Comunicado a las Autoridades Civiles

Comunicado del obispo de la Conferencia Anual de México

Dr. Moisés Morales Granados

Ciudad de México, a 28 de agosto de 2019.

A LAS AUTORIDADES CIVILES Y A LA OPINIÓN PÚBLICA,
La Iglesia Metodista de México, perteneciente a la tradición cristiana y con presencia en nuestro país desde hace 146 años, tiene como principio básico la búsqueda de la paz con justicia. Sin el desarrollo justo y pacífico del ser humano y los ecosistemas resulta imposible la vida plena, objetivo común para la mayoría de todos los credos e ideologías.

Vemos con preocupación la degradación del tejido social en nuestro país traducido en constantes actos de criminales, los cuales, muchas veces y de manera trágica, terminan con la muerte violente de hombres, mujeres, jóvenes e infantes.

En días pasados se dio a conocer el asesinato del Pastor de la Iglesia Fraternidad Cristiana, Alfrery Cruz Canseco, en plena reunión con sus congregación en Tlalixtac de Cabrera, Oaxaca. Si bien el presunto asesino ya se encuentra bajo custodia de las autoridades, el móvil del crimen se desconoce.

En otro evento, al inicio de la presente semana un feligrés de la Iglesia Metodista Mahanaim, ubicada en Cuautitlán Izcalli, Edo. de México, fue asaltado y herido de bala en dos ocasiones, en una pierna y en el pecho. Este evento lo puso en inminente peligro de muerte, todavía más que los servicios de emergencia médica no fueron eficaces por lo que perdió mucha sangre antes de lograr llegar al hospital por otros medios. Nuestro hermano se une a la larga lista de cientos de miles que han sufrido el miedo, peligro y violencia del crimen, además de las carencias que en el presente se sufren en relación a los servicios médicos y de emergencia.

Por lo anterior, decimos lo siguiente:
Como Iglesia Metodista de México, rechazamos cualquier tipo de violencia que atente contra la vida de la población, así como cualquier ideología que promueva la discriminación e intolerancia de cualquier tipo.

Urgimos a las autoridades civiles de este país a trabajar con mayor ahínco en la prevención y combate del crimen que enluta a miles de hogares en nuestro país. Pedimos se implementen los mecanismos necesarios para una reconstrucción del tejido social para la lograr la pacificación de nuestra nación.

Expresamos nuestra solidaridad y apoyo espiritual a la familia del Pastor Cruz Canseco, su congregación y a la Iglesia Fraternidad Cristiana. El pastor en su muerte se ha hermanado a miles que yacen asesinados de manera similar. Con su muerte, se ha hecho uno con su pueblo que sangra. El pastor se ha convertido en semilla que ha de florecer en vida nueva. Aún en la promesa de la resurrección y vida, pedimos que la familia Cruz Canseco sea consolada por el Señor, quien tiene las llaves de la vida y la muerte en sus manos.

Seguimos apoyando en oración a nuestro joven hospitalizado y su familia.
Invitamos a nuestras iglesias hermanas a orar y actuar desde las posiciones propias a favor de la justicia y la paz en nuestro país.

“Los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento y los que enseñan la justicia a la multitud, como las estrellas a perpetua eternidad” (Daniel 12:3).

Obispo Moisés Morales Granados.
RÚBRICA.