El Culto de Adoración Virtual llegó Para Quedarse

El Culto de Adoración Virtual llegó Para Quedarse

Jim Patterson
Traducción y adaptación: Leonor Yanez

Su formación como periodista en la universidad se volvió particularmente relevante cuando golpeó la pandemia del COVID-19, dijo la Revda. Amy Wilson Feltz de la IMU San Pablo en El Paso, Texas. En marzo pasado, la llegada del COVID-19 impulsó a muchas iglesias, incluida la de San Pablo, a mejorar o comenzar desde cero lo que ofrecían en Internet.

“Me gradué hace muchas lunas de la Universidad Abilene Christian, pero los conocimientos básicos de edición de video, diseño gráfico, fotografía y cosas así fueron útiles” dijo Feltz.

El Rev. Mark Nakagawa, superintendente del Distrito Oeste en la Conferencia Anual California-Pacífico, dijo que el COVID-19 ofrece “un momento Kairos para la iglesia”. “Kairos” es una palabra griega que significa momento justo, crítico u oportuno.

“El COVID-19 ha traído el futuro a nuestra puerta y ha obligado a las iglesias a hacer cambios que han querido hacer durante décadas y al mismo tiempo, les ha brindado la oportunidad de ser creativas de formas que nunca pensaron hacerlo” dijo Nakagawa, quien también se desempeña actualmente como pastor administrativo de la Iglesia Metodista Unida Centenary en Los Ángeles, California.

La Revda. Amy Wilson Feltz, pastora de la Iglesia Metodista Unida de St. Paul en El Paso, estado de Tejas, instala equipos informáticos para transmitir un sermón en vivo en el santuario de la iglesia en septiembre. Aunque el púlpito, que es visible en cámara, tiene el color litúrgico apropiado, el estandarte en la pared era de Cuaresma, cuando la iglesia tuvo que suspender el culto en persona. Foto cortesía de la Revda. Amy Wilson Feltz.

Nakagawa dijo que solo un puñado de las 80 iglesias que supervisa ofrecían adoración virtual antes de la pandemia: algunas hacen producciones especialmente preparadas para Internet, otras solo transmiten en vivo los servicios de la iglesia, incluso si tienen lugar en un santuario sin adoradores/as mientras algunas hacen ambas cosas. “Ahora la situación ha cambiado; quizás tengo un puñado de iglesias que no están haciendo algún tipo de adoración virtual pero la mayoría de las iglesias, al menos en este distrito, han dado el salto de la adoración en el templo a la adoración en línea” dijo.

El camarógrafo Walter Tumba monitorea la cámara para mantener el sujeto centrado en el visor mientras graba en la IMU Cranborne en Harare, Zimbabue. Foto cortesía de Producciones Rutley, un canal de YouTube que ofrece videos relacionados con temas metodistas unidos.

El Rev. Matthias Fankhauser, quien dirige el Departamento de Desarrollo de La Iglesia Metodista Unida en Suiza y Francia, dijo que un aspecto importante de la crisis pandémica es que las iglesias fueron presionadas para reforzar su presencia en línea. “¿No es corazones abiertos, mentes abiertas, puertas abiertas? Así que tratemos de encontrar una nueva forma de vivir el Evangelio” dijo Fankhauser.

Las responsabilidades en línea han aumentado la carga de trabajo de los/as pastores/as, quienes estarán aún más ocupados/as a medida que las iglesias vuelvan a la normalidad después de que la pandemia se alivie.

“Tuve que aprender a subir videos a Facebook y programar publicaciones. Es genial poder encontrar una nueva vía para compartir el Evangelio, y eso es lo que esto ha hecho por nosotros/as” dijo el Rev. Jeff Vanderhoff de la IMU Trinidad en McMurray, Pensilvania. Sus servicios en línea han atraído a exmiembros que se han mudado y a la familia extendida de miembros y personal de la iglesia, dijo Vanderhoff. “Hemos llegado a personas en algunos lugares tan lejanos como California y de hecho, tuvimos otra familia que se mudó por algunos años a Okinawa, Japón, y nos sintonizaron desde Okinawa”.

Rutendo Luckmore Kufarimayi de la Iglesia Metodista Unida de Cranborne en Harare, Zimbabue, instala un micrófono profesional cubierto para capturar el sonido de la cámara de video. Foto cortesía de Producciones Rutley, un canal de YouTube que ofrece videos relacionados con temas metodistas unidos.

Las iglesias en Zimbabue se han conectado y la respuesta ha sido positiva, dijo Kudzai Chingwe, comunicador de la Conferencia Este de Zimbabue de la Iglesia Metodista Unida en África. “Los/as zimbabuenses están en todo el mundo y asisten a servicios virtuales; están… reavivando sus recuerdos. También ven a sus familiares durante la transmisión en vivo” dijo Chingwe.

El edificio de la Iglesia Metodista Unida de la Universidad en Lake Charles, Luisiana, sufrió graves daños por el huracán Laura el 27 de agosto. Después de que se publicitara la tragedia en la página de Facebook y el sitio web de la iglesia, se recibieron en línea más de $40.000 en donaciones. “Eso sucedió cuando ni siquiera teníamos la capacidad de recibir nuestro correo; pero habíamos codificado la opción para hacer posibles los pagos en el sitio web” dijo la Revda. Angela Cooley Bulhof, pastora de la Universidad.

La mejor manera de medir la efectividad de los servicios en línea es observar las interacciones en lugar de las vistas, dijo Vanderhoff. “Descubrimos que el número de las vistas pueden ser engañosas pues puedes tener cientos de ellas, pero básicamente es que alguien lo vió. Si logras un compromiso, eso significa que a alguien le gustó o lo compartió, comentó o algo así” dijo.

El siguiente paso es llegar a las personas que se han comprometido con el sitio web, “y tal vez hacer una conexión personal más allá de Internet con algunas de esas personas. Ha sido una verdadera bendición extender el alcance” dijo Vanderhoff.

Feltz ha encontrado útiles las actividades interactivas con espectadores en línea.  “La semana pasada hablamos sobre el bautismo en general e invitamos a las personas a tener un cuenco de agua con ellos/as. Tratamos de dejar muy claro que no estábamos bautizando a nadie en Internet, solo estábamos usando el agua para recordar la fidelidad de Dios” dijo.

El personal de la iglesia también hizo tarjetas que se podían imprimir en casa o enviar por correo a los/as feligreses/as en línea.

“Les recordó la gracia de Dios de esa manera cada vez que se lavaran las manos”, dijo Feltz. “Eso ha recibido algunos comentarios”.

Un pequeño grupo de dinosaurios custodia una computadora portátil utilizada por la Revda. Amy Wilson Feltz, pastora de la IMU San Pablo en El Paso, Tejas, para transmitir servicios virtuales. Auggie (Augustus), el hijo de 5 años de la Revda. Feltz, envió los juguetes con su madre cuando ella se iba a la iglesia esa mañana. Foto cortesía de la Revda. Amy Wilson Feltz.

Los feligreses en línea han comenzado a donar a las iglesias que siguen. En Francia y Suiza, las donaciones se han mantenido estables durante la pandemia. “Hay donaciones de personas que nunca antes asistieron a los servicios, pero se sintieron conmovidas por el que vieron en Internet y decidieron donar” dijo Fankhauser.

Vanderhoff dijo que las donaciones electrónicas en la IMU Trinidad han aumentado. “Eso ha sido gracias a nuestros miembros actuales que ya estaban donando, pero en la pandemia decidieron probar las donaciones electrónicas como una opción ya que no asistían personalmente. También hemos visto a algunas de las personas a las que hemos llegado a través del servicio en línea que antes no formaban parte de nuestra iglesia; algunas de ellas han comenzado a donar en línea, lo cual, por supuesto, es algo bueno” dijo.

El tema de si la iglesia en línea por sí sola puede constituir la experiencia de adoración de un metodista unido aún no se ha resuelto.

“No creo que haya una ‘talla única’. Si están creciendo en la fe, están creciendo en su desarrollo espiritual y su capacidad para salir al exterior y servir en la comunidad, … no veo por qué eso sería un problema” dijo.

Está “fuera de discusión” detener los esfuerzos en línea después de que pase la pandemia, “Pero también está claro que necesitamos ambos formatos, en línea y en persona” dijo Fankhauser.

“Es por eso que estamos expandiendo los formatos en línea y hemos agregado nuevos trabajos para poner más recursos en formatos digitales. También invertimos en tecnología y estamos ansiosos/as por impulsar lo que llamamos una iglesia híbrida, formatos cara a cara y digitales”. Feltz está de acuerdo.

“Incluso cuando se eliminen las restricciones, también continuaremos trabajando duro en nuestra presencia en línea, porque es una forma válida para que la gente se conecte” concluyó.

“Realmente no son los fuertes los que sobreviven sino los que se adaptan” dijo Feltz, citando un axioma que escuchó por primera vez de la Revda. Donita Lea de la IMU San James en Abilene, Texas.  


REFERENCIA

Patterson, Jim. (2021). El culto de adoración virtual llegó para quedarse. Febrero 8, 2021, de UM News Sitio web: https://www.umnews.org/es/news/virtual-worship-is-here-for-good