Amor por Encima de Todo

Amor por encima de todo

Dios anunció que el amor sería lo que delataría a sus seguidores: no los milagros ni la doctrina. ¡Ni siquiera el poder! Sólo el amor.
Jaime Fernández

Peter Baltes fue el bajista del grupo de heavy metal “Accept”, un grupo alemán originalmente formado en la década de los 70. Se separaron en 1997, pero volvieron a tocar juntos a principios de este siglo. Peter decía recientemente en una entrevista: “Dos de mis mejores amigos murieron en un accidente. Hasta ese momento, yo estaba en un grupo importante, viajaba, tenía lo que quería, pero nunca me había enfrentado con la muerte. Me di cuenta de que era real. Mi esposa estaba asistiendo a una iglesia, y dos de sus amigos vinieron sólo para orar conmigo, mientras lo hacían jamás había sentido nada igual. Dios quito todas mis cargas y transformó mi vida”.

A veces cuando escuchamos lo que el amor de Dios hace en la vida de algunas personas, nos suena como que ya lo habíamos oído antes. La Biblia nos enseña que Dios toca el corazón de cada uno de una manera diferente, pero la expresión de ese amor y la transformación que efectúa en nuestra vida, es común a casi todos. El amor de Dios es la fuerza que mueve el universo.

Por decirlo de alguna manera, Dios se vacía a si mismo dándose por cada uno de nosotros. Ese darse es infinito, así que la palabra “vacío” no existe en el lenguaje de Dios, ¡pero no existe otra manera de explicarlo! Dios nos regala un amor absolutamente radiante cuyas características nos asombran una y mil veces, porque el verdadero amor es ignorado, el que ama da permiso para ser olvidado y pisoteado, ese amor parece abrir la puerta al desagradecimiento porque quién ama no se preocupa por lo que consigue sino por lo que da ¡Es capaz de dar su propia vida! Porque cuanto más ama, más da… Ese tipo de amor es completamente sobrenatural. ¡Eso fue lo que hizo Jesús por nosotros!

Lo curioso es que Dios nos pide que vivamos de la misma manera, que nos identifiquemos por completo con el sufrimiento de las personas que nos rodean y que aprendamos a amar de la misma manera que Él: no en cantidad porque es imposible, pero sí en calidad de amor. Por eso anunció que el amor sería lo que delataría a sus seguidores: no los milagros ni la doctrina. ¡Ni siquiera el poder! Sólo el amor.
Porque sólo el que ama de una manera desesperada conoce lo que es el amor del Padre. Sólo el que se da puede llegar a comprender cómo se dio el Señor Jesús por todos. Sólo el que vive en ese amor absolutamente extraordinario está lleno del Espíritu Santo, porque el Espíritu de Dios es amor. Quién ama no se queja, no espera, no hace valer sus derechos: el que ama disfruta, juega, ¡¡¡celebra!!!

Todos los que nos rodean necesitan vivir celebrando ese amor impresionante, porque “Aunque las montañas cambien de lugar y los cerros se vengan abajo, mi amor por ti no cambiará ni se vendrá abajo mi pacto de paz. Lo dice el Señor que se compadece de ti” (Isaías 54:10) ¡El mundo entero puede venirse abajo, pero jamás lo hará el amor de Dios!

REFERENCIA
Fernández, Jaime. (2018). Amor por encima de todo. Noviembre 19, 2018, de Protestante Digital Sitio web: http://protestantedigital.com/blogs/45926/Amor_por_encima_de_todo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s