Noticias Internacionales

NOTICIAS INTERNACIONALES

José Donato Rodríguez Romero (Compilador)

Se publica la bienvenida a la 22a Conferencia Metodista Mundial para 2022

La Conferencia Metodista Mundial es una reunión global de la familia metodista-wesleyana que se lleva a cabo cada cinco años en una parte diferente del mundo. La 22ª Conferencia Metodista Mundial se llevará a cabo en Gotemburgo, Suecia, los días 10 al 14 de agosto de 2022 (DM).

Bienvenido a Gotemburgo y Suecia. La ciudad sede presenta varias ventajas como sede de este gran evento:

  • Relación calidad-precio. Gran calidad a un coste inferior: precios inferiores a la media europea.
  • Fácil acceso con vuelos directos desde 55 destinos importantes, con París y Londres a solo dos horas de distancia. Solo 20 minutos de transporte hasta el lugar de la Conferencia Metodista Mundial.
  • La posibilidad de caminar entre la sede, los hoteles y los lugares de entretenimiento. Más de 7 mil habitaciones de hotel en el centro de la ciudad.

La sede de la Conferencia Metodista Mundial, el Centro de Congresos y Exposiciones de Suecia, es el hotel y un centro de congresos totalmente integrado, el más grande de Europa.

Gotemburgo es el principal destino de reuniones sostenibles del mundo. Cuenta con Ambientes verdes, limpios y seguros.

Ofrece también, una de las áreas silvestres más increíbles del mundo con increíbles posibilidades para actividades sociales está a solo un viaje en tranvía del centro de la ciudad.


El Consejo Mundial de Iglesias recuerda al Boris Bobrinskoy, teólogo ortodoxo y maestro que ejemplificó la fidelidad a la tradición y el compromiso con el diálogo

Foto: Orthodoxie.com

FUENTE: CMI. Ginebra, Suiza. Agosto 13, 2020. El protopresbítero Boris Bobrinskoy, uno de los teólogos ortodoxos más conocidos de Francia y ex miembro de la Comisión de Fe y Constitución del Consejo Mundial de Iglesias (CMI), falleció en París la semana pasada a la edad de 95 años.

Fue muy respetado por las contribuciones que hizo a los diálogos ecuménicos y las instituciones académicas durante muchas décadas. En un homenaje publicado en su sitio web, el CMI celebró la “larga e impresionante peregrinación ecuménica de Bobrinskoy”.

Profesor de Teología Dogmática en el Instituto Teológico Ortodoxo San Sergio de París durante más de 50 años y durante mucho tiempo responsable de la participación ortodoxa en el Instituto de Estudios Ecuménicos, creado por el Instituto Católico de París, también enseñó en la Universidad Protestante de Neuchâtel. y la Universidad Católica de París.

El Rev. Prof. Dr. Ioan Sauca, secretario general interino del CMI, expresó las condolencias de toda la familia ecuménica y agregó su gratitud personal: “Para la mayoría de nosotros, el difunto Padre Boris ha sido un brillante ejemplo de fidelidad a nuestra propia tradición y apertura a hermanas y hermanos de otras confesiones; un ejemplo vivo de paciencia, humildad, sinceridad y compromiso genuino en el diálogo con hermanas y hermanos; un maestro al que se le podría llamar grande porque no solo enseñó, sino que también practicó todo lo que enseñó”.


El Día Ecuménico Internacional de la Juventud establece conexiones globales para mejorar la salud mental

Contribución de la Iglesia del Sur de la India a la Jornada Ecuménica Internacional de la Juventud 2020.

FUENTE: CMI. Ginebra, Suiza. Agosto 13, 2020. Desde saludos cordiales, música y baile, hasta consejos prácticos, el Día Internacional de la Juventud Ecuménica del Consejo Mundial de Iglesias (CMI) el 12 de agosto atrajo a jóvenes de todo el mundo a una reunión virtual que exploró el tema de la salud mental y cómo las iglesias pueden ayudar a los jóvenes en esta área de sus vidas.

Rhee Hanbeet, miembro del Consejo Ecuménico de la Juventud de Corea y miembro de la Comisión de Juventud ECHOS del Consejo Mundial de Iglesias, moderó el diálogo. “Nuestro objetivo es destacar las contribuciones activas y la participación de los jóvenes en el movimiento ecuménico”, dijo.
En un saludo en video, el secretario general interino del CMI, Rev. Prof. Dr. Ioan Sauca, expresó su agradecimiento por la esperanza que los jóvenes aportan al movimiento ecuménico. “Seguimos viendo y experimentando el espíritu de Dios moviéndose en diferentes áreas y espacios de la confraternidad”, dijo. “A pesar de estos tiempos difíciles, todavía hay señales de esperanza que vienen por la gracia de Dios y nuestra fe en Cristo Jesús. Uno de estos signos de esperanza es la celebración de hoy”.

Los oradores expertos destacados hablaron sobre la relación entre la vida espiritual y la salud mental. El Dr. Chiwoza Bandawe, profesor asociado del Departamento de Salud Mental de la Facultad de Medicina de la Universidad de Malawi, discutió la necesidad de desarrollar la alfabetización en salud mental entre los ministerios juveniles. “Cuando hablamos de salud mental, realmente estamos hablando de nuestra capacidad para pensar, sentir y comportarnos de tal manera que nos demos cuenta de todo nuestro potencial para enfrentar los desafíos de la vida, y para poder estudiar y trabajar de manera proactiva y de manera significativa, y contribuir a nuestra comunidad”, dijo.

Para Jeremiah Edward Bohol, psicólogo clínico de United Methodist Youth Fellowship en Filipinas, los jóvenes deben estar en comunidad para fortalecer la salud mental de los demás. “Creo que la salud mental es o debería ser un esfuerzo colectivo en lugar de percibirla como un problema personal o individual”, dijo. “Nos desconectamos unos de otros debido a otras prioridades como el trabajo, la carrera, la educación, etcétera”.

El Día Internacional de la Juventud, declarado por primera vez por las Naciones Unidas en el año 2000, se celebra cada año bajo un tema diferente.


Profecía verdadera y falsa en la era de la pandemia

Foto: Marcelo Schneider / WCC, 2020.

FUENTE: CMI. Nairobi, Kenia. Agosto 12, 2020. ¿Cómo se discierne la voluntad de Dios en tiempos de crisis y peligro? Esa es la pregunta que plantea Pauline Wanjiru Njiru en su nueva reflexión sobre el consejo del profeta Jeremías a los exiliados en Babilonia.

El coronavirus ha dado lugar a desinformación y distorsión, así como a consejos científicos en evolución y, a veces, contradictorios. Incluso los líderes religiosos y los predicadores prominentes han luchado para abordar las consecuencias prácticas de la pandemia para sus congregaciones, y mucho menos sus profundos desafíos teológicos.

La situación, dice Njiru, “nos lleva a lidiar con la pregunta de todas las edades: ¿cómo discernimos la voz de Dios en tiempos difíciles cuando, como sucede a menudo, la falsa profecía suena convincente y la verdadera profecía es difícil de asimilar, aceptar, ¿o creer?

Reflexionar sobre las súplicas apasionadas pero sabias de Jeremías, dice, puede ayudar a los cristianos a navegar por las “profecías verdaderas y falsas” de nuestra época, que incluyen no solo consejos contradictorios, sino también narrativas contradictorias del virus, estigmatización de su víctima y negligencia pastoral, para llegar a una acción auténtica y responsable.
“Este texto es una invitación para que las personas que enfrentan momentos y situaciones desafiantes, como nosotros, se adapten y traten de darle sentido a la vida en momentos inusuales”, escribe.

El nuevo estudio de Njiru es el último de una serie de reflexiones bíblicas compuestas en respuesta a la pandemia del coronavirus y publicado como Healing the World.

La autora, la Rev. Pauline Wanjiru Njiru, con sede en Nairobi, Kenia, es coordinadora regional para África Oriental en el programa Ecuménico de Iniciativas y Promoción del VIH y el SIDA (WCC-EHAIA).


Conectar a la juventud de Brasil con la misión mundial de Dios

Vocare ha sido una iniciativa exitosa para movilizar a los jóvenes en Brasil, un país que cuenta con un inmenso potencial para la misión. Por Lissânder Dias.

FUENTE: Protestante Digital. AUTOR: Lissânder Dias. Sao Paulo, Brasil. Agosto 12, 2020. San Paulo (Brasil), noviembre de 2012: en una pequeña sala de un seminario teológico se reúne un pequeño grupo, en su mayoría jóvenes. En la agenda estaba su sueño compartido. “Nuestro deseo era ver a muchos jóvenes cristianos tomar en serio sus vocaciones, pero no sabíamos por dónde empezar”, recordó uno de los participantes. Algunos habían viajado toda la noche en autobús sólo para ser parte de esta reunión. Se habían hecho otros intentos de reunirse, pero esta vez el grupo tuvo una buena asistencia y estaba suficientemente motivado.

Lo que ahora se conoce como Movimento Vocare nació de esa pequeña reunión. Lo que inicialmente iba a ser un evento sobre la vocación se convirtió en un lugar de orientación, para la renovación juvenil en el movimiento misionero brasileño, y en un espacio de desarrollo vocacional. Vocare ha involucrado a nuevas generaciones de líderes cristianos —de misiones, de iglesias y de jóvenes— en todos los estados brasileños. La palabra latina para “vocación” es vocare, y fue elegida porque traduce la esencia de lo que queremos lograr.

El primer congreso de Vocare tuvo lugar en abril de 2015. Desde entonces, se han celebrado cinco congresos más, siempre en la ciudad de Maringá, Paraná, en Centro Universitario de Maringá (CESUMAR). Los participantes llegan en grandes grupos organizados por las iglesias locales y se alojan en las aulas de la universidad transformadas en dormitorios. El congreso incluye cuatro días de trabajo y servicio arduos de los participantes, que salen con una perspectiva vocacional equilibrada a través de un programa diverso y contextualizado: sesiones plenarias, presentaciones musicales, reuniones en grupos pequeños, talleres, experiencias de misión, charlas sobre la vocación y conexión con oportunidades de servicio actuales, entre otras.

Un lugar de orientación
Los jóvenes que participaron en Vocare se han comprometido a seguir la vocación que Dios les ha dado, pero todavía tienen dudas sobre qué dirección tomar. En otras palabras, necesitan discernir sus próximos pasos. Vocare entonces se vuelve aún más importante; ofrece orientación personal y conecta a los buscadores de vocaciones con la misión de Dios a través de las oportunidades de servicio que ofrecen las agencias de misión. Después del congreso, los participantes salen motivados con opciones específicas para ejercer su vocación.

Vocare ayuda a responder preguntas que han estado en el corazón de los participantes durante mucho tiempo. Fue lo que ocurrió con Amanda, de 23 años, de San Pablo: “Estaba buscando la guía de Dios en lo que respecta a las misiones y todo fue increíble —la adoración en la plaza de la ciudad, los talleres, los testimonios de los misioneros—, todo fue maravilloso”.

Adriciane Portela, una estudiante de derecho de 23 años de Blumenau, Santa Catarina, cuenta lo que sucedió cuando participó en Vocare: “Cuando llegué al evento, conocí muchas organizaciones misioneras que trabajan en el sector legal con refugiados. Me impactó mucho, y empecé a estudiar la acogida de refugiados en Brasil y el papel de las organizaciones misioneras que se asocian con el Estado, relacionándolo con el ejemplo de Jesucristo. Más tarde recibí una beca de la Asociación Nacional de Abogados Evangélicos. Continúo estudiando las corrientes migratorias, derecho internacional y derechos humanos. Todo esto comenzó en Vocare”.

Entre las dudas vocacionales, existe el riesgo de la idealización: quedar atrapado en una búsqueda irreal, una especie de proyección psicológica para huir de la difícil realidad. Para protegerse de esto, a través del HangOut de Vocare, los jóvenes tienen un lugar apartado para tener conversaciones reales y honestas, con la esperanza de que Dios traiga claridad a sus mentes. Las conferencias también arrojan luz sobre las ideas poco claras. “El campo misionero no es un lugar ideal, sino un lugar para la obediencia”, dijo Ziel Machado, uno de los oradores del primer congreso de Vocare en 2015. “Así como un carpintero tiene la vocación de trabajar con la madera, las personas con un sentido de vocación están llamadas a hacer algo significativo. No es la vocación lo que determina si el trabajo se realiza cerca o lejos, sino la dirección de Dios”, dijo Ronaldo Lidório, pastor y misionero entre nativos brasileños.