Categoría: Reflexiones

Educar con Propósito

EDUCAR CON PROPÓSITO

Dr. Ernesto Contreras Pulido

Ante la tendencia actual en muchas sociedades occidentales de considerar una alternativa saludable, conveniente y recomendable el evitar educar a los hijos y a los discípulos en forma clara, concreta y convincente en las normas de vida que consideramos de mayor beneficio para ellos y para la sociedad. Renunciar así al derecho, obligación y responsabilidad de los padres, maestros y líderes de ser guías e instructores, sosteniendo dogmáticamente que lo aceptable es respetar la libertad de los niños y los demás para que, sin influencia alguna, descubran por sí mismos los principios de conducta que mejor les gusten, creemos que es no menos que una actitud peligrosa, necia, irresponsable e imprudente.

Ante los que dicen que cualquier otra alternativa, por calificarse como una actitud intervencionista, es inaceptable porque supuestamente viola el derecho y libertad de acción del educando, los cristianos evangélicos seguimos persuadidos de que debemos poner muy en claro que es nuestra obligación, en forma preventiva, educar a los hijos y discípulos, con toda vehemencia, perseverancia, y congruencia, en los principios bíblicos de conducta que seguramente, en forma oportuna, los ayudarán mejor que cualquier otra filosofía o enseñanza, a alcanzar la meta deseada de llegar a la edad adulta, habiendo escogido libremente, por convicción propia, y por conveniencia, ser gentes cristianas, decentes, útiles, necesarias, productivas de la sociedad, y enteramente preparadas para toda buena obra.

Dejar que con toda libertad -más bien, libertinaje-, el niño y adolescente experimente todo lo que se le ocurra y antoje sin ninguna dirección, orientación, educación, ni limitación, no es nada menos que una muestra de falta de amor hacia el hijo y discípulo, y una fórmula segura para que innecesariamente, antes de llegar a los 18 años, por conductas indeseables y dañinas sufra consecuencias, cicatrices y deficiencias en su preparación. No sólo le menguarán sus posibilidades de llegar feliz, íntegro y adecuadamente capacitado para sobrevivir en la sociedad y en el mundo, sino que en ocasiones le dejarán enfermedades incurables y daños permanentes e irremediables durante el resto de su peregrinar terrenal.

Seguir leyendo “Educar con Propósito”

La Ética Protestante del Trabajo y del Bienestar

La ética protestante del trabajo y del bienestar

El ideal cristiano no es trabajar lo menos posible, sino usar el trabajo para la gloria de Dios.

José Hutter

La Reforma preparó el camino para lo que se llama la “ética protestante del trabajo”. La idea de Martín Lutero del “sacerdocio de todos los creyentes”, hizo añicos la estricta separación entre lo “secular” o lo “mundano” y lo “espiritual”, que era una idea común en la Iglesia antes de la Reforma. Al anular esa diferenciación se elevó el reconocimiento del trabajo secular. Ya no se veían más las profesiones seculares como inferiores a la vida contemplativa de los monasterios o al ministerio de un sacerdote. Dios podía ser glorificado en cualquier tipo de trabajo honrado. Cuando hablamos hoy en día de la importancia de glorificar a Dios en todo lo que hacemos, incluyendo en nuestros trabajos, expresamos una idea que tiene sus raíces precisamente en la Reforma Protestante.

Este concepto y otros más llevaron al progreso industrial y la prosperidad más avanzada jamás conocida en la historia.

Fue este principio de un trabajo sólido y bien hecho para la gloria de Dios que llevó a los países de la Reforma a un bienestar singular, y se debe particularmente a la cosmovisión protestante. Los emprendedores y negocios más dinámicos se encontraron en la Holanda calvinista y en Inglaterra, fuertemente influenciada por sus ideas.

Max Weber, en su famoso libro: “La ética Protestante y el Espíritu del Calvinismo” (1905), atribuyó la revolución capitalista al calvinismo con su austeridad y su ética de trabajo.

Seguir leyendo “La Ética Protestante del Trabajo y del Bienestar”

Ministerios Especiales De Jesús

Ministerios Especiales De Jesús

Dr. Ernesto Contreras Pulido
drernestocontreras@hotmail.com

Una de las principales actividades de Jesús durante los tres años de su obra terrenal y su ministerio público, fue el trato especial que demostró en favor de sus apóstoles, discípulos y otros grupos, como niños, mujeres y pobres.

El Evangelio dice: “Vengan a mí todos los que están trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Lleven mi yugo sobre ustedes y aprendan de mí, que soy manso y humilde de corazón y hallarán descanso para sus almas, porque mi yugo es fácil y ligera mi carga” (Mt. 11:28-30).

Antes de la fiesta de la Pascua, sabiendo Jesús que su hora había llegado para que pasara de este mundo al Padre, como había amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el fin (Jn. 13:1).

Apóstol quiere decir mensajero (alguien enviado por otro). A Cristo se le llama el apóstol de nuestra profesión (He 3:1), enviado de parte de Dios para salvar al mundo. La palabra apóstol aparece 78 veces en el Nuevo Testamento (68 en los escritos de Pablo y de Lucas).

Seguir leyendo “Ministerios Especiales De Jesús”

Perspectivas Éticas Acerca de la Migración

Perspectivas éticas acerca de la migración

Lani Anaya*

La migración ha sido un fenómeno global desde los inicios de la humanidad. A pesar de su cotidianidad, las complejidades migratorias han aumentado la atención debido a sus impactos en los “paisajes demográficos, sociales, culturales, religiosos y económicos” tanto de los países de origen, cuanto de los receptores. Según la Organización Internacional para las Migraciones, las estimaciones globales reflejan que sólo el 3.3 por ciento de la población mundial es conformada por migrantes internacionales. No obstante, estos registros hasta la fecha han superado las tasas que se habían anticipado hace unos años [1].

Algunos de los conflictos armados recientes han obligado a las personas a buscar asilo político y, en caso de ser aprobado, un estatus de refugiado. Cuando los refugiados llegan a otro país, existen importantes repercusiones sociales, económicas, políticas, culturales y religiosas, para los inmigrantes y las sociedades de acogida, tal como se presentan en los aglomerados étnico-culturales en Estados Unidos o los recientes escenarios políticos europeos en los que los grande flujos migratorios de la región de Medio Oriente y África del Norte se han relacionado con el aumento de votos hacia partidos políticos con tendencias nacionalistas radicales [2].

Debido a estos impactos, la migración se ha convertido en un tema de investigación en ciencias sociales, estudios de ética social e inclusive, desde la teología [3]. Por lo tanto, es relevante explorar la relevancia de la ética de la hospitalidad, especialmente en tiempos de creciente radicalización y hostilidad hacia el “Otro”.

Seguir leyendo “Perspectivas Éticas Acerca de la Migración”

Nuestro Credo Social: un Comentario

Nuestro credo social: un comentario

Dr. Carlos A. Muro Flores

“Principio social no. 2. Todos los hombres y mujeres, por haber sido creados a la imagen y semejanza de Dios, tienen derechos que son inalienables. Fuera del ambiente de la iglesia cristiana estos son conocidos como derechos humanos. Defenderemos estos derechos”.

Disciplina IMMAR 2018-22 p. 67.

“La Dignidad Humana es el origen, la esencia y el fin de los Derechos Humanos”.

Suprema Corte de Justicia de la Nación

“La distancia histórica, cultural y contextual, debe de ser salvada haciendo una revisión y actualización periódica de los principios que orientan nuestra actuación en la sociedad”.

Disciplina IMMAR 2018-22 p. 67.

Nadie al día de hoy puede negar la necesidad de una actuación e influencia mayor de la iglesia y sus principios cristianos en la sociedad. La manera y la forma lo tenemos enmarcado en nuestros Principios Sociales (Credo Social Disciplina IMMAR pág. 67-69 2018-22).

En la introducción al Credo encontramos los justificantes y evolución histórica de estos principios con los cuales no tenemos problema, a decir, la eliminación de la pobreza, la esclavitud, mejores condiciones de trabajo, de salud, etc. Pero el entorno social va cambiando y no se estancó en estos asuntos. La interpretación que se le da desde hace algún tiempo ya no es la misma, al día de hoy va más allá y quisiera enfocarme en los Derechos Humanos, los cuales en sí mismos engloban otras cuestiones de nuestro interés y cuidado.
• Derechos Humanos (principios 2 y 5, e implícito en todos los demás).
• Dignidad humana (principios 1 y 3, y descrito implícitamente en los demás)
• Matrimonio y Familia (principio 4).

Seguir leyendo “Nuestro Credo Social: un Comentario”

Se Necesita Gente para Enfermar a la Gente

Se necesita gente para enfermar a la gente

Pastor Fernando Fuentes Amador

“Se necesita gente para enfermar a la gente, se necesita gente para sanar a la gente”. Pablo Hoff cita esta frase de otro autor en su libro “El pastor como consejero”. Cuanta sabiduría emana de esta frase.

Los instrumentos que sirven para generar sanidad o lo contrario, son los seres humanos. Por eso, en el gran mandamiento y de manera estratégica, Jesús establece que lo primero es AMAR A DIOS (Mateo 22:37-40). Pues al amarle a Él llena nuestros profundos vacíos, sana las asperezas y terminamos convirtiéndonos en lo que amamos. Aunque esto no quiere decir que si amamos a Dios nos convertimos en Dios, sino que proyectamos su imagen y semejanza puesta en el estado Adámico.

Inmediatamente después, establece AMARSE A SÍ MISMO, para poder en esta condición AMAR A NUESTRO PRÓJIMO. No seremos capaces de hacer por uno o por muchos lo que no somos capaces de hacer por nosotros mismos. Me amo, entonces “amo”; me valoro, entonces “valoro”; me cuido, entonces “cuido a los demás”, y así sucesivamente. De la abundancia de nuestro corazón, de nuestro bienestar y apreciación, hablaremos, cuidaremos, bendeciremos y daremos. Tú estás bien, entonces tu familia estará bien, y así subsecuentemente a todos los que te rodeen.

Seguir leyendo “Se Necesita Gente para Enfermar a la Gente”

Negocios que nos Ensordecen

Negocios que nos ensordecen

Muchas veces, estamos alienados por todo tipo de “negocios” humanos que nos impiden la visión de Dios y nos hacen sordos a sus múltiples invitaciones.

Juan Simarro

Negocios que nos alienan, nos estresan, nos hacen perder las prioridades. ¿Se puede considerar actual hoy esa parábola que nos narra Lucas, la de la Gran Cena, en donde los ricos e integrados sociales no pueden acceder por estar alienados por sus negocios? ¿Nos alienan a nosotros también los negocios de la vida en torno al dinero, la situación social y el poder hasta el punto de no aceptar la invitación de Dios de una forma comprometida y sincera?

Hoy hay esclavos, cansados, agobiados que caminan por el mundo cargados por el trabajo de sus negocios. Algunos caminan por la vida bajo el yugo y el peso de las riquezas a cuya consecución dedican los mejores esfuerzos de su vida, si no todos. Otros, andan en situaciones no boyantes económicamente, pero igualmente preocupados por el negocio, el tener, el poseer. Quizás, los únicos resignados sean los pobres de la tierra, los que han sido tirados al lado del camino despojados de bienes y, en muchos casos, de dignidad.

Seguir leyendo “Negocios que nos Ensordecen”

Viajero de la Libertad, Profeta de la Esperanza

Martin Luther King saluda desde el Lincoln Memorial tras las marchas de Washington en las que pronunció su discurso frente a 250,000 personas, el 28 de agosto de 1963. AFP.

Martin Luther King, Jr.: Viajero de la libertad, profeta de la esperanza

Toma mi mano, precioso Señor, llévame al hogar, Thomas A. Dorsey, 1932

Carmelo Álvarez

Para Martin Luther King, Jr. hay una relación estrecha entre la libertad como llamado ineludible que busca la justicia incesantemente y su expresión en un amor concreto y eficaz. Todos sus libros, sermones y conferencias se mueven hacia esa constante búsqueda. Más allá del amor sentimental está un amor que se ofrece y se da; se recibe y se promueve. Su propia vida estuvo enmarcada en una vocación suprema de responder al llamado de la libertad y luchar por la liberación de su pueblo afro-americano. Así lo narra en su libro, Viajeros de la libertad.

Una idea fundamental en esa autobiografía teológica es el sacrificio que implica la vocación de servir a una causa y luchar por ella. Toda vocación asume riesgos y acepta el sufrimiento como solidaridad fraterna desde la fe. El amor de Dios (ágape) es la fuerza y el poder que vence todos los prejuicios, remueve todos los obstáculos, particularmente la discriminación racial, y permite amar a los enemigos, siempre en la búsqueda de una sociedad más fraterna y justa.

La paz con justicia como acción concreta de la liberación necesita una dimensión ética que haga efectiva aquella justicia. Por eso Martin Luther King Jr. distinguía claramente entre las leyes justas y las leyes injustas. No basta con tener leyes o aun constituciones si ellas no promueven la vida digna, plena, con igualdad y equidad para todos los seres humanos. Sin plena liberación de todas las ataduras de opresión la libertad es sólo un concepto. En muchas de sus alocuciones aparecía una y otra vez la necesidad de que los y las afroamericanos asumieran su lucha en actos concretos a través de la no-violencia activa y militante.

Seguir leyendo “Viajero de la Libertad, Profeta de la Esperanza”

Amaos los Unos a los Otros

Amaos los unos a los otros

Ernesto Contreras Pulido
drernestocontreras@hotmail.com

En muchas empresas, por razones de seguridad, los empleados deben portar un gafete que los identifica como compañeros de trabajo. No hace mucho, mientras oraba por una persona que con mucho temor entraba al quirófano para que se le practicara una operación que tenía el riesgo de dejarla paralítica, me enteré que un compañero de trabajo era cristiano porque se puso a orar en voz queda junto conmigo. ¿Qué no sería bueno que los cristianos usáramos un gafete de identificación?

En los primeros tiempos de la iglesia, identificarse públicamente como cristiano implicaba el riesgo de ser encarcelado, torturado y hasta crucificado, decapitado o devorado por las fieras del circo romano. En nuestros tiempos, en el mundo musulmán, también es riesgoso que los demás sepan que uno es cristiano y, en varios países, como por más de 50 años lo fue en la desaparecida URSS comunista, declararse públicamente como cristiano, puede significar ir a la cárcel, sufrir tortura y pérdida de todas las posesiones y derechos humanos.

En algunas ciudades del centro y sur de México, las consecuencias de confesarse cristiano evangélico quizás no lleguen al martirio, pero no es raro que supongan persecución por parte de fanáticos que consideran al cristiano evangélico como un hereje digno de repudio, persecución, condenación, y castigo. Sin embargo, miles de valientes hijos de Dios han estado siempre, en todas las circunstancias y en todo lugar, dispuestos a honrar y obedecer a Jesús, que dijo: A cualquiera que me confiese delante de los demás, yo también le confesaré delante de mi Padre que está en los cielos (Mt. 10:33).

Seguir leyendo “Amaos los Unos a los Otros”

¡Hosanna! Bendito el que viene en el nombre del Señor

¡Hosanna! Bendito el que viene en el nombre del Señor

Pastor Fernando Fuentes Amador

No era un día común en Jerusalén, en la ciudad del Gran Rey se respiraba un ambiente de fiesta y celebración. La ciudad y sus alrededores estaban atestada de Peregrinos.

¿Qué celebración se tenía? Era la fiesta más grande, reunión a la que ninguno que llamándose hebreo, podía pasar por alto y ausentarse de ella. Todos eran convocados para la celebración de la Pascua llamada también el Pasaj, el memorial de la Gran Liberación de la esclavitud.

Se había cumplido el tiempo para que, de acuerdo a los planes y propósitos del Padre, Jesús hiciera su entrada triunfal. La mayoría en algún momento hemos leído la historia; Jesús entra en un pollino blanco, la gente tiende sus mantos y ondea sus palmas para la entrada y los niños cantan “Bendito el que viene en el nombre del Señor, Hosanna”; alabanza que molestó a los Escribas y Fariseos. Su deseo era “Cállalos”, pero Jesús les desafió diciendo: Si estos no hablaran, entonces las piedras hablarán de mi persona, de mi llegada, de mi salvación.

Seguir leyendo “¡Hosanna! Bendito el que viene en el nombre del Señor”

Del Conflicto a la Comunión

Del conflicto a la comunión: el futuro de los cristianos juntos en el mundo

Católicos, luteranos, metodistas, anglicanos y reformados disciernen pasos adicionales hacia una comunión eclesial más profunda y un testimonio común.

NOTRE DAME, Estados Unidos / GINEBRA. Marzo 29, 2019.

(LWI). ¿Cómo han cambiado las relaciones entre las comuniones cristianas mundiales que se han adherido a la Declaración Oficial Conjunta de la Doctrina de la Justificación por la Fe en las últimas dos décadas? ¿Cómo pueden hacer más visibles la nueva confianza y las amistades que han crecido entre ellos? ¿Y cómo pueden poner su poderoso mensaje de reconciliación al servicio de un mundo profundamente dividido?

Esas preguntas han estado en el centro de una consulta, que tuvo lugar en la Universidad de Notre Dame en Indiana, Estados Unidos, del 26 al 28 de marzo. La reunión reunió a ecumenistas de las cinco comuniones cristianas globales que afirmaron la Declaración Conjunta sobre la Doctrina de la Justificación (JDDJ , por sus siglas en inglés) , un acuerdo histórico de 1999 que resolvió efectivamente el conflicto central y divisorio de la era de la Reforma.

Originalmente firmado por los líderes de la Iglesia Católica y la Federación Mundial Luterana (FLM), el acuerdo se ha ampliado para incluir el Consejo Mundial Metodista, la Comunión Anglicana y la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas. Todas estas comuniones ahora están de acuerdo con el mensaje central de la salvación en y por medio de Cristo. Al estar juntos sobre esta base, los participantes expresaron una nueva urgencia de llevar este mensaje de vida al mundo de hoy, mientras continúan su trabajo teológico hacia la meta de la unidad cristiana.

Seguir leyendo “Del Conflicto a la Comunión”

EDITORIAL

Iglesias con complejo de inferioridad

“Y hablaron mal entre los hijos de Israel, de la tierra que habían reconocido, diciendo: La tierra por donde pasamos para reconocerla, es tierra que traga a sus moradores; y todo el pueblo que vimos en medio de ella son hombres de grande estatura. También vimos allí gigantes, hijos de Anac, raza de los gigantes, y éramos nosotros, a nuestro parecer, como langostas; y así les parecíamos a ellos”.

Números 13:32-33.

Vivimos en un mundo hiperconectado que habla mucho y dice poco. Sigue enfrentándose a los mismos dilemas, aún con los grandes bancos de datos a la mano y la capacidad de compartir cualquier tipo de información, casi con cualquier lugar y persona en el planeta. Como nunca en la historia de la humanidad, el acceso a cualquier tipo de conocimiento es prácticamente instantáneo y ubicuo. A veces, la sobreexposición de los medios electrónicos y redes sociales nos enseña realidades que van más allá de nuestra comprensión.

Pero los problemas de los seres humanos son los mismos de siempre. La soledad, la incertidumbre ante el futuro, el rencor y la injusticia. Todos ellos siguen estando presente en nuestro devenir cotidiano. La tierra fértil para abonarla con el evangelio de la paz está allí, lista para ser sembrada, protegida y cosechada. Es tierra de la que fluye leche y miel, que es la Tierra Prometida. Pero también es terreno que requiere esfuerzo, disciplina y trabajo. Mucho trabajo. Trabajo diario.

Seguir leyendo “EDITORIAL”

¿Pueden los Bancos Centrales Convertir Piedras en Pan?

¿Pueden los bancos centrales convertir piedras en pan?

Este sistema tiene sus días contados. No hace falta que mañana empiece una revolución. Caerá por su propio peso.

José Hutter

“Menos mal que la gente no entiende nuestro sistema bancario y monetario. De lo contrario, creo que habría una revolución mañana por la mañana”.

Con esta cita de Henry Ford terminé mi último artículo. Esta vez vamos al grano. Me gustaría que mis lectores entendiesen el fundamento sobre el cual se basa nuestro sistema monetario actual que no es otra cosa que un gigantesco fraude. ¿Qué tiene que ver eso con la teología? Mucho, como espero que veamos. Porque la Biblia prohíbe el fraude y el peso falso.

Uno de los textos más interesantes -en mi opinión- que habla sobre este tema es un tanto enigmático. Se encuentra en Éxodo 22: 26, en la parte de la Ley Civil de Israel:

“Si tomares en prenda el vestido de tu prójimo, a la puesta del sol se lo devolverás”.

El contexto de este versículo es la prohibición de los préstamos a los pobres de entre los hebreos. En este preciso ejemplo, el pobre ha pedido un préstamo tan pequeño que su vestido (o manto) puede servir como colateral (prenda). Aunque en este caso no se trate de un préstamo comercial sino caritativo, sirve para explicar un principio fundamental que todos los bancos de hoy en día violan.

Seguir leyendo “¿Pueden los Bancos Centrales Convertir Piedras en Pan?”

Los Evangélicos y el Poder

Los evangélicos y el poder

Roberto Blancarte

“Explicación no pedida, acusación manifiesta”, sostiene el dicho popular. El pasado 21 de febrero, el Presidente de la República tuiteó: “Recibí a pastores de la comunidad evangélica al igual que lo hago con católicos, judíos, personas de otras religiones, ateos, no creyentes y librepensadores. En un país plural, la mayoría coincidimos en que se necesita buscar el bienestar material y del alma”. Si su reunión no esconde nada malo, no veo porque López Obrador tiene que justificarse.

Sin embargo, el Presidente de todos los mexicanos sabe que dicha reunión, aunque no tiene en sí nada de malo, es percibida con desconfianza y suspicacia por un buen número de mexicanos. Y no solo entre los católicos, los agnósticos y los miembros de otras agrupaciones religiosas, sino entre protestantes y evangélicos, quienes ven de manera negativa que el Presidente reciba a un grupo de líderes evangélicos que no es necesariamente representativo del conjunto de Iglesias cristianas y por lo tanto tampoco debe asumirse como el único interlocutor válido de una enorme pluralidad de posiciones que se traduce en más de 4 mil asociaciones religiosas de ese signo registradas ante la Secretaría de Gobernación.

La Confraternidad Nacional de Iglesias Evangélicas es una organización importante que agrupa a unas cuantas decenas de iglesias evangélicas y su dirigente, Arturo Farela, ha sabido navegar entre el priismo y el morenismo, pero ciertamente no representa a muchas otras y más numerosas iglesias evangélicas, que no lo consideran confiable.

Seguir leyendo “Los Evangélicos y el Poder”

Iglesia Pura o Iglesia Acogedora

Iglesia “pura” o iglesia acogedora

Hemos de reflexionar y trabajar para que no nos confundamos con los conceptos de “iglesia santa”, “familia santa”, “ambiente santo” u otros, no sea que estemos rozando los conceptos de pureza que tenían los religiosos del tiempo de Jesús.

Juan Simarro

A veces, desgraciadamente, nos podemos equivocar con la consideración e idea que tenemos de mantener una iglesia “pura” un poco al estilo de aquellos religiosos de la época de Jesús que no dejaban entrar en sus círculos a los pobres, marginados, tullidos o aquellos que, de alguna manera eran estigmatizados. No. Sé que no llegamos, gracias a Dios, a ese extremo. Sin embargo, es posible que sí pensemos en una iglesia, de alguna manera “pura”, en donde los mejor considerados, favorecidos e integrados en ella, no sean aquellos que son pobres, proscritos, desclasados o tildados de pecadores. Si algo de esto se da en nuestras congregaciones, estamos a punto de perder la categoría de “iglesia acogedora”.

Sería una pena que, en nuestro concepto de iglesia “pura”, la desventaja la llevaran muchos de esos proscritos según el mundo y se diera prioridad a que nuestras congregaciones se llenaran solamente de personas con buena reputación, más o menos integradas social y económicamente, mientras que “pasamos” un poco de los desgraciados y pobres de este mundo.

Esto nos podría llevar a la consideración de que no sólo es que no seamos iglesia “acogedora”, sino que podríamos perder también el título de “iglesia del Reino”, que mantiene los valores de ese Reino que irrumpe en nuestra historia con la figura de Jesús, y uno de cuyos valores, de los de mayor relevancia, es ese de que “muchos últimos serán los primeros”.

Seguir leyendo “Iglesia Pura o Iglesia Acogedora”

Salgo del Closet

Salgo del Closet

Dr. Carlos Alejandro Muro Flores

Nadie en México al día hoy estaría pugnando por derogar las leyes que norman el consumo del alcohol o el tabaco, las cuales estipulan que solo los mayores de 18 años pueden consumirlos previa identificación. Esto ayuda a la mejor convivencia en el medio cotidiano de nuestro vivir, pues de NINGUNA manera se está obligando a su consumo. Es más, estas leyes incluyen la obligación de que estos productos publiquen en su envase o empaque advertencias de las consecuencias que se pueden tener al consumirlas, así como restricciones para su consumo.

¿Que si creo NECESARIO la legalización del uso lúdico o medicinal de la marihuana? Si. ¿De la ley civil que permite el matrimonio de personas del mismo sexo? Si. ¿De una ley que reglamente y despenalice el aborto? Si. ¿De la aplicación en su totalidad de los Derechos Humanos, sea cual fueren? Sí. La razón por la cual yo creo NECESARIO esto, es que ordena en el ámbito social y saca de la clandestinidad algo que ya se practica y tiene repercusiones sociales muy graves que todos conocemos. Y que vulneran la libre expresión y desarrollo de la persona si no son tomadas en cuenta.

Esto no quiere decir que esté de acuerdo con estos actos. ¡No! Lo pongo más claro: NO estoy de acuerdo que YO realice alguno de estos actos, pues en mi “desarrollo libre de MI personalidad” he decidido, de una manera informada y vivencial, que NO son buenos para mí. Pero jamás me verán apoyando estas iniciativas, salvo -y reitero-, en algunos casos extremos en donde la situación muy concreta e individual lo requieran como último recurso. Y eso en una esfera reducida.

Seguir leyendo “Salgo del Closet”