Son siete mujeres que han llevado ese título, de las cuales Jezabel y Naodías parecen ser profetisas falsas, que no hablaban lo que Dios quería para su pueblo, sino lo que ellas querían decir y hacer.

El significado del nombre de María o Miriam, ha sido motivo de mucha especulación, habiéndose dado como 70 diferentes posibles significados, pero la palabra Miriam o María, en el idioma original significa simple y sencillamente rebelde. Algunos asocian su nombre con la actitud que tomó frente a Moisés después de muchos años de trabajar en equipo, con sus dos hermanos, habiendo sido muy bendecidos en ese trabajo de equipo.

Es muy interesante darnos cuenta que en la Biblia hay siete mujeres que llevan el nombre de María, y cada una de ellas tiene un mensaje muy especial para todos nosotros. Pero la María que nos ocupa en esta lección, es la primera que lleva ese nombre, y hay varias cosas muy importantes que hizo, y que dijo esta mujer especial.

1.-. Cuando era todavía una niña dio muestras de buscar el bien de su hermanito.

Para cuando nació Moisés María era una jovencita de unos 12 años, pero debido a  las circunstancias por las que el pueblo pasaba, era muy despierta, y tuvo que aprender a defenderse, y a actuar con prudencia en muchas cosas. Se fijó muy bien qué pasaba con su hermanito.

2.- Busca una solución propia para su hermanito Moisés. Cuando la hija de Faraón recibió al niño Moisés, y la princesa y sus damas no hallaban qué hacer con él para darle de comer, María se presenta inocentemente, como curioseando, y sugiere que ella puede buscar a alguien para que le dé alimento. La princesa cree que es una muy buena idea, y le dice que sí, que busque a alguna mujer con leche en sus pechos. Ella no va corriendo, sino volando, a su casa y le dice a su madre que vaya a presentarse a la princesa, porque le va a dar a su propio hijo para que lo alimente.

3.- Trabajó junto con sus dos hermanos, en el ministerio. Cuando salen de Egipto María debe haber tenido 92 años, y aparentemente se sentía fuerte y vigorosa, pues con un pandero dirigía a las mujeres en alabanza a Jehová, que los había libertado del poder de los egipcios. Pero llegó el momento en que Aarón y María dicen: ¿Solamente por Moisés ha hablado Jehová? ¿No ha hablado también por nosotros? Números 12:2. Esta clase de murmuración Dios la escuchó, y no la aceptó, pues Él había escogido a Moisés para ser el líder, y para hablar con él; Él había escogido a Aarón para otra cosa, y también a María para ser profetisa. Ellos se estaban rebelando en contra de la autoridad de Moisés.

4.- Un corazón sucio y una lengua sin control, la traicionaron. No sabemos por cuánto tiempo María haya tenido en su corazón resentimiento en contra de su hermano. Unos comentaristas nos dicen que Séfora era cusita, porque habitaba en un lugar en donde pertenecía a los descendientes de Cus. Otros, sin mucho argumento bíblico, dicen que Moisés tuvo una segunda esposa, cosa que la  Biblia no nos dice nada sobre eso. De todos modos eso no justifica la actitud de María, y Dios que escuchó, y vio el corazón de esa persona, la castigó con lepra, y tuvo que ser separada del campamento. Nos  imaginamos la vergüenza que haya sentido, al ver a muchos que la apoyaban huir de su lado, porque vieron que le salió lepra.

5.- María recibe un gran milagro de parte de Dios. Moisés no guardó rencor en contra de su hermana, sino que oró a Dios por su hermana María y Dios la sanó, aunque Dios decidió que María debería estar por siete días fuera del campamento como una forma de lección, para que no volviera a levantar su voz en contra del escogido de Dios para conducir al pueblo por el desierto, y llevarlo hasta la frontera de Canaán.

6.-  La lepra de María es usada como advertencia al pueblo de Israel. En el libro de Deuteronomio 24:8-9 encontramos una nota donde Dios, a través de Moisés, dice: En cuanto a la plaga de la lepra…Acuérdate de lo que hizo Jehová tu Dios a María. Muchos de los que escucharon a Moisés en Deuteronomio, tal vez no habían visto a María leprosa, pues eran personas que la habían visto cantar y alabar a Dios.

7.- Dios consideró a María como una líder del pueblo de Israel. Al leer el libro de Miqueas 6:4 encontramos lo siguiente, hablando Dios al pueblo de Israel: porque yo te hice subir de la tierra de Egipto, y de la casa de servidumbre te redimí; y envié delante de ti a Moisés, a Aarón y a María. Este solo versículo escrito 700 años después de la vida de esta mujer, nos hace pensar que Dios consideraba a María como una líder de su pueblo.

8.- María tuvo una muerte sencilla, pero hermosa. En Números 20:1 solamente dice: Llegaron los hijos de Israel, toda la congregación al desierto de Zin en el mes primero, y acampó el pueblo en Cades, y allí murió María, y allí fue sepulta-da. Dicen los comentarios que María murió unos cuatro meses antes que Aarón; así que en cosa de un año más o menos, Dios les quita a los israelitas los tres líderes principales. Ella  murió en el año 40 de su peregrinación, y estuvo cerca de la tierra prometida, pero no pudo entrar.

CUESTIONARIO

1.- Miriam, o María, es la _______________________de siete mujeres que en la Biblia llevan el título de _______________________________ además de las cuatro hijas de  Felipe.

2.- En las siete profetisas hay dos que podríamos decir que no obedecieron lo que Dios dice, ellas fueron   _____________________ y ______________________

3.- Se han dado como __________ diferentes significados del nombre de María, pero la palabra significa, simple y sencillamente __________________________

4.- Cuando María tendría unos 12 años estuvo muy lista junto al Río Nilo, para ver dónde quedaría su hermanito, y buscó _________________________________

5.- Cuando tendría como ______ años salió de Egipto, y ministró junto con sus hermanos por ____ años, pero junto con su hermano Aarón ________________

6.- María no se dio cuenta que Dios escucha todo lo que hablamos, y a El no le agradó que ella y su hermano Aarón __________________________________

7.- Dios castigó a María inmediatamente, y ella estuvo ____________________ por ______ días. El pueblo estuvo esperando hasta que ella fue restaurada.

8.-  La lepra de María fue usada como una advertencia de parte de Dios. Dice en Deuteronomio 24:9 ________________________________________________

9.- Dios consideró a María como una líder, pues en Miqueas 6:4, 700 años después, Dios dice: “Y envié delante de ti a ____________________________ “

10.- María tuvo una muerte sencilla pero honrosa, murió en Cades, aproximadamente unos _______ meses antes que Aarón, ella vivió (92 más 40 ) ________________________

11.- En la Biblia encontramos a _______________________________ que llevan este nombre.

Doctrina

Artículos de Religión de la Iglesia Metodista

(Estamos publicando cada quincena uno de los Artículos de Religión de la IMMAR)

Artículo VII

Del pecado original o de nacimiento

“El pecado original o de nacimiento, no consiste (como falsamente aseveran los pelagianos*) en la imitación de Adán, sino que es la corrupción de la naturaleza de todo hombre, engendrado en el orden natural de la estipe de Adán; por lo cual el hombre está muy apartado de la rectitud original, y por propia naturaleza se inclina al mal, y eso continuamente”.

(*Seguidores de Pelagio, Siglo III. Pelagio (en latín Pelagius) fue un monje britano, ascético y reformista. Sufrió una dura persecución por parte de la Iglesia de Roma tras fundar una nueva corriente del Cristianismo (considerada herética por ésta) que negaba el dogma del Pecado Original. Paradójicamente, antes de esto había gozado de cierta popularidad entre la curia romana y el propio San Agustín de Hipona, que luego sería uno de sus más feroces críticos, llegó a definirle como «santo varón»).

Pruebas bíblicas

Génesis 6.5, Salmo 51.5, Marcos 7.21-23, I Corintios 15.21-22, Efesios 2.3-5, Romanos 5.12

Comentario

“La expiación de Cristo trae a los niños los siguientes beneficios: los beneficios de la muerte de Cristo son coextensivos con el pecado de Adán (Romanos 5.18), por tanto los niños que mueren en la infancia participan del don gratuito, la Salvación. Los niños no nacen realmente justificados, ni son capaces de aceptar voluntariamente los beneficios del don gratuito que son necesarios e indispensables cuando se trata de adultos; pero por otra parte no pueden rechazar el regalo gratuito de Dios, y es por el rechazo de sus pecados que los adultos perecen. El procedimiento por el cual se comunica la gracia a los niños no fue revelado. Indudablemente que se diferencia del medio para comunicarla a los adultos”.- Watson.

Foto del recuerdo

La foto del recuerdo

Continuamos publicando cada quincena una foto del archivo histórico del periódico. Esta corresponde a los Obispos: Joel Mora Peña, Miguel Hernández Sánchez, Alejandro Ruiz Muñoz.

¿Alguien sabe la fecha, lugar, y motivo de la reunión?

P. D. ¿Desea enviar una foto del recuerdo?

El Evangelista Mexicano: evangelista.mexicano@gmail.com, la espera. Gracias.

Historia

Las Diaconisas en México

1904 – 1979

4ª parte

Comenzamos en números anteriores y seguiremos hasta el No. 51, del 29 de octubre, con la publicación en esta Sección, en 17 partes, de la tesis que para obtener el grado de Licenciado en Historia presentó nuestro hermano Xeitl Ulises Alvarado López, en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM en marzo de 2009, con el interesante y poco estudiado tema “Las Diaconisas en México (1904 – 1979)”.

Ulises Alvarado es miembro de número de la Sociedad de Estudios Históricos del Metodismo en México y miembro de la iglesia El Mesías, de Balderas, D. F., aun cuando él pertenece a la congregación del templo   “El Divino Redentor” en el Arenal, estado de Hidalgo.  Agradecemos su autorización para reproducirla en beneficio del conocimiento de la vida del metodismo en México.

hist.diac.044 a 059

Humorismo

Humor gráfico:

Forma de expresión en el que mediante dibujos y con o sin ayuda de palabras, se juega con ideas casi siempre con intención satírica o irónica, y a veces como en nuestro caso muy particular, sin otro objetivo que la especulación intelectual o la búsqueda gráfica.

Intolerancia religiosa

Nuestra Historia y cultura a debate

“España aún no soporta que se difiera de ciertas posturas”  

César Vidal trata su serie en Libertad Digital sobre países europeos, cultura religiosa y crisis, y la ola de comentarios y críticas de algunos sectores católicos “rancios”, que existe en colectivos de todo signo.

20 DE MARZO DE 2012, ESPAÑA.- En las últimas semanas, el escritor evangélico César Vidal está publicando en Libertad Digital una serie histórica titulada  “Las razones de una diferencia”  sobre el impacto de la crisis en los países de herencia cultural católica frente a los países con raíces protestantes. “La serie muestra – explica Vidal – cómo en buena medida nuestras deficiencias vienen sufriéndose desde hace medio milenio en España, Italia, Portugal o gran parte de Hispanoamérica está muy relacionada con una cultura católica”.

En torno a estos artículos se ha generado cierta polémica con otros autores – como contamos  hace unos meses, frente a Pío Moa – pero también se han producido manifestaciones contrarias en otros medios digitales católicos.

César Vidal ha comentado en la entrevista realizada por Daniel Oval para Protestante Digital sus reflexiones al respecto.  “Alguno de estos medios ha decretado el boicot de mis libros. Creo que hay cosmovisiones que no están acostumbradas a vivir en libertad”, afirma Vidal.  En su opinión hay quienes “en el momento en el que uno cuestiona determinados tratos de privilegio o no asume su lectura de la historia, porque es falsa, se produce una reacción fuerte”.

Cultura protestante, católica y crisis (C. Vidal) César Vidal trata la serie que escribe en Libertad Digital sobre países europeos, cultura religiosa y crisis, y la ola de comentarios y críticas de algunos sectores católicos “rancios”. Una entrevsta de Daniel Oval.

Estos “sectores”, dice Vidal, “aspiran a seguir marcando por dónde debe seguir estos países. Cuando se comprueba que su influencia ha sido nefasta para estos países y se denuncia, hay una reacción de virulencia”.

No es la primera vez que Vidal enfrenta la oposición desde ciertos grupos.  “La primera vez que destruyeron libros míos fue en 1995, porque había publicado sobre la historia del Holocausto, y hubo grupos neonazis que atacaron librerías donde estaban expuestos. Después he visto a Cristina Almeida decir que cuando veía mis libros en El Corte Inglés le daba ganas de prenderlos fuego. Que una web católica, muy rancia por cierto, quiera boicotear mis libros me da mucha pena.  En España todavía hay personas, instituciones y entidades que no soportan que no se comulgue con sus ruedas de molino.  Cualquier cosa que choque con su visión dogmática provoca una reacción en contra. Pero esto viene de muy lejos”.

Aunque también haya recibido apoyo de otros sectores, a Vidal no le preocupan las amenazas. “La historia es la que es y como decía Lincoln, no podemos escaparnos de ella. La amenaza es que puedo perder lectores. Suponiendo que esto sea cierto, me parece secundario. En eso sigo el ejemplo de Jesús, cuando vio que las multitudes se marchaban, no se fue corriendo tras ellas. No tenemos que agradar a los hombres, sino a Dios”.

SOBRE LA ÉTICA DEL TRABAJO

En la serie que escribe César Vidal en Libertad Digital se exponen varias cuestiones que en su opinión marcan la diferencia entre los países de tradición católica y los de tradición protestante.  Entre ellas, el autor destaca la diferencia en cuanto a la ética del trabajo.

“En los países donde triunfó la Reforma en el XVI se vuelve a los principios bíblicos -explica Vidal-. Descubrieron que el trabajo no es un castigo de Dios, porque Adán ya trabajaba antes de la caída. Además, ven que todos los trabajos son buenos”, por tanto “el trabajo no es una maldición que soportamos ocho horas al día, sino una posibilidad enorme de realizarnos nosotros, de servir a la sociedad, a nuestros semejantes, y aún de dar testimonio”.

“Por el contrario, en la Europa sureña se llega a la aspiración de estar en un trabajo donde no se trabaje. Es algo que parece contradictorio.  Efectivamente el impacto que tiene en una sociedad es devastador”, dice César Vidal, que también escribe una serie sobre la Reforma en su blog en Protestante Digital.

EL PECADO DE LA MENTIRA

Otro factor diferencial, continúa Vidal, se refiere a la aceptación de la mentira. En los países donde triunfa la Reforma, “la mentira es muy grave. Por eso se juzga a los políticos de otra manera: un político que miente tiene un castigo social enorme, está acabado.  La mentira tiene un gran castigo social, y en el tráfico mercantil, enorme”.

En cambio, en los países del sur de Europa “no existe esa visión rigurosa de la mentira. El impacto que tiene esto en la política es devastador, porque perpetúa a los políticos mentirosos en el poder. Pero en el marco de la inversión es terrible. Porque uno desconfía si los tratos son seguros, si se considera la estafa como habitual. En el caso de España, (la confianza de los inversores) está muy por debajo de la que debería ser de acuerdo a la producción de riqueza del país. Los PIIGS están mucho peor por la mentira, porque no son países fiables”.

EL DESARROLLO DE LA DEMOCRACIA

La idea de democracia, mantiene Vidal, no ha sido asumida de igual forma en los países de herencia católica que en los de herencia protestante.  Este concepto, en los países de tradición protestante, “arranca de una visión de desconfianza del poder: El ser humano tiene una naturaleza caída y por tanto para evitar que el poder degenere en tiranía, el poder debe estar dividido para que se contrapese, como dice la Constitución de los EEUU. Por eso los ciudadanos no juzgan tanto por la pertenencia a un partido, sino por el comportamiento que tienen sus políticos en el poder”.

En cambio, “en los países del sur de Europa los partidos se han construido con la visión de la única iglesia verdadera. Hemos vivido épocas en las que el “partido” sólo era el comunista. Eso se ha extendido a otros partidos. Por eso la gente acaba creyendo en una política sin un criterio sano. Piensan que no hay salvación política fuera del partido, igual que no hay salvación fuera de la iglesia católica”.

Para César Vidal se mantiene una “visión optimista del poder e, igual que había una iglesia madre, se piensa en un poder absoluto y político que pueda ser un buen padre”.

Aunque “La España católica tuvo un siglo de Oro en términos literarios, éste termina por razones religiosas. Se convierte en el brazo de la Contrarreforma, mientras que países mucho más pequeños y más pobres como Inglaterra o Holanda despegan porque asumen los principios bíblicos (…) Esto se sigue viendo hoy. No es casualidad que los PIIGS sean los países católicos. Ahí es donde escuece el análisis. La visión es la causa. Porque podría haber sido distinto si en lugar de expulsar a los judíos y quemar a los protestantes los hubieran acogido”, plantea el escritor.

EL PESO DE LA HERENCIA CULTURAL

César Vidal también ha explicado cómo también los evangélicos podemos arrastrar algunos de estos valores históricos y culturales en cuestiones de ética, trabajo y democracia. “Hay muchos católicos que han salido de la iglesia, pero la iglesia no ha salido de ellos. Han dejado de dar culto a imágenes o de buscar intercesores, pero no han asumido la cultura del trabajo, de esfuerzo, de austeridad y ahorro, no han obsorbido la cultura de la división de poderes, y por el contrario mantienen valores como el descuido en el trabajo, cierta forma de codicia con corruptelas, o una visión totalmente autoritaria de determinadas cosas.  Esta es una de las grandes tareas que hay que afrontar: que determinados valores católicos que siguen impresos en creyentes evangélicos que proceden de sociedades católicas hay que desarraigarlos para plantar los valores que hay en la Biblia”.

El escritor admite que, a pesar de las diferencias, tanto países de herencia católica como de herencia protestante están sucumbiendo ante el avance del secularismo. “El elemento de secularización de las sociedades se ha producido en todos los países. Pero el problema es que en el momento en el que se ha producido, aquel que tiene los valores que arrancan de la Reforma han conservado mucho bueno, mientras que la secularización en el sur se ha conservado mucho malo y a cambio no han tenido nada bueno”.

RECUPERACIÓN

César Vidal escribió recientemente un artículo en Protestante Digital sobre las posibilidades de recuperación del país titulado  “Seis meses” , donde defiende la necesidad de una búsqueda de Dios para un milagro de una recuperación real. “Estamos llamados a poner las cosas negro sobre blanco y no sabemos qué respuesta puede tener. Esta sociedad está en un momento delicado.  Seguramente estamos en el momento más peligroso de los últimos ocho años, una encrucijada que veremos si se responde o se se reciben las consecuencias de lo que han sido los últimos años”.

En las próximas semanas César Vidal concluirá con su serie en Libertad Digital, de la que van 20 entregas “pero todavía quedan algunas más”. También anunció que continuará con  su serie sobre la Reforma. “En las próximas entregas abordare el asunto de si hemos incorporado los valores de la Reforma o solo nos hemos cambiado de una iglesia a otra”, expresa finalmente el escritor.

© Protestante Digital 2012

La Biblia

¿Cómo se sabe que la Biblia es de Dios?

Esta es una buena pregunta,

y digna de ser no sólo hecha sino también de ser contestada.

1.            LA PRESERVACION.

-Una de las pruebas objetivas, una de las pruebas externas, ha sido la preservación maravillosa de la Biblia. Había un rey de tiempos pasados -leemos acerca de él en Jeremías- el cual, cuando le enviaron la Palabra, tomó un cortaplumas y la cortó en pedazos. Pero, la escribieron de nuevo, y tenemos aquella Palabra hoy día. Hoy en día hay mucho antagonismo en cuanto a la Biblia. No la quemamos hoy porque nos consideramos ser demasiados civilizados. De modo que, la ma­nera en que la destruyen es por prohibir su lectura en las escuelas y en otros lugares públicos acá en los Estados Unidos mientras que hablamos de la libertad de cultos y de palabra que tenemos. A pesar de todos los ata­ques que han lanzado en contra de la Biblia, todavía existe. Y por supuesto, es uno de los libros que más se venden. Por muchos años era el favorito, pero no lo es hoy día. Siento mucho tener que decirlo, pero es verdad que hoy en día no es el que se vende más. Es cierto que es un comentario sobre nuestra sociedad contemporánea revelando que la Biblia realmente no ocupa el lugar hoy que una vez ocupaba en la historia y la vida de Norte América. Pero la preservación maravillosa de la Palabra de Dios es digna de nuestra consideración.

2.            LA ARQUEOLOGIA.

-Otra manera en que podemos saber que la Biblia es la Palabra de Dios es por medio de la arqueología. La pala del arqueólogo ha desenterrado muchas evidencias que verifican que la Biblia es la Palabra de Dios. Por ejemplo, hay los que negaron por muchos años la autoridad mosaica del Pentateuco sobre la base de que el arte de la escritura se desconocía en la época en que vivió Moisés. Y por eso, no pudo haber escrito Moisés el Pentateuco. Ustedes no han escuchado pro­mover a alguien esa teoría recientemente, ¿verdad Claro que no, porque la pala del arqueólogo ha desenterrado escritura que data desde un tiempo aún más anterior que Moisés. De modo que, su argumento ya no es válido. Luego encontramos que los arqueólogos han desenterrado la ciudad de Jericó y los muros que cayeron. Había un argumento entre la señorita Keilog y el inglés que primero excavó allí, pero yo creo que ha sido muy bien establecido que los muros sí cayeron. Dejo que ellos mismos se dispu­ten en cuanto al tiempo y toda clase de cosas así. La Palabra de Dios ha sido verificada en otras maneras también a través de los descubrimientos arqueológicos. Muchos de los manuscritos antiguos que han descubierto hacen ver la exactitud de la Palabra de Dios. Es muy interesante que cuando hallaron los rollos de Isaías dentro de los rollos del Mar Muerto, el liberal se apresuró a aprovecharlos porque pensaba que había hallado un argumento que desacreditaría la Biblia. Es muy interesante que no desacreditaron la Biblia, sino la comprobaron y parece que el liberal ha perdido bastante interés en aquellos rollos del Mar Muerto. Este es un campo en que no me es posible entrar extensamente por ser tan breve el estudio, pero es un campo al cual ustedes podrían investigar.

Noticias internacionales

ESTADOS UNIDOS

Iglesia Metodista Unida y Presbiteriana votarán en contra de empresas que se enriquecen con la ocupación israelí

Jueves, 12 de abril de 2012 (ALC) – En próximas asambleas la Iglesia Metodista Unida y la Iglesia Presbiteriana de los Estados Unidos, votarán si se debe aislar a las empresas que lucran con la ocupación israelí, lo cual atenta contra una verdadera paz entre esa nación y la Palestina, según se dio a conocer aquí recientemente.

Un informe de la periodista Elizabeth Bolton, de la Jewis Voice for Peace Rabbinical Council, afirma  que estas iglesias y el pueblo creyente que apoya esas iniciativas están siendo violentamente atacados por lo que han dicho en torno a que los asentamientos israelíes en Cisjordania y en el Este de Jerusalén deben terminar, y que la verdadera paz entre israelíes y palestinos debe basarse solo en la justicia y en la equidad para todos.

De manera que se está tomando conciencia de la necesidad de apelar a sus recursos propios alentados por la fe para hacer valer su opinión.

“Esto es por lo que una cantidad de rabinos del Consejo Rabínico  Voz judía por la Paz se reunieron y redactaron una carta  abierta –y harán  también un video-  expresando su apoyo a esas iglesias.

“Creemos que invertir en empresas que están beneficiándose con la injusta ocupación reduce las posibilidades de alcanzar la paz y es contraria a los valores judíos.  Hacemos nuestro el desafío planteado por las iniciativas de esas iglesias para defender esos valores”, expresa el texto.

Entre las empresas cuestionadas que ganan muchos dividendos generados por el conflicto, se citan a la Caterpillar, que gana suculentas cifras destruyendo las viviendas y los huertos palestinos al proveer bulldozers armados que se usan en las demoliciones; la Motorola Solutions, que adquiere también grandes ganancias en muchos sectores relacionados con la ocupación de Cisjordania y la Franja de Gaza, incluyendo los sistemas de vigilancia perimetral instalados en decenas de asentamientos establecidos en tierra palestina; y la Hewlett-Packard, entre otras, la cual provee apoyo y mantenimiento a los sistemas de identificación biométrica ID, instalados en los puestos de control israelíes, en Cisjordania, con el cual privan a los palestinos de moverse libremente en su propio territorio y a los militares israelíes le permiten autorizar o denegar a los civiles bajo su control algunos privilegios.

El documento expresa que los verdaderos valores judíos no son esos, recordando los tiempos de cautiverio, “una experiencia que no queremos ni para nosotros ni para otros. Creemos en la libertad para todos. Y estamos junto a todos los que tienen esa misma creencia”, concluye la nota.

————————

Agencia Latinoamericana y Caribeña de Comunicación (ALC)

ESTADOS UNIDOS

Iglesia Metodista lava los pies a desamparados

Miami, lunes, 26 de marzo de 2012 (ALC) – A tono con el ambiente de Cuaresma, el pasado sábado en la tarde, miembros de la Primera Iglesia Metodista Unida de Miami, lavaron los pies a desamparados, en recordación al acto que hiciera Jesús con sus discípulos la víspera de la Pasión.

El simbólico acto sirvió para aliviar el mal del desamparo que viven miles de personas en esta ciudad y que, comúnmente, son rechazados por el resto de la sociedad estadounidense.

Así, unos 150 voluntarios, desde el patio de la iglesia ubicada en una de las zonas centrales más populosas del condado, asistieron a gente pobre y deambulante lavándole los pies, mientras recibían exámenes por parte de unos 20 alumnos y profesores de la especialidad de Podiatría, de la Universidad Barry, que es católica. Dieron tratamiento de todo tipo, desde los más comunes como uñas enterradas y callos hasta problemas más difíciles como las úlceras, los hongos y las heridas infectadas.

También los desamparados tuvieron un almuerzo caliente, medias nuevas y un par de zapatos de marca, facilitados como donaciones por establecimientos que los venden, de manera que la alegría era general tanto en quienes prodigaban tal gesto como entre quienes los recibían.

Para la Primera Iglesia Metodista, ubicada en el centro de Miami desde el año 1896, servir a los necesitados se convierte en una vocación perenne de su misión. Dijo una pastora que aunque la congregación ha disminuido numéricamente, se mantienen en ese lugar, mientras otras denominaciones han vendido allí sus inmuebles y se han marchado a zonas más residenciales.

Ellos entienden que su labor está en este entorno donde convive la gente más necesitada, cuando, entre otros servicios, brindan a la semana tres comidas a desamparados en la sede de esta institución.

Dicha congregación, integrada por unos 400 miembros, se está recuperando de nuevo, sobre todo por  jóvenes que se han mudado hacia la zona y sienten la vocación samaritana de servir, a cambio del beneficio que da Jesucristo desde la Salvación.

————————

Agencia Latinoamericana y Caribeña de Comunicación (ALC)

Hay 300 sinagogas

Francia, principal comunidad judía de Europa Occidental  

En Francia viven entre 500.000 y 700.000 judíos, 25.000 de ellos en Toulouse.

19 DE MARZO DE 2012, FRANCIA.- La comunidad judía de Francia, que ha sufrido este lunes una tragedia después del tiroteo contra un colegio confesional en Toulouse que ha causado cuatro muertos, cuenta entre 500.000 y 700.000 según diferentes cálculos, que sí coinciden en afirmar que es la principal de Europa Occidental. En Toulouse, viven cerca de 25.000 personas que profesan esta confesión.

El judaísmo es la cuarta religión de Francia, después del catolicismo, el islam y el protestantismo. En total, hay 300 sinagogas operativas en el país.

FRANCIA Y EL NAZISMO

Antes de la II Guerra Mundial, vivían en Francia 300.000 judíos, de los que unos 76.000 fueron deportados durante el Holocausto por los nazis, con el apoyo de la administración francesa colaboracionista de Vichy. El 16 de julio de 1995, Jacques Chirac fue el primer presidente francés que pidió perdón por el papel de su país en la deportación y asesinato de judíos durante la Shoah. “La locura criminal del ocupante fue secundada por los franceses y por el Estado francés”, señaló.

A partir de 1945 y, sobre todo, a partir de la descolonización en el norte de África, entre 1955 y 1965, decenas de miles de judíos llegaron a Francia.

ATAQUE ANTISEMITA

Aunque no está todavía establecido el móvil del tiroteo de hoy y es posible que esté relacionado con la muerte de tres soldados la semana pasada también en Toulouse,  diferentes autoridades francesas han señalado que se trata de un ataque antisemita .

Los atentados contra la comunidad no han sido infrecuentes en los últimos años en Francia. El más grave atentado contra la comunidad judía desde la liberación tuvo lugar el 9 de octubre contra el restaurante Jo Goldenberg, situado en el corazón judío de París, la rue des Rossiers, en el que fueron asesinadas cinco personas y 22 resultaron heridas.

Los últimos tuvieron lugar en 2009, con el incendio de dos sinagogas.

© Protestante Digital 2012

Posiblemente sigan creciendo

Gran aumento de embargos hipotecarios

a iglesias evangélicas en EEUU  

Desde el año 2010 los cierres de templos comenzaron a producirse cada vez más, y ahora es una auténtica avalancha

18 DE MARZO DE 2012, EEUU.- Durante el período de bonanza de la economía norteamericana, al igual que en otros países, numerosas iglesias en los Estados Unidos solicitaron créditos a instituciones financieras para adquirir sus lugares de culto o para reformarlos o ampliarlos. Hay más de 300.000 iglesias evangélicas en los Estados Unidos.

Pero con la crisis económica que estalló en 2008, los ingresos de las iglesias evangélicas –basados en las ofrendas y diezmos- disminuyeron drásticamente hasta tal punto que muchas congregaciones no pudieron mantener sus compromisos financieros adquiridos.

Es por ello que  tras una primera etapa de luchar por mantenerse a flote, desde el año 2010 los cierres de templos comenzaron a producirse cada vez más, y ahora ya es una auténtica avalancha, aunque no hay cifras exactas.

“El mercado de la ejecución hipotecaria de templos no es nada extraordinario”, dijo Scott Rolfs, director general de finanzas y educación religiosa en el banco de inversión Ziegler. “Se trata simplemente de otro subproducto de la burbuja de crédito.”

Sin embargo, posiblemente no se haya llegado aún al peor momento para las iglesias, ya que en medio de la crisis los bancos han tardado mucho tiempo para tomar la decisión de embargar los locales de las iglesias por incumplimiento del pago.

Una de las razones para esta demora es que estas instituciones financieras no han querido dar la impresión de ser rígidas y exigentes con las congregaciones religiosas. Pero la situación está llegando a ser tan insostenible que los expertos anuncian que cada vez más los bancos dejarán de estar dispuestos a mantenerse pasivos ante las deudas de las organizaciones religiosas.

CONDICIONES DE PRÉSTAMOS A IGLESIAS

Es importante conocer que el interés de los préstamos concedidos en EEUU para la adquisición de iglesias suele ser extremadamente altos en comparación con el de un particular o una empresa. Y  además los créditos concedidos suelen tener un período corto de amortización, que suele ser de unos cinco años; a diferencia de las hipotecas de viviendas que tienen una vida media de 30 años.

La práctica común de los bancos era refinanciar estos préstamos cuando vencían. Sin embargo, las instituciones bancarias se han vuelto cada vez más reacias a hacerlo debido a la presión para nivelar sus balances, dijo Rolf. “Muchos de estos préstamos les fueron otorgados cuando las propiedades se evaluaban a un cierto valor en 2005 o 2006″, dijo Rolf. “Pero los bancos han tenido que reconsiderar el valor de estas propiedades (al refinanciar) ya que el valor de los locales ha bajado, por lo que los préstamos no pueden mantenerse, ni las mismas condiciones”.

EL MAPA DE LOS EMBARGOS

El año pasado, uno de los casos más sonados fue el de la Catedral de Cristal, que aunque no llegó a sufrir un embargo bancario, tuvieron que ir a la quiebra legal y vender la propiedad a una diócesis católica para poder pagar las deudas millonarias que habían adquirido.

Las ejecuciones hipotecarias han afectado todas las denominaciones de la iglesia en todo Estados Unidos, pero en especial las iglesias pequeñas y de tamaño medio son las que más han sufrido. La mayoría de estas iglesias han terminado siendo adquiridas por otras mayores o por denominaciones.

El mayor porcentaje se ha producido en algunos de los estados más afectados por la crisis hipotecaria como California, Georgia, Florida y Michigan.

Fuentes: Reuters          © Protestante Digital 2012

CUBA

Celebran mini-talleres bíblicos como espacios para la reflexión

José Aurelio Paz

La Habana, martes, 10 de abril de 2012 (ALC)“El deseo de que la Palabra de Dios sea leída y contextualizada en pequeños grupos, nos ha llevado a crear mini-talleres bíblicos, como espacios para la reflexión que contribuyan a profundizar en las esencias del texto líder del cristianismo”, expresó hoy el reverendo Ernesto Bazán, vicepresidente de la zona 2 del Consejo de Iglesias de Cuba (CIC), en la parte oriental de la Isla.

Esta constituye una opción, entre uno y otro de los talleres que sobre Ciencias Bíblicas celebra en todo el país la Comisión Bíblica del CIC, con profesores de las Sociedades Bíblicas Unidas (SBU), a fin de dar continuidad al conocimiento y las inquietudes que estos despiertan en sus participantes y retar a los nuevos líderes a estudiar La Palabra.

También estos mínimos escenarios para el estudio y el debate tienen la vocación de suplir las necesidades formativas de las iglesias, pues la gran mayoría de los miembros de estas no logran llegar a los talleres de Ciencias Bíblicas por diversos motivos como pueden ser la distancia, la cifra limitada de participantes y el presupuesto, entre otros elementos que conspiran contra la socialización de la importante información que ofrecen estos foros, según el propio Bazán.

Noticias nacionales

Invitación

La Fundación ética Mundial de México y la Escuela Superior de Comercio y Administración del IPN lo invitan a que asistan al ciclo de conferencias:

“La importancia de Nietzsche para la Formación del Individuo”

El día 30 de Abril del presente año a las 11 horas en El Auditorio Armando Cuspinera de la Escuela Superior de Comercio y Administración (ESCA) del Instituto Politécnico Nacional.

Los conferencistas son:

VIRGINIA CANO (Argentina)

Es doctora en Filosofía por la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires. Es Directora del proyecto de Reconocimiento Institucional: “La temática de la subjetividad en Nietzsche y sus derivaciones ético-políticas en la filosofía postnietzscheana” en el Instituto de Filosofía de la Universidad de Buenos Aires. Ha sido investigadora de las temáticas nietzscheanas entre las que destacan: “La impronta nietzscheana en el debate filosófico en torno a la biopolítica”; “La constitución de la subjetividad en Nietzsche: su incidencia en los debates éticos contemporáneos”, entre muchos otros temas.

Dentro de sus artículos publicados destacan: “El inmemorioso,  Una lectura del tratamiento nietzscheano en torno a la historia y el olvido”;  “Economía y política de la vida: Nietzsche y Foucault”; “Para un pensamiento filo-misantrópico del hombre: Nietzsche y el Übermensch”, entre otras muchas publicaciones.

GERARDO MARTÍNEZ CRISTERNA

Escritor, ensayista y conferencista internacional. Presidente de la Fundación Ética Mundial de México. Es autor de diversos libros en torno a las complejas relaciones entre ética aplicada y los fenómenos interreligiosos e interculturales. Promotor de una filosofía comprometida con el presente, con la vida y el futuro que va de la mano del pensamiento de Friedrich Nietzsche y Hans Küng. Entre sus textos destacan: La importancia del trasfondo científico de Nietzsche, Existencia y trascendencia en Jesús de Nazaret y Friedrich Nietzsche, Una interpretación fenomenológica  de la Voluntad de poder y el eterno retorno en el pensamiento de Nietzsche, entre otros libros, ensayos y conferencias.

Obituario

Miguel de la Madrid Hurtado

El expresidente Miguel de la Madrid Hurtado falleció en la Ciudad de México este domingo uno de abril, víctima de un enfisema pulmonar a los 77 años.  Nació en Colima, Colima, el 12 de diciembre de 1934 y fue Presidente de la República en el período 1982-1988. Nació en una familia de clase media y tuvo algunos familiares que ocuparon cargos en la administración pública. Al morir su padre cuando él tenía apenas dos años, su madre Alicia Hurtado se mudó a la Ciudad de México, donde Miguel estudió su educación primaria, secundaria y preparatoria, para matricularse en 1952 en la Facultad de Derecho de la UNAM. Posteriormente desarrolló su carrera política que lo llevó a la presidencia de la República. Descanse en paz.

Pastoral

Pastoral Mensual Abril de 2012…

           Para muchos de mis compañeros pastores metodistas ha pasado desapercibido un hecho que puede propiciar aun más la persecución religiosa; lo cual debiera de preocuparnos para clamar a Dios en favor de las minorías de fe desprotegidas. Hago votos para que ésta reflexión te ayude a meditar con seriedad en los acontecimientos nacionales.

CARTA AL C. PRESIDENTE FELIPE CALDERON HINOJOSA

Estimado Señor Presidente.

San Pablo Apóstol señala en su Carta a los Romanos, en el capítulo 13, verso uno: “Sométase toda persona a las autoridades superiores; porque no hay autoridad sino de parte de Dios, y las que hay, por Dios han sido establecidas”. Espero, que usted Señor presidente, Como Católico Apostólico y Romano que es, conocerá fielmente las Santas Escrituras; y estará convencido como lo estoy yo, de que usted ha sido establecido por Dios; a lo menos a eso me induce el pensamiento paulino, y que tiene una gran tarea y responsabilidad sobre sus hombres para con nuestro pueblo.

Yo, como usted también soy profesante, pero de la Fe Cristiana Metodista. En una reunión de líderes evangélico cristianos, se nos proyecto un video, auspiciado por un grupo llamado “Casa sobre la Roca”, si no mal recuerdo; en donde se le asociaba a usted, con los evangélicos de nuestro país. Después de ver su participación en la inauguración de la Plaza Mariana en la ciudad de México, y su participación en la recepción de su santidad el Papá, no me queda duda, de que usted profesa la Fe Católica Apostólica Romana.

Finalmente, he vencido mi natural reticencia. Tengo la condicionante, como ya lo enuncie de lo que menciona San Pablo Apóstol, y también de lo que señala el Apóstol Tito, en su capítulo 3 verso primero: “Recuérdales que se sujeten a los gobernantes y autoridades, que obedezcan, que estén dispuestos a toda buena obra.”

Con el debido respeto que su alta investidura me merece, quiero hacer una corrección a lo pronunciado por usted durante la inauguración de la Plaza Mariana, al señalar, desafortunadamente “Que en México todos somos Guadalupanos”. Sus asesores Señor presidente, le podrán informar, que en la Secretaría de Gobernación, en la Dirección General de Asociaciones Religiosas, existen registradas 6806 Asociaciones religiosas.

Datos fidedignos proporcionados, por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, señalan que “El pueblo evangélico creció en un lapso de 10 años, un 72%. Hay 7.6 Millones de fieles” Así, que si vale la fe de erratas, ruego a usted, sea tan amable de aclarar que en México NO TODOS SOMOS GUADALUPANOS; es más, en abundamiento de datos, me permito señalar lo que afirma el Censo de Población y Vivienda del año 2000; en donde se señala que 74 millones 612 373 fieles profesan la fe Católica Apostólica y Romana; la Fe Protestante y Evangélica, 4 millones, 408 159 fieles; Testigos de Jehová 1 millón, 057, 736 fieles; Adventistas 488,945 fieles; Mormones 205,229; Judaísmo 45,260 e Islámicos 1,780.

            Como usted ve, Señor Presidente, los datos duros son más que elocuentes, EN MEXICO, NO TODOS SOMOS GUDALALUPANOS. El hecho de que la Inauguración de la Plaza Mariana, haya sido demasiado emotiva, y que la mayoría sean Católicos Apostólicos y Romanos, no le concede a usted el derecho de involucrarnos a nosotros, que profesamos otra fe. Es un lamentable exabrupto, para muchos de los que estamos al tanto de sus encomiendas de gobierno; no ha pasado inadvertido.

            Mucho me gustaría, Señor presidente, que en uso pleno de las facultades que nuestras leyes le confieren, estuviera usted al tanto de los abusos y persecuciones, que su correligionarios de fe, comenten en agravio de hermanos nuestros, cuyo único delito es profesar otra fe, cuya libertad está consagrada en nuestra Carta Magna, Artículo 24 Constitucional.

            Hago mención de los hechos acontecidos en la comunidad de San Rafael Tlanalapan, del municipio de San Martín Texmelucan, Puebla (a menos de 120 Km. de la ciudad de México), donde el sacerdote católico Ascensión Benítez González azuzó a los miembros de la junta auxiliar del pueblo para exigir a los evangélicos que abandonaran el pueblo o de lo contrario serían crucificados (La Jornada Septiembre 9, 2011). Tienen en esta frase emitida por usted, la confirmación presidencial de que en México no hay cabidas para otras expresiones religiosas, pues en México “todos somos guadalupanos” ¿o debemos de serlo, so pena de muerte?.

            Señor presidente, una hojeada a la vasta extensión de nuestro territorio, permite colegir que nuestro país es multiétnico, es multicultural, y como ya lo enuncie en multi religioso. Declaraciones tan irresponsables, motivadas por la emoción del momento, deberán ser en lo futuro más reflexivas y serenas por el bien de la paz social. Señor presidente, ya no somos minoría, la clase gobernante de nuestro país, encabezada por usted,  tiene que estar de acuerdo

QUE EN MEXICO NO TODOS SOMOS GUADALUPEANOS,

            Pese a ello, Señor Presidente, cuente usted con la seguridad de mi distinguida consideración, y que en la parroquia que ministro estaremos orando por usted, su apreciada familia y el Respetable gobierno que preside para que con la ayuda de Dios, sea usted bienaventurado para concluir su sexenio

Con mi afecto y respeto

Pastor Alaniz

Poética

Conviene menguar

Mi tarea aquí en Su Iglesia

En servicio activo y de responsabilidad, como

Niña, joven, adulta y anciana, en

Grupos, áreas, comisión o direcciones

Un día, habrían de terminar

Ahora es solo Dios el que crece

Réstame a mí el menguar.

Es necesario que El crezca

Que yo mengue y solo a El obedezca

Hare sólo lo que pueda hacer

Hablaré solo lo que pueda hablar

Iré solo donde pueda ir

Y en todo con mi vida bendecir,

Su poder se perfeccione en mi debilidad

Pues Su Gracia sustenta mi fidelidad.

2ª Corintios 12:9

Elizabeth Morales Muller (Betty Romero, 23 ene 2010)

Programa

Manual de procedimientos para el Comité Organizador

 Descripción de funciones

Pbro. Rafael Murillo Paniagua

Presidente Nacional de Programa

INTRODUCCIÓN

Nuestra Iglesia Metodista, en su naturaleza conexional, realiza de continuo y periódicamente reuniones masivas que reclaman una organización y programación previa a fin de lograr con mayor factibilidad sus objetivos.

Existe una máxima Scout que versa de la siguiente manera: “Una actividad no planeada avizora un 60 % de probabilidades de fracaso, en cambio, si la preparamos con la adecuada antelación nos pronostica un 70% de probabilidades de éxito.”

Qué mejor que estemos tranquilos y disfrutemos todos los dividendos de ser anfitriones de algún evento que promueve o favorece la fraternidad, el extendimiento del Reino, y buscar glorificar y honrar al Señor de la Iglesia.

“Si el Señor no edificare la casa, en vano trabajan los que la edifican”

(Salmo 127:1).

Este manual de procedimientos está redactado para el Comité Organizador de la próxima Conferencia General de la IMMAR, que se celebrará en mayo del 2014, pero se puede adaptar y ser útil para cualquier actividad a nivel Nacional, Conferencial o Distrital.

Procederemos a enunciar la lista de comisiones que deberán formular su particular plan estratégico con objetivos, metas y cronograma. Posteriormente describiremos sus responsabilidades y funciones. El listado se da para facilitar colocar el nombre de quien preside el puesto.

Deberá formarse una MESA DIRECTIVA con:

Presidente

Vicepresidente

Secretario

COMISIÓN DE:

Oración

Liturgia

Sonido

Música y alabanza

Hospedaje

Alimentación

Meseros

Proveedora de materiales e insumos

Transporte

Bienvenida y despedida

Ujieres, edecanes y escrutadores

Aseo y mantenimiento

Secretaría

Inscripción

Comunicación y publicidad

Apoyo médico y primeros auxilios

Asesoría Turística

Relaciones públicas

Finanzas y administración

DESCRIPCIÓN DE FUNCIONES

PRESIDENTE: es quien lleva sobre sus hombros la responsabilidad de coordinar el trabajo de las comisiones.

– Deberá programar la organización interna con quienes estén dispuestos y disponibles a invertir su tiempo, esfuerzo y devoción en los preparativos y realización del evento.

– Convocará por medio del secretario a las reuniones periódicas a fin de ir controlando el avance de los trabajos, de acuerdo con el cronograma general y hacer las modificaciones y cambios que sean necesarios.

– Enviará la Agenda de Trabajo u Orden del Día con antelación a la sesión, con el propósito de que todos confirmen su asistencia, y de preferencia se presenten con sus planes e informes por escrito.

– Será responsable de representar al Comité Organizador ante la Junta de Administradores y/o la instancia de responsabilidad que corresponda.

VICEPRESIDENTE. Apoyará en todo momento al Presidente y le suplirá en caso de ser necesario.

SECRETARIO. Tendrá actualizado el directorio del Comité, con nombre, dirección, teléfono, celular, y correo electrónico de cada integrante.

– Convocará, a solicitud del Presidente o en orden a acuerdos, al Comité Organizador.

– Levantará las actas de las sesiones, haciendo resaltar los acuerdos tomados y los notificará por escrito a los responsables de darle seguimiento.

– Girará la correspondencia que corresponda.

– Llevará en orden los archivos de las actas, anexos de las sesiones y correspondencia.

COMISIONES:

ORACIÓN. Programará actividades tales como jornadas, veladas, guardias, cadenas de oración, retiros espirituales, puntualizando motivos específicos por los cuales agradecer y alabar al Señor, así como los motivos concretos por los que sea necesario unirse en intercesión.

– Buscará involucrar lo más posible al grueso del Comité, a la congregación local y al ámbito que concierne la actividad a realizarse.

– De ser posible, acondicionará un “Aposento Alto”; un lugar apropiado para que quienes deseen lo puedan usar libre y adecuadamente para este ministerio.

LITURGIA. Consciente de la esencia y fundamento de toda actividad eclesial, que es la dependencia del Señor de la Iglesia:

– Preparará con el debido esmero, previa la realización del evento, los Ordenes de Culto, que motiven a la congregación a participar en los diferentes ministerios de las comisiones del Comité, tomando cuidado de que siempre haya quien dirija: el culto o devocional, la alabanza, el acompañamiento musical y sobre todo quien ministre la Palabra.

– Identificará las responsabilidades litúrgicas, que le correspondan al Comité Organizador, en acuerdo de la instancia que convoca el evento.

– Estará atenta a los enseres y materiales que se requieran por la dirigencia del evento en los Cultos y devocionales, particularmente cuando se oficie el Sacramento de la Cena del Señor.

SONIDO. Proveerá del equipo óptimo para sonorizar los espacios que se ocuparán durante el evento, primordialmente el Santuario, pero también el lugar de sesiones y aún el comedor.

– Previo a cada reunión probará que el equipo de sonido está funcionando de manera óptima.

– En el templo, de ser posible, dotará a quien oficia o predica de micrófono inalámbrico

MÚSICA Y ALABANZA. En los cultos y devocionales del evento, se vigilará que siempre se cuente con el apoyo de instrumentos y de ser necesario quien dirija la alabanza.

HOSPEDAJE. Valorará la comodidad del alojamiento de los participantes, teniendo presente que las asambleas eclesiásticas son agotadoras y se reclama descansar con propiedad.

– En el caso de que el hospedaje se provea en hogares, se procurará que sea en una distancia corta, y se orientará a quienes ofrezcan la hospitalidad, que se permita el descanso a sus huéspedes, en todo lo posible con la facilidad del baño diario.

– Si es en hotel, se arreglará previamente tarifas de grupo, y se verá qué ofrece la empresa en esos casos. Se harán los acuerdos necesarios para que el tiempo de salida sea acorde a la terminación del evento, evitando tener que desocupar cuando aún no se han terminado los trabajos.

– En lo posible, se asignarán las habitaciones previamente en coordinación con la comisión de inscripción.

ALIMENTACIÓN. Formulará varios menús sujetos a aprobarse por el Comité.

– Los menús deberán ser balanceados de manera dietética y nutritiva, tomando en cuenta que los participantes de la reunión, pasarán la mayor parte del tiempo de manera sedentaria.

– De ser posible se incluirán platillos típicos de la región, particularmente en la última comida.

MESEROS. De acuerdo a los espacios del comedor y la cocina deberán planear la cantidad de mesas o comensales que atenderán y la forma de servir.

– Aún y cuando se decida servir tipo cafetería o buffet, deberán los meseros responsabilizarse de poner, cuidar y levantar las mesas, atendiendo siempre haya disponible agua, sal, totillas o pan, servilletas, etc.

PROVEEDORA DE MATERIALES E INSUMOS. En coordinación con las comisiones de Alimentación, Secretaría, Aseo y mantenimiento y con el aval y respaldo económico de Finanzas y administración, surtirá todo lo requerido buscando que la compra sea de la mejor calidad y al más bajo costo, así como la prontitud que se requiera.

– Las comisiones que necesiten el apoyo de esta comisión deberán solicitar con la debida antelación lo que deseen se les surta.

TRANSPORTE. Se procurará proveer el transporte necesario a quienes con el debido tiempo reporten su horario de llegada y salida por vía aérea o terrestre.

– Si hubiere alguna actividad durante el evento, que reclame transportación, buscará cómo suplirla en forma segura y puntual.

BIENVENIDA Y DESPEDIDA. Se programará algún gesto de amor fraternal para quienes vayan llegando, por ejemplo ofrecer algún refrigerio, custodia de equipaje en tanto se asigna hospedaje, y sobre todo, una sonrisa que sin decirlo se escuche ¡bienvenido hermano(a)!

– Para el final de la reunión, esta comisión puede programar algún momento en que la mayoría del Comité Organizador tenga la oportunidad de despedirse.

UJIERES, EDECANES Y ESCRUTADORES. Portará algún gafete, mascada, color de camisa o brazalete que les identifique.

– Se encargará de dar la bienvenida y controlar el acceso a todas y cada una de las actividades.

– Cuidará que esté bien delimitada la barra de sesiones.

– Indicará cuál es el lugar que debe ocupar la persona que ingresa según su naturaleza: Oficial, Suplente o visitante, según el color que le haya asignado la comisión de Inscripción o registro.

– Estará atenta esta comisión a lo que la mesa del presídium y secretaría puedan necesitar.

– Pondrá en alerta al Comité Organizador de cualquier anomalía dentro y fuera del lugar de reunión.

– Tendrá un plan de emergencia de evacuación, y servirá, en cierto sentido, de personal de seguridad en caso de alguna contingencia meteorológica, sísmica o de cualquier otra eventualidad que ponga en peligro a los asistentes.

– Se designará en rotación a los ujieres que puedan fungir como escrutadores, en caso de votación o conteo de quórum.

– Distribuirá la documentación que la presidencia autorice y en el momento que se indique.

ASEO Y MANTENIMIENTO. Se asignará personal que esté al pendiente de la limpieza, antes durante y al terminar cada sesión o parte del programa. Muy en particular vigilar los sanitarios.

– Estará pronta a adaptar el mobiliario y espacios si así se requiere en el transcurso del programa diario.

SECRETARÍA. Estará al pendiente de apoyo que requiera la Secretaria de la Conferencia, en cuanto a copias fotostáticas, compaginación, engrapado o engargolado de documentos.

INSCRIPCIÓN. Recabará, mínimo un mes previo al evento, los nombres de quienes participarán para hacer todo el registro necesario, solicitando los datos a los Obispos de cada Conferencia Anual o al Presidente Nacional de Programa.

– Se identificará de un color diferente a los delegados oficiales, los suplentes y a los fraternales.

– Recabará y archivará las Carta Credencial que cada conferencista debe presentar y entregar.

– Entregará la documentación que se haya preparado.

– Una vez cubierta la inscripción y de acuerdo con la comisión de hospedaje indicará lo conducente.

COMUNICACIÓN Y PUBLICIDAD. Diseñará, editará, y difundirá todos los materiales que el Comité Organizador apruebe, a fin de motivar a la congregación anfitriona y a todos los que de alguna manera serán participantes de la experiencia como facilitadores o como participantes, como sujetos de la acción.

– Estará atenta del cuidado del ecosistema, evitando al máximo el uso de papel, dando preferencia a la comunicación electrónica, tanto en envío y recepción de documentos.

APOYO MÉDICO Y PRIMEROS AUXILIOS. Se procurará contar con seguro médico para los participantes, y tener de manera permanente, durante el evento, algún médico o enfermera para atender los casos de problemas de salud.

– Contará con un botiquín, diseñado por un médico, para atender casos de primeros auxilios.

– Tener presente las ubicaciones y números telefónicos de hospitales y clínicas más cercanas al lugar del evento, para acudir a ellos en caso de emergencia.

ASESORÍA TURÍSTICA. Se proveerá de un croquis o mapa que identifique la ubicación del o los lugares de reunión y hospedaje

– Se conseguirá publicidad de la Secretaría de Turismo, folletería que sirva para los acompañantes y visitas.

– Se tendrá orientación turística para quienes puedan y deseen invertir algunos días posteriores para conocer y visitar lugares de la región. A cuenta y riesgo del interesado.

– Se proveerá orientación de zonas y actividades de alto riesgo en la periferia.

– De ser posible se incluirá en el programa alguna experiencia turística para los asistentes y acompañantes, que sea cercana y económica.

COMISIÓN DE RELACIONES PÚBLICAS. Auxiliará a la Conferencia General en hacer los arreglos previos, y durante el evento, de presentar nuestros saludos como Iglesia Metodista a las autoridades civiles de la localidad e invitarlos para que nos acompañen en el Culto de Apertura, o en algún otro momento que se estime conveniente.

FINANZAS Y ADMINISTRACIÓN. En base al programa que el Comité Organizador diseñe, se elaborará el presupuesto que incluirá alimentación, de ser necesario hospedaje, papelería, etcétera.

– Buscará financiamiento en todas las líneas y en todas las formas posibles, dentro de nuestra ética y buenas costumbres.

– Como un esfuerzo local se buscará remozar y dar mantenimiento a las instalaciones del templo, pero esto no deberá afectar a la economía externa. (No será parte de los rubros que sumen el costo de la asamblea).

– Deberá presentar proyectos de cuota de inscripción, con diferentes alternativas, particularmente en hospedaje y alimentación, para que, primero el Comité, y después el Gabinete General, las analice, discuta, ajuste y apruebe.

– Debemos tener presente que los dineros en la Iglesia son dineros sagrados, por la devoción, amor y fe con que se ofrendan, y por los fines a que son encausados, consagrados y bendecidos por el Señor de la Iglesia.

– Esforcémonos por ser buenos mayordomos de lo que Dios ha puesto y pondrá en nuestras manos, como “buenos administradores de la multiforme gracia de Dios.

CONCLUSION. El Comité servirá como elemento de inspiración para dar solidez al grupo y capitalización a la fe, al amor, al espíritu de servicio, a la experiencia, capacidad y habilidades de cada integrante, así como dar orden al entusiasmo, la creatividad y dinamismo de todos en conjunto.

Cada comisión tiene un presidente, éste debe reclutar al mayor número de hermanos y delegar, orquestando entre todos, las responsabilidades a cubrir.

El Comité Organizador es responsable de presentar a la instancia que convoca: Programa de trabajo, con directorio de quienes lo integran, alternativas de fechas, instalaciones, menús, y presupuesto con seis meses de antelación a la fecha del evento.

Dios es un Dios de orden, la evaluación al final de cada día en la Creación resultó que fue “bueno en gran manera” y nos llama a que lo que hacemos sea digno de su Reino.

“Supongamos que alguno de ustedes quiere construir una torre. ¿Acaso no se sienta primero a calcular el costo, para ver si tiene suficiente dinero para terminarla? Si echa los cimientos y no puede terminarla, todos los que la vean comenzarán a burlarse de él, y dirán: “Este hombre ya no pudo terminar lo que comenzó a construir” (Lucas 14:28-30).

Gracias a Dios por sus promesas fieles y verdaderas:

“Por lo tanto, mis queridos hermanos, manténganse firmes e inconmovibles, progresando siempre en la obra del Señor, conscientes de que su trabajo en el Señor no es en vano” (1a. Cor. 15:58) “La gloria, SEÑOR, no es para nosotros; no es para nosotros sino para tu nombre, por causa de tu amor y tu verdad”. (Salmo 115:1)

ABRIL

27-29 FHM Encuentro Nacional de Hombres Metodistas CAO Monterrey, N. L.

28       LBSC Celebración del día del Niño

30       Día del niño

MAYO

1          Día del trabajo

5          Aniversario de la Batalla de Puebla, México.

7-11    SMF Semana Nacional del Hogar Cristiano

12       LBSC Entrega de canastillas en hospitales

13       Celebración Día de las madres (Segundo domingo)

15       Aniversario LMJI

20       Día del Ministerios Cristianos

21-27 Semana Nacional Wesleyana

24       Día de la experiencia del corazón ardiente.

27       Pentecostés

Día del Seminarista (Domingo más cercano al 24 mayo)

Vanguardia Juvenil

Exaltación de la espontaneidad

Alfonso Aguiló

Sin duda, la espontaneidad es un valor emergente en la sociedad de nuestros días. Ser espontáneo y natural es algo que hoy, afortunadamente, se valora mucho. Hay una gran pasión por todo lo que significa apertura y claridad, un elogio constante de las conductas que revelan autenticidad. La gente joven tributa un apasionado culto a la sinceridad de vida, quizá como respuesta al rechazo producido por algunos rasgos bastante frecuentes en generaciones anteriores.

Todo eso, no cabe duda, esconde un avance innegablemente positivo. Y en el ámbito de la educación, se trata de una conquista de la sensibilidad contemporánea que ha supuesto aportaciones especialmente valiosas. Moverse en un clima de confianza se considera hoy un principio educativo fundamental, decisivo también para la formación del carácter.

Sin embargo, es necesario un sensato equilibrio en todo lo relacionado con la espontaneidad: un equilibrio entre la hipocresía y lo que podríamos llamar exceso de espontaneidad.

El equilibrio del carácter y la personalidad exige una cuidadosa compensación entre un extremo y otro. Y así como hace treinta años podía ser mayor el peligro del envaramiento o la desconfianza, quizá ahora sea más bien el de la excesiva desinhibición o desenfado.

La exaltación de la espontaneidad y la devaluación de la seriedad producen también frutos diversos y ambivalentes. Pretenden fortalecer la personalidad, y en gran parte lo logran, pero también traen el riesgo de producir personas con una espontaneidad aleatoria, gracias a la cual son lo que les viene en gana en cada momento, lo que a cada paso se les ocurre. Lo malo es que las ocurrencias, las ganas, suelen ser imprevisibles, y esa no es la mejor forma de guiar una vida.

Vida y obra de Wesley

Sermón 38

Una advertencia contra el fanatismo

Marcos 9: 38-39

Juan le respondió diciendo: Maestro, hemos visto a uno que en tu nombre echaba fuera demonios, pero él no nos sigue; y se lo prohibimos, porque no nos seguía. Pero Jesús dijo: No se lo prohibáis.

En los versículos precedentes leemos que después de que los doce estuvieran disputando «quién había de ser mayor», Jesús «tomó a un niño, y lo puso en medio de ellos; y tomándole en sus brazos, les dijo: El que reciba en mi nombre a un niño como éste, me recibe a mí; y el que a mí me recibe, no me recibe a mí (solamente) sino al que me envió.»1 Entonces, «Juan le respondió» (esto es, con referencia a lo que nuestro Señor había dicho recientemente): «Maestro, hemos visto a uno que en tu nombre echaba fuera demonios, y se lo prohibimos porque no nos sigue». Como si hubiera dicho: «¿Debíamos haberle recibido? Al recibirle a él, ¿te hubiéramos recibido a ti? ¿Debíamos más bien habérselo prohibido? ¿No actuamos bien en esto?» «Pero Jesús dijo: No se lo prohibáis.» El mismo pasaje es citado también por San Lucas, y casi con las mismas palabras. Pero se podría preguntar: ¿En qué nos concierne esto a nosotros? Puesto que ahora nadie «echa fuera demonios». ¿Acaso no ha sido quitado a la iglesia el poder de hacer esto por más de mil doscientos o mil cuatrocientos años? ¿Por qué entonces nos preocupa el caso aquí propuesto o la decisión de nuestro Señor al respecto? Quizás más de lo que uno se imagina, el caso propuesto no es un caso poco común. Para que podamos obtener pleno provecho de él, me propongo mostrar, primero, en qué sentido las personas pueden, y de hecho lo hacen, «echar fuera demonios»; en segundo lugar, qué podemos entender por «no nos sigue», y, en tercer lugar, explicaré la instrucción de nuestro Señor, «no se lo prohibáis», para concluir con una deducción de todo lo tratado.

I.1. En primer lugar, mostraré en qué sentido las personas pueden, y de hecho lo hacen, «echar fuera demonios». Para tener una visión más clara de esto hemos de recordar que, conforme al relato bíblico, así como Dios mora y obra en los hijos de la luz, así también el Diablo mora y obra en los hijos de las tinieblas. Así como el Espíritu Santo posee las almas de los buenos, así también el espíritu del mal posee las almas de los malos. Por eso es que el Apóstol le denomina «el dios de este mundo»,2 dado el poder irrestricto que tiene sobre las personas mundanas. Por eso nuestro bendito Señor lo describe como «el príncipe de este mundo»3, tan absoluto es su dominio sobre él. Y por eso dice San Juan, «Sabemos que somos de Dios», y todos los que no son de Dios, «el mundo entero», en tô ponerô keîtai (no «está bajo la maldad» sino «está bajo el maligno»4), vive y se mueve en él, así como los que no son del mundo lo hacen en Dios.

2. Porque el Diablo no ha de ser considerado sólo como león rugiente, que anda alrededor buscando a quien devorar;5 ni simplemente como un sutil enemigo que cae inadvertido sobre las pobres almas y las lleva cautivas a voluntad de él,6 sino como aquel que mora y camina en ellos, que gobierna las tinieblas o maldades de este mundo,7 de las gentes mundanas y todos sus oscuros designios y acciones, reteniendo la posesión de sus corazones, estableciendo su trono allí y sujetando todo pensamiento en obediencia a él. De este modo, el hombre fuerte armado guarda su palacio, y si este espíritu impuro alguna vez sale del hombre, sin embargo a menudo retorna con siete espíritus peores que él; y entrados, moran allí.8 Tampoco puede estar ocioso en su morada. Está continuamente obrando en estos hijos de desobediencia.9 Obra en ellos con poder, con potente energía, transformándolos a su propia semejanza, borrando todos los remanentes de la imagen de Dios, y preparándolos para todas las palabras y obras malas.

3. Por lo tanto, es una verdad incuestionable que el dios y príncipe de este mundo todavía posee a todo aquel que no conoce a Dios. Solamente la manera en que él los posee ahora difiere de cómo lo hacía en el pasado. Entonces atormentaba frecuentemente tanto sus cuerpos como sus almas, y esto abiertamente, sin ningún disfraz; ahora atormenta solamente sus almas (excepto en algunos casos raros) y ello en modo tan encubierto como le es posible. La razón de esta diferencia es muy simple. Entonces su meta era conducir a la humanidad a la superstición. Por lo tanto, operaba tan abiertamente como le era posible. Pero su finalidad actual es llevarnos a nosotros a la infidelidad. Luego, obra tan privadamente como puede, porque cuanto más secreto es, más prevalece.

4. Sin embargo, si hemos de dar crédito a los historiadores, hay países donde actúa ahora tan abiertamente como antaño. «¿Pero por qué en los países bárbaros y salvajes solamente? ¿Por qué no en Italia, Francia o Inglaterra?» Por una razón muy sencilla: conoce a su gente. Y sabe lo que tiene que hacer con cada uno. A los lapones se les aparece a cara descubierta, porque quiere afirmarlos en la superstición y en la burda idolatría. Pero contigo se propone algo diferente. Quiere hacer que te idolatres a ti mismo, hacerte ante tus propios ojos más sabio que Dios mismo, que todos los oráculos de Dios. Ahora bien, para lograr esto, no debe presentarse en su propia apariencia. Eso frustraría su designio. No: tiene que emplear todo su arte para hacer que niegues su existencia, hasta que te tenga bien seguro en su morada.

5. El reina, por lo tanto, aunque en manera diferente, tan absolutamente en una comarca como en la otra. El italiano divertido e infiel está tan seguro entre sus dientes como el tártaro salvaje. Dicho sujeto está profundamente dormido en la boca del león, el cual es demasiado sabio como para despertarlo. De manera que, por el momento, sólo juega con él y cuando quiere lo devora. El dios de este mundo sujeta a sus adoradores ingleses con tan completa firmeza como a los de Laponia. Pero su tarea no es asustarlos, no sea que vuelen hacia el Dios del cielo. Por tanto, el príncipe de las tinieblas no se hace ver mientras gobierna a estos sus súbditos voluntarios. El conquistador retiene mucho más seguros a sus cautivos cuando ellos se imaginan que son libres. Así, el hombre fuerte armado guarda su palacio y en paz está lo que posee:10 ni el deísta ni el cristiano nominal sospechan que está allí, de modo que él y ellos conviven en perfecta paz.

6. Todo esto mientras obra enérgicamente en ellos. Enceguece los ojos de su entendimiento, para que no les resplandezca la luz del glorioso evangelio de Cristo.11 Encadena sus almas a la tierra y al infierno con las cadenas de sus propios viles afectos. Los ata a lo terrenal mediante el amor al mundo, el amor al dinero, al placer o a los elogios. Y mediante el orgullo, la envidia, el odio y la venganza, hace que sus almas se aproximen al infierno, actuando más seguro y sin control porque ellos para nada saben que él actúa.

7. ¡Pero cuán fácilmente podemos conocer la causa por sus efectos! Estos son a veces burdos y palpables. Así lo eran en las naciones paganas más refinadas. No vayas más lejos que a los admirados y virtuosos romanos. Hallarás a estos, en la cumbre de sus conocimientos y su gloria, atestados de toda injusticia, fornicación, perversidad, avaricia, maldades, llenos de envidia, homicidios, contiendas, engaños y malignidades, murmuradores, detractores, aborrecedores de Dios, injuriosos, soberbios, altivos, inventores de males, desobedientes a los padres, necios, desleales, sin afecto natural, implacables, sin misericordia.12

8. Los aspectos más fuertes de esta descripción son confirmados por uno a quien algunos pueden considerar como un testigo sumamente excepcional. Me refiero a su hermano pagano, Dion Casio, quien observa que antes del retorno de César de las Galias no sólo la glotonería y las obscenidades de toda índole eran abiertas y descaradas; no sólo la falsedad, la injusticia y la crueldad abundaban en las cortes de justicia y en la vida privada, sino que los homicidios, los robos y las rapiñas más atroces eran tan frecuentes en toda Roma que pocas personas salían de sus casas sin hacer sus testamentos, por no saber si retornarían vivos.13

9. Tan burdas y palpables como estas son las obras del Diablo entre muchos paganos modernos, si no entre todos. La religión natural de los creeks, cheroquíes, chicasós y todos los otros indios que limitan con nuestros asentamientos meridionales (no de unos pocos individuos, sino de naciones enteras) es torturar a sus prisioneros de la mañana a la noche, hasta que al final los asan hasta morir, y ante la más leve provocación involuntaria les disparan por la espalda a sus propios paisanos. Sí, es cosa común entre ellos que el hijo, si piensa que su padre vive demasiado tiempo, le haga saltar los sesos; y que una madre, si está cansada de sus hijos, les ate piedras alrededor de su cuello y arroje tres o cuatro de ellos al río, uno tras otro.

10. Sería deseable que solamente los paganos hubiesen practicado esas obras burdas y palpables del Diablo. Pero no nos atrevemos a decir tal cosa. Aun en cuanto a crueldad y derramamiento de sangre, ¡cuan pequeña es la distancia a la cual los cristianos vamos detrás de ellos! Y no solamente los españoles y los portugueses, matando a miles en Sudamérica. No sólo los holandeses en las Indias Orientales, o los franceses en América del Norte, siguiendo paso a paso a los españoles. Nuestros propios compatriotas también se han revolcado en la sangre y han exterminado naciones enteras, mostrando así cuál es el espíritu que mora y obra en los hijos de desobediencia.14

11. Estos monstruos casi pueden hacer que dejemos de ver las obras del Diablo que tienen lugar en nuestro propio país. Pero ¡ay! ni aun aquí podemos abrir nuestros ojos sin verlas por doquier. ¿Es acaso pequeña prueba de su poder que blasfemos vulgares, borrachos, fornicarios, adúlteros, ladrones, asaltantes, sodomitas y homicidas aun se encuentren por doquier en nuestra tierra? ¡Cuán triunfante reina el príncipe de este mundo en estos hijos de desobediencia!

12. El obra menos abiertamente pero no menos efectivamente en los simuladores, los chismosos, mentirosos, detractores; en los opresores y extorsionadores; en los perjuros, los que venden a su amigo, su honor, su conciencia, su patria. Sin embargo, ¡estos todavía pueden hablar de religión o de conciencia! Del honor, de la virtud, o del espíritu cívico. Pero no pueden engañar a Satanás más que lo que pueden engañar a Dios. El también conoce a los que son suyos: y son una gran multitud, de todas las naciones y pueblos,15 de los cuales él tiene hoy plena posesión.

13. Si tú consideras esto no puedes dejar de ver en qué sentido las personas pueden ahora también «echar fuera demonios»; sí, y todo ministro de Cristo los echa fuera, si la obra de su Señor es prosperada en su mano.16 Por el poder de Dios que asiste a su Palabra, El trae a los pecadores al arrepentimiento: un cambio completo tanto interior como exterior, de todo mal a todo bien. Y esto es, en sentido cabal, «echar fuera demonios», fuera de las almas en las cuales hasta ahora habían morado. El hombre fuerte ya no puede guardar su casa. Uno más fuerte que él ha venido, le ha arrojado fuera, y ha tomado posesión para sí,17 y ha hecho de ella morada de Dios en el Espíritu.18 Aquí se acaba entonces la energía de Satanás, y el Hijo de Dios destruye las obras del Diablo.19 El entendimiento del pecador es ahora iluminado, y su corazón dulcemente atraído hacia Dios. Sus deseos son refinados, sus afectos son purificados; y siendo lleno con el Espíritu Santo crece en la gracia hasta que no solamente es santo de corazón sino en todos los aspectos de su conducta.

14. Todo esto es por cierto la obra de Dios. Y es Dios solamente quien puede echar fuera a Satanás. Pero generalmente se complace en hacer esto mediante el humano, como instrumento suyo, de quien se dice entonces que «echa fuera demonios en su nombre», es decir, por su poder y autoridad. Y envía a quien él quiere enviar a hacer esta gran obra, pero frecuentemente a aquel que nadie hubiera pensado. Porque sus caminos no son como nuestros caminos, ni sus pensamientos como nuestros pensamientos.20 Por consiguiente, escoge a los débiles para confundir a los fuertes, a los necios para confundir a los sabios,21 por esta sencilla razón: para asegurarse la gloria para sí mismo, a fin de que nadie se jacte en su presencia.22

II.1. ¿Pero no hemos de prohibir a uno que «echa fuera demonios», si «no nos sigue»? Parece ser que tal fuera el juicio y la práctica del apóstol, hasta que refirió el caso a su Maestro. «Se lo prohibimos», dijo, «porque no nos sigue», lo cual suponía que era razón suficiente. Qué hemos de entender por esta expresión, «No nos sigue», es el próximo punto a considerar. La interpretación menos importante que podemos dar a estas palabras es: «No tiene conexión visible con nosotros. No trabajamos en mutuo acuerdo. No es nuestro colaborador en el evangelio.» Y por cierto que cuando nuestro Señor se complace en enviar muchos obreros a su cosecha, no pueden actuar todos en conexión o en subordinación los unos con los otros. No, no pueden tener familiaridad unos con otros ni siquiera ser conocidos por los demás. Muchos estarán necesariamente en lugares diferentes de la cosecha, tan lejos de poder tener intercambio que serán absolutamente extraños entre sí, tal como si vivieran en épocas diversas. Y con respecto a cualquiera que nos es desconocido podemos decir: «No nos sigue».

2. Un segundo significado de esta expresión puede ser: «No es de nuestro partido.» Por mucho tiempo ha sido objeto de consideración melancólica por parte de todos los que oran por la paz de Jerusalén23 que tantos partidos diversos subsistan todavía entre quienes se consideran cristianos. Esto ha podido observarse particularmente entre nuestros compatriotas, que se han dividido permanentemente acerca de puntos sin importancia, y que muchas veces no conciernen a la religión. Las circunstancias más triviales han dado lugar al surgimiento de partidos diferentes, los cuales han continuado por muchas generaciones. Cada uno de estos estaría dispuesto a objetar al que está del otro lado diciendo: «No nos sigue».

3. Esta expresión puede significar, en tercer lugar: «Difiere de nosotros en cuanto a opiniones religiosas.» Hubo una época cuando todos los cristianos eran de un solo sentir y de un solo corazón.24 Tan grande gracia vino sobre ellos cuando fueron llenos por primera vez del Espíritu Santo. ¡Mas cuán breve fue el lapso en que continuó esta bendición! ¡Cuán pronto se perdió esa unanimidad, y la diferencia de opinión surgió nuevamente, aun en la iglesia de Cristo! Y ello no entre cristianos nominales, sino verdaderos. Más aún, entre sus jefes, los apóstoles. Tampoco parece que esa diferencia así comenzada haya sido eliminada alguna vez. No hallamos siquiera que aquellos pilares del templo de Dios, mientras permanecieron sobre la tierra, hayan llegado alguna vez a pensar lo mismo, a ser de un mismo sentir, particularmente con respecto a la ley ceremonial. Por lo tanto, no es en ninguna manera sorprendente que ahora encontremos en la iglesia una infinita variedad de opiniones. Una consecuencia probable de esto es que cuando vemos a alguien  que «echa fuera demonios» será alguien que «no nos sigue», que no es de nuestra opinión. Apenas podemos imaginar que sea de nuestra opinión en todos los asuntos, menos aún en cuanto a religión. Probablemente piense de modo diferente a nosotros en varios temas de importancia, tales como la naturaleza y el empleo de la ley moral, los decretos eternos de Dios, la suficiencia y eficacia de su gracia, y la perseverancia de sus hijos.

4. Puede diferir de nosotros, en cuarto lugar, no sólo en opiniones, sino también en algunos aspectos prácticos. Puede ser que no apruebe la manera de adorar a Dios que se practica en nuestra congregación y que considere como más provechosa para su alma aquella que surgió con Calvino o con Martín Lutero. Puede tener muchas objeciones a esa liturgia que aprobamos más que a todas las otras, muchas dudas con respecto a la forma de gobierno eclesiástico que estimamos tanto apostólica como escritural. Quizás puede ir todavía más lejos que nosotros: puede, a partir de un principio de conciencia, abstenerse de varias de aquellas que consideramos ser ordenanzas de Cristo. O si ambos concordamos que son ordenadas por Dios, puede aún quedar una diferencia entre nosotros ya sea en cuanto a la manera de administrar esas ordenanzas o en cuanto a las personas a quienes deben ser administradas. Ahora bien, la consecuencia inevitable de cualquiera de esas diferencias será que quien de tal manera difiere de nosotros debe separarse con respecto a dichos puntos de nuestra sociedad. En este sentido, por tanto, «no nos sigue»; no es, como solemos decir, «de nuestra iglesia».

5. Pero en un sentido mucho más enérgico, «no nos sigue» implica no solamente que es de una iglesia diferente, sino de una iglesia a la cual consideramos como anti bíblica y anticristiana, una iglesia que consideramos como totalmente falsa y errónea en sus doctrinas, así como peligrosamente errada en su práctica, culpable de burda superstición y de idolatría; una iglesia que ha agregado muchos artículos a la fe que ha sido una vez dada a los santos;25 que ha abandonado por completo uno de los mandamientos de Dios y ha anulado varios de los restantes mediante sus tradiciones; y que pretendiendo mantener la más alta veneración por la iglesia antigua y la más estricta conformidad a ella, sin embargo ha introducido innumerables innovaciones sin ninguna autorización ni de la antigüedad ni de las Escrituras. Con plena certidumbre, «no nos sigue» aquel que está a tan gran distancia de nosotros.

6. Y, sin embargo, aún puede haber una diferencia más amplia que esta. Quien difiere de nosotros en el juicio y en la práctica puede hallarse a mayor distancia nuestra en el afecto que en el juicio. Y esto es, por cierto, un efecto muy común y muy natural de lo otro. Las diferencias que comienzan como asuntos de opinión rara vez terminan allí. Generalmente se extienden a los afectos y entonces separan a los grandes amigos. No hay animosidades tan profundas e irreconciliables como las que surgen del desacuerdo en materia de religión. Por esta causa, los peores enemigos del hombre serán los de su casa.26 Por esta causa el padre se levantará contra sus propios hijos, y los hijos se levantarán contra los padres;27 y quizás se persigan a muerte unos a otros, pensando en todo momento que prestan un servicio a Dios. Por lo tanto, no es más de lo que podemos esperar si aquellos que difieren de nosotros tanto en opiniones como en prácticas religiosas contraen muy pronto dureza y hasta amargura contra nosotros; y si aumentan sus prejuicios hasta concebir una opinión tan mala de nuestras personas como de nuestros principios. Una consecuencia casi necesaria de esto será que hablarán acerca de nosotros tal cual piensan. Se colocarán en oposición a nosotros, y en cuanto sean capaces impedirán nuestra obra, puesto que no la consideran como obra de Dios, sino del hombre o del Diablo. El que piensa, habla y actúa de esta manera, en el más pleno sentido, «no nos sigue».

7. Yo no concibo, por cierto, que la persona de quien habla el apóstol en el texto (aunque no tenemos ninguna descripción particular de él ni en el contexto ni en ninguna parte de las Sagradas Escrituras) haya ido tan lejos como lo dicho antes. No tenemos fundamento para suponer que había alguna diferencia material entre él y los apóstoles; mucho menos que tuviera algún prejuicio contra ellos o contra el Maestro. Parece que podemos deducir todo ello de las palabras de nuestro Señor que siguen inmediatamente al texto: «Ninguno hay que pueda hacer milagro en mi nombre, que luego pueda decir mal de mí»28 Pero yo, a propósito, saco el caso a la luz más potente, agregando todas las circunstancias que bien pueden ser concebidas, de modo que siendo advertidos previamente de la tentación con toda la fuerza del hecho, de ninguna manera nos rindamos a ella y luchemos así contra Dios.

III.1. Supongamos, entonces, a un hombre que no tiene relaciones con nosotros, supongamos que no es de nuestro partido, supongamos que se separa de nuestra iglesia y que además difiere de nosotros ampliamente tanto en el juicio, como en la práctica y en los afectos; sin embargo, si vemos a este hombre echando fuera demonios, Jesús dice: «No se lo prohibáis». Esta importante directiva de nuestro Señor es lo que voy a explicar en tercer lugar.

2. Si vemos a este hombre echando fuera demonios, estaría bien si en ese caso creemos lo que nos dicen nuestros ojos, si es que no consideramos mentirosos a nuestros sentidos. Debe estar muy poco familiarizado con la naturaleza humana quien no se da cuenta enseguida cuan extremadamente reacios somos a creer que uno que «no nos sigue», en todos o en la mayoría de los sentidos antes mencionados, pueda «echar fuera demonios». Casi dije en cualquiera de tales sentidos, considerando cuan fácilmente podemos aprender, aun de lo que sucede en nuestro interior, qué poco dispuestas están las personas a admitir que hay algo de bueno en aquellos que no concuerdan en todo con ellas.

3. ¿Pero cuál es la prueba suficiente y razonable de que una persona, en el sentido anterior, «echa fuera demonios»? La respuesta es fácil. ¿Hay plena prueba, primero, de que la persona que tenemos delante es abiertamente un burdo pecador? ¿En segundo lugar, que ya no lo es ahora, se ha apartado de sus pecados y vive una vida cristiana? ¿Y en tercer lugar, que este cambio fue producido porque oyó la predicación de este otro? Si estos tres puntos son claros e innegables, tienes entonces la prueba suficiente y razonable de que no puedes resistirte, sin pecar voluntariamente, a aceptar que ese individuo echa fuera demonios.

4. Entonces, «no se lo prohibáis». Ten cuidado de cómo intentas impedirle, ya sea mediante tu autoridad, tus argumentos o la persuasión. De ninguna manera luches para impedirle que use todo el poder que Dios le ha dado. Si tienes autoridad ante él, no emplees tal autoridad para detener la obra de Dios. No le proveas de razones para que no hable más en el nombre de Jesús. Satanás no dejará de suplirle con ellas aunque en esto no le prestes ayuda. Persuádele para que no se aparte de su obra. Si le diera lugar al diablo29 y a ti, muchas almas podrían perecer en su propia iniquidad30 pero su sangre Dios ha de demandar de tus manos.31

5. ¿Qué pasa si es un mero laico el que echa fuera demonios? ¿No se lo debiera prohibir en ese caso? ¿Es el hecho admitido? ¿Hay prueba razonable de que este hombre realmente echa fuera demonios? Si la hay, no se lo prohíbas; no, a riesgo de tu propia alma. ¿No ha de obrar Dios por medio de quien él quiera obrar? «Nadie puede hacer estas señales…si no está Dios con él»32–o sea, a menos que Dios le haya enviado para esto mismo. Pero si Dios lo ha enviado, ¿le ordenarías tú que regrese? ¿Le prohibirías tú que vaya?

6. «Pero yo no sé si ha sido enviado por Dios». «Pues esto es lo maravilloso (puede ser cualquiera de los sellos de su misión, por ejemplo, cualquier persona que haya traído de Satanás a Dios): que vosotros no sepáis de donde sea, ¡y a mí me abrió los ojos! Si este no viniera de Dios, nada podría hacer.»33 Si dudas del hecho, manda buscar a los padres de esa persona; manda buscar a sus hermanos, a sus amigos, a sus conocidos. Pero si no puedes dudar de esto, necesitas reconocer que «señal manifiesta ha sido hecha». Entonces, ¿con qué conciencia, con qué cara puedes ordenar a quien Dios ha enviado que «no hable de aquí en adelante a nadie en su nombre»?34

7. Admito que esto es sumamente conveniente: que quien sea que predique en su nombre debe tener un llamado externo tanto como uno interno; pero que sea absolutamente necesario, esto lo niego. ¿Pero acaso no afirma la Escritura: «Nadie toma para sí esta honra, sino el que es llamado de Dios, como Aarón.»35? Innumerables veces este texto ha sido citado en tal ocasión, como si contuviera verdadera fuerza de argumento. Seguramente nunca hubo una cita tan poco feliz. Porque, en primer lugar, Aarón para nada fue llamado a predicar. Fue llamado «para que presente ofrendas y sacrificios por los pecados».36 Tal era su quehacer particular. En segundo lugar, esos hombres no ofrecen ningún sacrificio, sino que solamente predican, lo cual no hizo Aarón. Por lo tanto, es imposible hallar en la Biblia un texto que esté más fuera de la cuestión que éste.

8. «Pero, ¿cual era la práctica en la era apostólica?» Puedes verlo fácilmente en los Hechos de los Apóstoles. En el octavo capítulo leemos: «En aquel día hubo una gran persecución contra la iglesia que estaba en Jerusalén; y todos fueron esparcidos por las tierras de Judea y de Samaria, salvo los apóstoles.»37 «Pero los que fueron esparcidos iban por todas partes anunciando el evangelio.»38 Ahora bien, ¿recibieron todos estos un llamamiento exterior para predicar? Nadie en sus cabales puede pensar tal cosa. Aquí tenemos entonces una prueba innegable de cuál era la práctica en la era apostólica. Aquí puedes ver no uno, sino una multitud de «predicadores laicos», personas enviadas únicamente por Dios.

9. Por cierto que la práctica de la iglesia apostólica está tan lejos de inclinarnos a pensar que era ilícito que un hombre predicase antes de ser ordenado, que tenemos razón en pensar que esto era entonces considerado como necesario. Ciertamente, la práctica y la directiva del apóstol Pablo era probar a un hombre antes que fuese ordenado. «Y estos» (los diáconos), dice, «también sean sometidos a prueba primero, y entonces ejerzan el diaconado.»39 ¿Sometidos a prueba? ¿Cómo? ¿Poniéndolos a construir una frase en griego? ¿Preguntándoles acerca de unos cuantos lugares comunes? ¡Oh, asombrosa prueba de un ministro de Cristo! Nada de eso: ha de hacerse una prueba clara y manifiesta (como es hecha todavía en la mayoría de las iglesias protestantes en Europa), no sólo en cuanto a si sus vidas son santas e intachables, sino si tienen los dones totalmente imprescindibles para edificar la iglesia de Cristo.

10. «¿Pero qué pasa si un hombre tiene esos dones, y si ha traído pecadores al arrepentimiento, y sin embargo el obispo no quiere ordenarlo? Entonces, el obispo le «prohíbe echar fuera demonios». Pero yo no me atrevo a prohibírselo. He publicado mis razones para que lo sepa todo el mundo. Sin embargo, todavía se insiste en que debo hacerlo. Tú, que insistes en ello, responde a dichas razones. No conozco a nadie que lo haya hecho todavía, ni siquiera que lo haya intentado. Solamente algunos han dicho de ellos que son muy débiles y triviales. Y esto con bastante prudencia. Porque es mucho más fácil despreciar un argumento (o, por lo menos, fingir que se lo desprecia) antes que contestarlo. Sin embargo, hasta que esto se haga, debo decir que cuando tengo prueba razonable de que cualquier hombre echa fuera demonios, hagan lo que hagan otros, yo no me atrevo a prohibírselo, no sea tal vez hallado luchando contra Dios.40

11. Y quienquiera que seas tú, que temes a Dios, «no se lo prohíbas», sea directa o indirectamente. Hay muchas maneras de hacer esto. Indirectamente lo prohíbes si lo niegas  totalmente, o si lo desprecias o tomas muy poco en cuenta la obra que Dios ha hecho por sus manos.41 Indirectamente lo prohíbes cuando lo desalientas en su tarea arrastrándolo a disputas acerca de ella, levantando objeciones en contra, o atemorizándole con consecuencias que probablemente nunca sucederán. Lo prohíbes cuando muestras cualquier clase de crueldad hacia él, ya sea de palabra o de comportamiento, y mucho más cuando hablas acerca de él a otros sin ninguna bondad o despectivamente. Lo estás prohibiendo todo el tiempo cuando hablas mal de él o no tomando en cuenta sus labores. No lo prohíbas en ninguna de estas maneras: ni prohibiendo a otros que le oigan ni desanimando a los pecadores a escuchar su palabra, la cual puede salvar sus almas.

12. Así es: si quieres observar la instrucción del Señor en su pleno significado y extensión, entonces recuerda sus palabras: «El que no es conmigo, contra mí es; y el que conmigo no recoge, desparrama.»42 Quien no recoge personas en el reino de Dios, seguramente las esparce lejos de él. Pues no puede haber neutralidad en esta guerra: cada uno está del lado de Dios o del lado de Satanás. ¿Estás del lado de Dios? Entonces no solamente no prohibirás a cualquiera que «eche fuera demonios», sino que trabajarás al máximo de tus fuerzas para que adelante en su obra. Reconocerás realmente la obra de Dios en él y confesarás su grandeza. Quitarás todas las dificultades y objeciones de su camino, hasta donde ello sea posible. Fortalecerás sus manos hablando honorablemente de él ante todas las personas y admitiendo las cosas que has visto y oído. Animarás a otros a asistir a su prédica, a escuchar a aquel que Dios ha enviado. Y no omitirás ninguna prueba de amor afectuoso que Dios te dé la oportunidad de mostrarle.

IV.1. Si fallamos voluntariamente en alguno de estos puntos, si de alguna manera directa o indirecta le prohibimos «porque no nos sigue», entonces somos «fanáticos». Esta es la conclusión que obtengo de lo que ha sido dicho. Pero me temo que el término «fanatismo», tan frecuentemente empleado, es tan poco comprendido como «entusiasmo». Es una adhesión o un cariño demasiado fuerte por nuestro propio partido, opinión, iglesia y religión. Por tanto, es un fanático el que está tan enamorado de cualquiera de estos, tan fuertemente ligado a ellos, como para prohibir a quienquiera que eche fuera demonios, porque difiere de él en alguno o en todos estos aspectos particulares.

2. Cuídate de esto. Ten cuidado, primero, de no hacerte convicto de fanatismo por tu renuencia a creer que cualquiera que difiere de ti puede echar fuera demonios. Y si hasta aquí lo tienes claro, si reconoces tal hecho, entonces examínate a ti mismo, en segundo lugar: «¿No estoy convicto de fanatismo en esto, en prohibirle directa o indirectamente? ¿No le prohíbo directamente sobre esta base, porque no pertenece a mi partido? ¿Porque no coincide con mis opiniones? ¿O porque no adora a Dios conforme al esquema religioso que he recibido de mis padres?»

3. Examínate a ti mismo: «¿No le prohíbo indirectamente, al menos, sobre cualquiera de estos fundamentos? ¿Acaso lamento que Dios pueda de tal manera poseer y bendecir a un hombre que mantiene opiniones tan erróneas? ¿Acaso lo desanimo porque no pertenece a mi iglesia? ¿O disputando con él al respecto, levantando objeciones, o confundiendo su mente con posibles consecuencias distantes? ¿Muestro enojo, desprecio o crueldad de cualquier índole, sea mediante palabras o acciones? ¿Menciono a sus espaldas sus defectos, reales o supuestos? ¿Sus deficiencias y sus debilidades? ¿Impido a los pecadores que escuchen su palabra?» Si haces cualquiera de estas cosas eres un fanático hasta hoy.

4. «Examíname, oh Jehová, y pruébame; examina mis íntimos pensamientos y mi corazón.»43 «Y ve si hay en mí camino de perversidad (fanatismo), y guíame en el camino eterno.»44 Para examinarnos a nosotros mismos por completo propongamos el caso en modo extremo. ¿Qué pasaría si yo viera a un papista, un arriano o un sociniano echando fuera demonios? Si así fuera, yo no podría prohibirle sin hacerme convicto de fanatismo. Más aún, si pudiera suponerse que yo viese a un judío, un deísta, o a un turco haciendo lo mismo, y si lo prohibiera, directa o indirectamente, no sería yo para nada mejor que un fanático.

5. Apártate de esto. Pero no te conformes con no prohibir a cualquiera que echa fuera demonios. Está bien llegar tan lejos; pero no te detengas allí. Si has de evitar todo fanatismo, sigue adelante. En toda instancia de esta índole, cualquiera sea el instrumento, reconoce el dedo de Dios. Y no sólo reconócelo, sino regocíjate en su obra y alaba su nombre con acción de gracias. Alienta a quienquiera Dios se complace en emplear, para que se entregue plenamente a su tarea. Habla bien de él dondequiera que estés; defiende su carácter y su misión. Ensancha tanto como puedas su esfera de acción. Muéstrale toda bondad en palabra y acción. Y no ceses de  clamar a Dios por su bien, de modo que pueda salvarse a sí mismo y a quienes le oyen.45

6. Necesito agregar solamente una advertencia. No pienses que el fanatismo de otro sea excusa alguna para el tuyo. No es imposible que alguno que echa fuera demonios te prohíba hacer lo mismo a ti. Puedes observar que este es el caso mencionado en el texto. Los apóstoles prohibieron a otro hacer lo que ellos mismos hacían. Pero ten cuidado de replicar. No es tu papel devolver mal por mal.46 Que otros no observen las enseñanzas de nuestro Señor no es razón para que tú las abandones. Más bien, déjale guardarse todo el fanatismo para sí mismo. Si él te prohíbe a ti, no le prohíbas tú a él. Más bien trabaja, vigila y ora aún más, para confirmar tu amor hacia él. Si habla toda clase de mal acerca de ti,47 habla toda clase de bien, siempre que sea verdadero, acerca de él. Imita aquí aquel glorioso dicho de un gran hombre (¡Oh, si hubiera respirado siempre el mismo espíritu!): «Que Lutero me llame cien veces Diablo, aun así lo he de reverenciar como a un mensajero de Dios.»48

Videos y presentaciones

Este medio electrónico nos permite compartir algunos videos y presentaciones que nos parecen interesantes para que nuestros lectores los conozcan. También le invitamos a enviar los que le parezcan interesantes a usted. Nuestro correo para recibirlos es: evangelista.mexicano@gmail.com. Le quedaremos muy agradecidos.

El Aposento Alto

Les invitamos a leer diariamente esta Guía de Meditaciones diarias  y se sorprenderán de lo que Dios puede comunicarnos cada día por este medio. El Aposento es una publicación metodista de más circulación en el mundo editada desde hace 75 años, en 40 idiomas actualmente.

La lectura correspondiente al día miércoles 11 de abril fue escrita por la hermana Priscila Laguna de Vergara, de la Ciudad de Puebla, con base en el versículo “no os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el moho destruyen, y donde ladrones entran y hurtan…”. Bendiciones.

http://www.upperroom.org/elaposentoalto/

Coro Carlos Wesley

Helia Velasco de Lucero, colaboradora entusiasta de nuestro periódico nos envía esta dirección para poder apreciar la actuación del Coro Carlos Wesley de la iglesia metodista de Chihuahua, grabado en 1963. Al final aparecen también varias presentaciones más del Coro con diferentes motivos. Le invitamos verlo.

http://youtu.be/SYcHaFV3DEE,

Noé Casas Rodríguez, de Chihuahua, nos comparte esta liga de un video que editó, con una grabación y fotos del Coro “Carlos Wesley”, para una presentación en el Paraninfo de la Universidad Autónoma de Chihuahua (UACH), en el año de 1966.

http://youtu.be/2-1WI7CZdTY.

El_hombre_viejo_y_sabio

Neuroplasticidad

ppp.LAS MANOS QUE SALVAN AL MUNDO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s